Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
347 A MADRID VIERNES 16- 1- 87 Ambiente de tensión en la Junta general de la Cooperativa Pablo Iglesias Los socios presentaron reclamaciones contra la rectora Madrid. Jaime Alarcón La Junta General Extraordinaria de la Sociedad Cooperativa de viviendas Pablo Iglesias fue, tan polémica como se esperaba. Los interventores designados por la Dirección Generi de Cooperativas no sólo quisieron que las votaciones no se efectuaron a mano alzada- práctica habitual en todas las asambleas de los socios- sino que quisieron llevar la reunión sin turno de intervención. Y los socios tuvieron que hacerse a o í r á gritos. Al final de ia Junta, los socios consiguieron todos los resultados que se habían propuesto: disolución del actual Consejo Rector, mantenimiento en su cargo de los interventores de los socios, intervención de la Socldad por parte de la Dirección General de Cooperativas por más tiempo y aplazamiento de la votación sobre disolución o nó de la Cooperativa hasta que una auditoría permita conocer el verdadero estado financiero de ésta. Y para obtener dichos resultados tuvieron que luchar contra los interventores de la Dirección General durante dos horas, cuando de haber sido oidos a la primera la Junta no hubiera durado ni diez minutos. La Junta comenzó con más de dos horas de retraso debido a la lentitud de los trámites de identificación en la entrada- y el elevado número de socios asistentes. La presidenta de la mesa, María Luisa Sanabre, intentó impedir la entrada de la prensa al recinto. El orden del día era riguroso: ratificación o no de la Junta Rectora y de los interventores de los socios, elección en su caso de una nueva Junta y nuevos interventores y, por último, posible disolución de la Sociedad y elección de socios liquidadores. Y según los vecinos, este tercer punto debía ser aplazado hasta que una auditoría permitiera conocer la situación financiera real de la Cooperativa. Por esta misma razón ningún socio se había presentado candidato a la Junta Rectora. Los interventores de la Dirección General habían distribuido a la entrada, en el largo trámite que retrasó el comienzo de la sesión, unas papeletas que habrían de: servir para las votaciones nominales, secretas. y bajo llamamiento de la mesa Esto resultaba un tanto difícil como procedimiento. i Además, no establecieron ningún tumo de intervención. Por lo tanto, las líneas de desarrollo de la Asamblea fueron las que dieron los gritos espontáneos de los socios desde sus asientos. Así, tras media hora de protestas se logró de la Mesa la concesión de la votación a mano alzada (procedimiento que los socios habían seguido siempre en todas sus Juntas, incluso en la que se eligió al Consejo Rector) En dicha votación el resultado fue de casi total unanimidad a favor del cese de la Junta Rectora de la Cooperativa, y del mantenimiento en su cargo de los interventores de los socios; Luego debería haber tenido lugar la votación del. segundo punto del orden del día, que no pudo llevarse a cabo Por último, los interventores de la Dirección General quisieron llevar a cabo la votación del tercer punto del orden del día. El tumulto entonces fue mayor que los anteriores. La Mesa, alegando la inamovibilidad del orden del día quería llevasr a efecto la votación. Tras más de media hora de discusiones, los socios lograron el aplazamiento pedido. Ahora piensan encargar la auditoría a una empresa privada. Los críticos de Aranjuez toman la finca Sotomayor como bandera Madrid. Isabe! Montejano Uno de los asuntos más preocupantes con los que en este momento sé enfrenta el Ayuntamiento de Aranjuez es el de la finca Sotomayor por la que durante los. últimos años se han interesado varios organismos de la Administración, como la Universidad Politécnica, sin que los que gobiernan la vida municipal hayan querido acceder ni siquiera a tratar de ello dijo a ABC Francisco Javier Díaz- Regañón, concejal de AP en la Corporación ribereña. Según Díaz- Regañón y. José María Cepeda, en el primer año de gestión los beneficios económicos sólo alcanzaron cinco millones de pesetas, cuando podía haber sido, por lo menos, de treinta. En el segundo año se lanzaron a la aventura de introducir otros muchos millones de pesetas, con lo que aquello fue un desastroso balance que habría de continuar. Según ambos concejales del Ayuntamiento, por Alianza Popular, por aquella época llegaron a Aranjuez caras nuevas para puestos claves entre ellos dos señores, familiares, al parecer, del ministro del Interior, como son Antonio Cánovas, que se hace cargo de Sotomayor y un señor Barrionuevo, que se instala en una empresa ribereña, de la que se dice que está a punto de cerrar De hecho se intentó, poco menos, que el Ayuntamiento se convirtiera en una especie de empresa privada. Desde la oposición hicimos lo que pudimos y se cortó aquel intento. Entonces surgieron corrientes opuestas entre los propios socialistas del gobierno municipal. Lo que ha ocurrido es que ellos han respetado siempre la disciplina de voto. También puede ocurrir que no se hayan atrevido a exponer sus opiniones en estos cargos porque tuvieran miedo a que les pusieran en la calle afirma José María Cepeda. -Las pérdidas en Sotomayor continuaron. El segundo año se cifran en unos cuarenta y dos millones de pesetas. Esto le costó el puesto al concejal delegado de Agricultura, Joaquín Rivera, y al director- técnico, Antonio Cánovas. Al dimitir el concejal Rivera, se hizo cargo de Agricultura y de la dirección de la finca el segundo de a bordo de! alcalde y se dice que hombre fuerte del PSOE aquí, José Tejeiro. En la actualidad, la dirección de Sotomayor la lleva un trabajador agrícofa. -E n estos momentos, ¿qué está pasando con esa finca? -Cuando las pérdidas continuaron, llamaron a capítulo al alcalde. Le pusieron firme, pero Sotomayor continúa en la decadencia. AP ha exigido un control exhaustivo. Ahora está latente el tema de las irregularidades respecto a la Seguridad Social de los trabajadores. Los críticos expulsados han tomado este asunto como bandera, ya que el beneficio económico brilla por su ausencia, y del social no se sabe nada. Es una piedra para tropezar y la moción de censura está basada, entre otras cosas, en el llamado descalabro de los millones agrarios La ejecutiva de la Federación Socialista Madrileña, estudiará esta fin de semana la situación creada en la Agrupación Socialista de Aranjuez, tras la expulsión de seis militantes del autodenomindo sector crítico. Un grupo de estudiantes paró, más de tres horas, los trenes en los Nuevos Ministerios Madrid. Mercedes Contreras Un grupo de estudiantes paralizó ayer el servicio de Renfe hacia la Universidad de Cantoblanco, en la estación de Nuevos Ministerios, en protesta por los retrasos habituales en la línea y el menor número de vagones de que disponía el convoy. En total, según fuentes de la Compañía, 34 trenes se vieron afectados durante las tres horas y media que duró la acción: desde las nueve menos diez de la mañana hasta las doce y veinte. Los estudiantes, según las citadas fuentes, provocaron la paralización manteniendo abiertas las puertas mediante un llavín de auxilio, existente en todos los coches. En ningún momento hubo actitudes violentas, pero continuamente se impidió la salida del convoy. Al quedar ocupada la vía, los trenes que debían pasar por el túnel ferroviario que atraviesa Madrid no pudieron circular. La Compañía al conocer el incidente, intentó reforzar el servicio de la línea, mediante un tren que partiera, marcha atrás, desde Chamartín. Sin embargo, otro grupo de estudiantes impidió en esta estación, mediante el mismo sistema, la salida del nuevo convoy. Esta actitud acabó, en Chamartín, a las diez y media. Renfe afirmó que aunque los estudiantes estén descontentos con el servicio, ayer no era el día apropiado para una actitud tan radical. El hecho de que el tren que provocó la actitud de los estudiantes llevara sólo tres vagones, en lugar de seis como es habitual, se debe, según fuentes de la Compañía, al intento de agilizar al máximo el tráfico ferroviario, que estos días sufre retrasos originados por el temporal. Las demoras que se producen en alta montaña por causa de la nieve repercuten en los demás servicios, por lo que se decidió reducir el número de vagones en los trenes que van a la Universidad y después continúan su recorrido hacia la sierra norte de Madrid.