Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
SÁBADO 10- 1- 87- SOCIEDAD -ABC, póg. 33- Expulsado de un colegio vizcaíno un niño de tres años h jo de una joven que murió a causa del SIDA Desde hace un mes en el centro se había El pequeño es portador de anticuerpos, extendido una psicosis de miedo pero no del virus origen del mal Los profesores y padres de alumnos decidieron por unanimidad la exclusión Un niño de tres anos de edad, hijo de una joven que falleció recientemente a causa del SIDA, ha sido expulsado del colegio privado María Goretti, que regentan en la localidad vizcaína de Durango las Hermanas Pasionistas. La expulsión es provisional y ha sido adoptada por unanimidad por los representantes de los distintos estamentos del centro- dirección, personal docente y asociación de padres de alumnos- tras un mes de deliberaciones inLa preocupación de los padres de alumnos y demás representantes del colegio María Goretti comenzó a manifestarse a primeros del pasado diciembre, cuando se conoció el fallecimiento en el hospital de Cruces (Baracaldo) de la joven duranguesa Maite M. A. de veinticinco años de edad, afectada por el SIDA, tras dos meses de intemamiento en dicho centro sanitario. La joven fallecida dejaba un hijo de tres años matriculado en dicho centro de enseñanza, que abarca desde la escolarización materno- infantif hasta 8o de EGB, pasando por el parvulario. E) fallecimiento de dicha joven en Cruces motivó en su día cierta inquietud, ya que se hallaba internada con otros seis pacientes en una habitación de la planta de Traumatología, por falta de espacios aislados a causa de la sobresaturación del centro. La dirección de Cruces manifestó entonces que, aun comprendiendo el miedo de otros enfermos y de sus familiares ante la posibilidad de contagio, nadie puede resultar aquejado por este síndrome por el simple hecho de permanecer en el mismo ambiente Por otra parte- -añadía entonces el director de Cruces- el personal sanitario respeta y aplica todas las medidas asépticas y de prevención necesarias en estos casos. A raíz del falleciminto de la madre afectada por el SIDA, los diversos representantes del colegio durangués en donde estaba internado el hijo, atemorizados por la psicosis de contagio, comenzaron a debatir internamente el problema que ha desembocado en la decisión de ahora. Portavoces de los distintos estamentos del colegio han señalado que la medida se ha tomado con desagrado y sin pretender deshacernos dei problema, ni tirar la pelota para que la recoja otro Pedimos- añadieroncomprensión ante nuestra postura y solidaridad y ayuda para intentar resolver el caso, dejando claro que estamos abiertos a seguir trabajando en este asunto, que, de momento, no tiene precedentes. Los temores que han desembocado en esta decisión tienen una doble vertiente: el miedo a la posibilidad de contagio de la temible enfermedad y el evitar, por otro lado, la marginación del pequeño por parte de los demás niños, porque, aunque, según informes sanitarios, el riesgo de contagio sea muy reBilbao. M. Balmaseda ternas sobre el caso, y después de haber mantenido contactos con representantes de los Departamentos de Educación y Sanidad del Gobierno vasco y de la Delegación de Educación en Vizcaya, sin que ninguno de los interlocutores aportara una solución al asunto. El pequeño Israel Maestegui es portador de anticuerpos del SIDA, pero no del virus que provoca esta enfermedad, por lo que el riesgo de contagio está prácticamente descartado. existente sobre todo lo relacionado con el SIDA, problema que ha rebasado los límites sanitarios y ha trascendido a todas las áreas sociales: Lo único que se sabe del SIDA en la calle- han dicho ios representantes del colegio María Goretti- es que es una enfermedad contagiosa y que produce la muerte. Esta es la opinión que nosotros hemos recabado. Por ello, este asunto ha suscitado preocupación, tensión e incertidumbre entré ios padres de alumnos aquí escolarizados. Tras considerar que es humano que unos tengan plena fé en las opiniones de los médicos y otros no, los representantes del centro destacan que permanece el temor porque nadie nos ha asegurado que hay una garantía absoluta en este caso de que el riesgo de contagio no existe Representantes del Servicio Vasco de la Salud, encabezados por Javier Sáez de Buruaga, jefe de Salud Pública, reiteraron ayer, en rueda de Prensa, que el niño durangués no puede contagiar el SIDA, según ya habían informado, oportunamente a los padres y demás representantes del colegio María Goretti. Sáez de Buruaga manifestó que los mecanismos de transmisión del SIDA son la vía sexual y la sanguínea, y no puede imaginarse- d i j o- que un niño de esa edad. tenga actividad sexual o done sangre. Añadió Sáez de Buruaga que aunque el niño tenga anticuerpos del SIDA, eso tampoco significa que vaya a desarrollar la enfermedad. Desde el punto de vista estrictamente sanitario- terminó Sáez de Buruaga- la exclusión del niño del centro escolar está injustificada. Así se lo comunicamos a los padres, aunque nosotros no valoramos otras cuestiones distintas a las estrictamente sanitarias. Eso corresponde a otros estamentos. La decisión correspondiente del Gobierno vasco, en cualquier caso, no se demorará. Entretanto, la población de Durango- que tiene veintisiete mil habitantes- para la que estas noticias han sido las del día, parece dividida en sus opiniones. Una rápida encuesta callejera permite concluir que hay, como es lógico, quienes justifican la decisión de los responsables del centro María Goretti en razón de los motivos de seguridad para los demás niños, que son unos cuatrocientos. Y hay quienes consideran excesiva la medida adoptada, al afectar a un niñito de tres años sin responsabilidad alguna en nada. moto, la psicosis general ante el SIDA es real e inevitable. Según la doctora Ana María Dorrego, componente del Consejó Local de Sanidad de Durango- que ha participado en las reuniones de los representantes del colegio con los de los Departamentos de Educación y Sanidad y qué, como éstos, ha tenido acceso a los informes sanitarios sobre el estado del niño- el pequeño es portador de anticuerpos del SIDA, pero no de (virus que lo produce, por lo que el riesgo de contagio es muy remoto. Los informes sanitarios aludidos han sido expedidos por el Hospital de Cruces, de la Seguridad Social, y, según la doctora Dorrego, señalan que el niño recibió los anticuerpos del SIDA por vía placentaria, durante el período de gestación, y que, a la vista de El estado de salud de Israel es completamente normal División de opiniones en Durango por la medida adoptada los estudios realizados en otros países, se puede asegurar prácticamente que el pequeño, a su edad, está a salvo de la enfermedad, por el momento. Estas consideraciones médicas no han logrado, sin embargo, convencer del todo a los distintos representantes del coleio María Goretti: Los informes exclusivamente médicos- han señalado- no bastan para convencer a toda una comunidad de que los anticuerpos del SIDA no matan. Esta labor- precisaron- la tendría que realizar la Administración, con una exhaustiva campaña de información, para hacer posible la integración de niños que estén en este caso, que los habrá, logrando la inexistencia de ghettos y evitando las tensiones en los centros escolares. Refiriéndose a los informes expedidos por el Hospital de Cruces, la doctora Dorrego ha señalado que, según ellos, el estado de salud actual del niño es completamente normal, e incluso recomiendan dichos informes que el pequeño sea escdarizado normalmente. Pero el temor de los padres permanece y se deriva, según ellos mismos, de la desinformación