Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LUNES 5- 1- 87- OPINION -ABC, pág. 11 NOCHE DE REYES H OY es día que se define por su noche. Víspera de la Adoración de los Santos Reyes, viene a principiar el fin de las fiestas navideñas de simétrica manera a como el día de la Nochebuena se abría el comienzo de la Navidad. Los niños de la Cristiandad, como sus padres y los padres de sus padres, entran de puntillas en el sueño de esta noche, que es de sueños y de ilusiones. De ilusiones en las cosas que han sido llevadas a sus ojos, en los escaparates dé las tiendas y comercios, y en la televisión. Un incorrecto planteamiento de qué juguetes convienen a los niños y a los recursos económicos de las familias de los niños podrá en muchos casos, en miles de situaciones, hacer del despertar de mañana escenario de respuestas decepcionantes, teatro de frustración, de sorpresas amargas para muchos niños, dolorísimas para sus padres. Un género de publicidad que está vedada en naciones de Europa, porque promueve al niño a que consuma cosas sobre las que carece de capacidad para decidir, ha conseguido desvirtuar en inquietante medida el sentido de estas fechas. De ios regalos como expresión del afecto se ha pasado, con el recurso a los niños, a la propuesta de un consumo demasiadas veces imposible y, por ello mismo, origen de frustraciones para los niños y para sus padres: económicamente incapaces de atender las peticiones fomentadas por la publicidad masiva, contundente. Otros aspectos presenta también este problema, al que nos hemos referido en otras ocasiones y que hoy viene a nuestra portada en una genial presentación por parte de Antonio Mingóte. Se trata de los aspectos didácticos y de los componentes psicológicos que para el niño tienen las propias características del juguete. Pues un entretenimiento que se agota en la sensación de lo que es nuevo, brillantemente diferente, o sólo de una sofisticación gratuita, y que no da pie al juego de la imaginación infantil, que gusta de recrear las situaciones y la propia realidad del juguete, es un entretenimiento de corta duración. Ese juguete es antididáctico y, muchas veces, estribo para que el niño se asome precozmente al hastío y al aburrimiento. Muchos son, pues, los caminos y las vías que se cruzan en la magia de la Noche de Reyes. Las posibilidades que se ofrecen a la imaginación, a los sueños y a la propia vida infantil parecen ser tantas como las constelaciones entre las que camina, desde Oriente hacia Belén, la estrella que conduce a los santos notarios de la divinidad del Niño. Pensamos por eso que es el mejor regalo ése que nos deben dejar los Reyes Magos a los mayores: el del cuidado para que nada adormezca la imaginación ni la sensibilidad de los niños. Nada debe contribuir a que se dispare la indiferencia infantil hacia los otros- ¡tantos! -que no se encontrarán en la amanecida de mañana lo que pidieron. En día como hoy, el buen sentido y la caridad deben caminar especialmente juntos. Los juguetes son cosa tan seria como para que no jueguen con ellos los mayores. GENÉTICA PERVERTIDA L OS progresos de la genética están produciendo una auténtica revolución científica, que abre nuevas puertas al conocimiento y suscita a la vez consideraciones morales de alto alcance. Es lo que sucede ahora con el cromosoma llamado X frágil. ¿De qué se trata? Sencillamente, de un cromosoma que se ha encontrado en muchos individuos subnormales. Su descubrimiento ha llevado en Australia al lanzamiento de una estrategia de la sanidad pública conducente a detectarlo en todos los individuos en los que se hayan registrado síntomas de deficiencia mental. Se sabe hoy que es el segundo factor determinante de subnprmalidad; el primero lo sigue representando el cromosoma dé más, supernumerario, al que se debe el mongolismo, cuya probabilidad de aparición crece con la edad de la madre. Los australianos se encuentran hoy a la cabeza de un programa de investigación citogenética y preventivo de profundas consecuencias, al que han comenzado a sumarse ya otros países. ¿Qué resuelve la detección del X frágil? Con los conocimientos de que se dispone en la actualidad, no sirve para el tratamiento de la enfermedad. Constituye una señal, una alarma, que incita a investigar en la familia del enfermo y, sobre todo, entre sus hermanas, portadoras de la tara, que transmitirán, a su vez, á sus descendientes. El aborto se perfila en el horizonte como la respuesta práctica a la anomalía. Anomalía mental o de otro tipo, como las enfermedades de la sangre (talasemia o la hemofilia) La detección del x frágil o de otros agentes similares, como el gen de la hemofilia B, no es todavía fácil ni segura. El plan australiano de prevención podría tener consecuencias gravísimas. Lo es ya el que se aconseje en él el aborto en caso de que el feto sea masculino. Dos planos han de distinguirse en la cuestión: los avances científicos y las repercusiones éticas subsiguientes. Situar el trágico fenómeno de la subnormalidad en el terreno de la prevención médica constituye un avanze indiscutible. Pero con la solución del aborto no podemos estar de acuerdo. ¿Se ha pensado seriamente a dónde podríamos llegar en esta busca del niño normal? Para la ingeniería genética ya no representa problema la elección del sexo del concebido; dentro de poco será posible seleccionar el color del cabello; en laboratorios californianos aguardan embriones engendrados por padres de alto cociente intelectual. Si se suman todos estos hechos tendremos síntomas inquietantes de que la terrible utopía anunciada por Huxley en Un mundo feliz comienza a tomar cuerpo. Un dato estremecedor puede agregarse todavía: la eliminación de los embriones femeninos: se está comenzando a producir ya en Europa como consecuencia de la determinación previa del sexo del feto. Pero en Asia, y concretamente en la India, donde esta práctica cuenta con el apoyo del Gobierno, las cifras son escandalosas: 4 O abortos por este moOO O tivo (sexo femenino del feto) se registraron en Bombay en 1985. L LIBERTAD PARA EL COMERCIO AS manifestaciones y protestas realizadas ayer en varios puntos de España contra la libertad de horarios y de trabajo en el comercio habrán encontrado muy probablemente el rechazo de la mayoría, pues de esa libertad son los consumidores quienes más directamente se benefician. Los promotores de la protesta parecen ignorar, por otra parte, que la entrada de España en la CEE implica, entre otras oosas, la necesidad de homologar usos y sistemas en todos los ámbitos de la vida económica, incluido el sector comercial. Ni los sindicatos deben constituirse en grupos de presión al servicio de intereses que van contra los de la mayoría, puesto que ello es profundamente antidemocrático, ni se puede hacer demagogia contra el propio progreso económico, que siempre comporta cambios y nuevas formas de libertad, incluida, por supuesto, la de horarios en el comercio. Presidente- Editor GUILLERMO LUCA DE TENA Director LUIS MARÍA ANSON Director de ABC de Sevilla Francisco Giménez- Alemán Subdirector: Antonio Burgos ABC Subdirectores D. Valcárcel, J. Vila, J. Javaloyes, M. Adrio, R. de Góngora, J. Amado Jefes de Redacción: J. A Gundfn (Continuidad) J. C. Azcue (Internacional) B. Berasátegu (Sábado Cultural) A. Fernández (Economía) J. I. G. a Garzón (Vanos) A A González (Continuidad) R Gutiérrez (Continuidad) L Lz. Nicolás (Reportajes) Ó. Marfoona (Continuidad) J Orno (Edición) L I. Parada (Suplementos Económicos) L. Prados de la Plaza (Continuidad) C. Prat (Dominical) Santiago Casteto (Colaboraciones) J. M. Züloaga (Nacional) Secciones: J Rubio (Arte) J M. Foez. -P. ua (Ciencia) A Garrido y J Espejo (Confección) T. Cuesta (Cultura) J. C. Diez (Deportes) A. Yáñez (Edición Aérea) J. Badia (Educación) É. R Marchame (Espectáculos) J. Pato (Gráfica) M. A Flores (Huecograbado) F. Rubio (Ilustración) M. Salvatierra (Internacional) C. Navaseués (Madrid) J. A. Sentís (Nacional) J L Martín Descalzo (Religión) M. A. Martín (Sanidad) D. Martínez- Lujan (Sociedad) R. Domínguez (Sucesos) V. Zabala (Toros) E. Yebra (Vida Social) Director General d e Prensa Española, S A. J U A N MANUEL GONZALEZ- UBEDA Producción: S. Barreno. Personal: C. Conde. Financiero: I. Laguna. P. Datos: V. Peña. R. Externas: J. Saiz. Comercial: E. Gil- Casares. Publicidad: L Escolar. Distribución: J A. G a Valenzuela Teléfonos: Centralita (todos los servicios) 435 84 45, 435 60 25 y 435 31 00 Télex: 27682 ABCMDE. Publicidad: 435 18 90. Suscripciones: 435 02 25. Apartado 43 Prensa Española, S. A.