Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC, pág. 38 TRIBUNA ABIERTA -DOMINGO 14- 12- 86 i OBRE el valor de la cultura española, los españoles no suelen estar en claro. Las causas son muy varias. La primera, el desconocimiento, que es tan cómodo. La segunda, la propensión a la descalificación, que tanto placer suele producir, que sirve de compensación a tantas inferioridades. La tercera, referida a los contemporáneos, la envidia, que lleva a la exaltación de lo que se sabe mediocre- y por tanto, sin porvenir- y a la disminución o el silencio cuando se sospecha alguna probabilidad de supervivencia. Añádase el partidismo, más complejo de lo que se pensaría, y que ¡leva a descartar todo lo que parece hostil; y, en una segunda fase, todo lo que no coincide exactamente con la posición sostenida por cada partido o con los intereses que representa. ha encontrado, que se busca como si el que lo hace hubiera leído- -o a! menos pensara Por Juüán MARÍAS leer- la obra de ese mismo autor. Por otra lo visto han vivido en nuestro siglo muchos parte, la evidencia de que en España hayan españoles sencillamente extraordinarios, bas- florecido tantos creadores de primera fila no tantes de ellos asombrosos. Se los puede po- invita a invertir las operaciones anteriores, a ner a la altura de los más eminentes contem sumar y multiplicar, a hacer un balance más justo de la cultura de este siglo. poráneos de cualquier país. Y si se empieza a sumar, se encuenPero, y esto es aún más imtra uno con la sorpresa de que portante, ese examen de consu número tal vez exceda del ciencia que al fin y al cabo se elenco de países reconocidaestá haciendo no lleva al propómente ilustres. sito de la enmienda que parecería obligado. ¿Hace falta haber Parece imposible, pero así es. muerto hace muchos años para Se van evocando individualmenque los españoles reconozcan el te, siguiendo el calendario, figuvalor de sus compatriotas? ras muy diversas, y se descubre ¿Será menester esperar al siglo su insospechada magnitud. próximo para que las cosas se Cuando se trata de pintores, la Como las operaciones ejecutadas son la cosa resulta aún más clara, porpongan un poco más claras? Adresta y la división, el resultado es de extraorviértase que lo que echo de meque las subastas se encargan de dinaria pobreza. En los últimos tiempos hay nos no son precisamente las esello: los precios que alcanzan que añadir la tendencia a eliminar o desesti- sus cuadros producen estupor. timaciones positivas; no faltan, y mar todo lo que se ha escrito o se escribe en Los músicos, por su internaciocon frecuencia son extremadas; Julián Marías español- e s decir, casi todo- en nombre de de la Real Academia pero muchas veces asalta la nalidad, por no necesitar traduclo producido en las diversas lenguas regiona- ción, por el buen funcionamiento Española sospecha de que se las prodigue les a las que se considera como las únicas de la industria del disco y de los cuando no se creé en ellas, propias de las comunidades que las po- derechos de autor, alcanzan también una co- cuando se tiene la impresión de que no hay seen, aunque el español sea tan propio de tización más firme y mensurable. Con los es- peligro de que se confirmen y perduren. Los ellas como la lengua particular, y en muchos critores- novelistas, poetas, dramaturgos, fi- nombres de los muertos que recordamos son casos la única conocida y hablada. lósofos, historiadores, etcétera- la cosa es una porción relativamente pequeña de los menos fácil, pero se va imponiendo la convic- que hicieron su obra en los decenios pasaEsto conduce a que muchas personas- i n ción de que en España han nacido, vivido y dos; son los supervivientes. Será curioso que cluso de buena f e- crean que la cultura esmuerto- algunos de muerte violenta, otros en los historiadores del futuro comparen lo que pañola es desdeñable, y no se den cuenta de la nostalgia del exilio- los que componen se dice hoy con lo que se pensará mañana; que es una de las cinco o seis más ricas y una impresionante fracción de los creadores es posible que se sorprendan al encontrar creadoras del planeta, con un puesto que que los restos salvados del naufragio del de nuestro siglo. ciertamente varía según las épocas, y que no tiempo no son precisamente los que fueron interesa demasiado, porque no se trata de Si se compara lo que se dice ahora, en los traídos y elevados mientras vivían o poco escalafones. Recuerdo que una revista madri- centenarios o cincuentenarios, con lo que se después de su muerte. leña, que se consideraba avanzada -ha- decía cuando esos mismos hombres estaban bría que preguntar hacia dónde- publicó vivos, cuando estaban haciendo eso que los hace bastantes años una encuesta sobre el hace admirables, se siente cierto malestar. Se dirá que esto pasa siempre y en todas valor de la cultura española, entre escritores Esos autores han ido siendo seguidos, elo- partes. En alguna medida, sí; pero la cuestión y editores. Alguno llegó a afirmar que no ha- giados, aprovechados por algunos; pero han es cuál es esa medida. El sistema de la estibía existido nunca, ni existiría en el futuro sido desconocidos, desdeñados, denostados mación, en la mayoría de los países, ha sido- acaso se estaba mirando al espejo mientras por muchos más, y principalmente por los más certero, y ha pecado por exceso; entre escribía- Otros concedían algún valor al pa- que han contribuido más a formar la opinión nosotros, lo escandaloso es el defecto, la sado, pero lo negaban, por supuesto, al pre- de los que confían en la autoridad de los que combinación de ignorancia y hostilidad. El sisente. se la atribuyen. Cuando algunos de estos glo XVIII es el ejemplo más notorio. Y no sólo hombres han sido propuestos para el premio se trata de la cultura en sentido estricto, sino Pero desde hace un par de decenios se han empezado a cumplir los centenarios de Nobel, por ejemplo, han sido españoles los de la valoración de la realidad española a lo los primeros escritores de nuestro siglo- los que se han apresurado a descalificarlos, aca- largo de toda nuestra historia. Ha habido, por de la generación del 9 8- y de otros creado- so a intrigar para que no lo recibieran. Y si se supuesto, una desmedida afición al panegírires coetáneos; y ya hemos entrado en la mis- recuerda lo que se decía en España en los co vago y en hueco; pero ha ido acompañado ma conmemoración de los nacimientos de la años siguientes a la guerra civil, se siente- -hasta en las mismas personas- -por el desgeneración siguiente, cuyo centro es precisa- una mezcla de estupor y desolación. Sería conocimiento y el rechazo en concreto de mente 1886; y todavía más: hemos empeza- cruel, pero sano, recordar lo que se ha escri- casi todo lo que justificaría ese vano orgullo. do a recordar, con pretexto del comienzo de to- -a veces por las mismas personas- a lo Más que de elogiar o condenar, se trata de la guerra civil, los cincuentenarios de la muer- largo del tiempo. Y hay que advertir que la entender. La sorpresa es que, cuando se emvariación se ha producido en ambos sentidos. pieza a entender, se descubre que España te de otros autores. En todo caso hay que felicitarse de que los es algo que vale la pena continuar. ¿Con qué resultado? Algo inesperado: por siglos enteros y los medios siglos traigan a la memoria de los olvidadizos españoles lo que constituye su mayor riqueza, la mejor justificación de la existencia de nuestra nación en COMPRAMOS O este tiempo. Pero el contento no es pleno, porque se advierten algunas lagunas y defiPINTURA EUROPEA ciencias, que sería importante superar. de 2.560 m. 2 3.550.000 pesetas PINTURA ESPAÑOLA Ante todo, la nueva admiración por esos URBANIZACIÓN PINAR- JARDIN, PARRACES Siglos, XVII, XVIII y XIX autores no lleva demasiado a tomar posesión Entre San Rafael y Segovia. Oferta de ellos, a leerlos y asimilarlos, a enriquecerhasta 31 de diciembre 1986 se con su sustancia. Si acaso, se despierta Teléfono 431 01 60 PROFESOR WAKSMAN, 12 una extraña avidez por algún inédito que se Tel: 250 68 26 CONMEMORACIÓN! CHALET AMUEBLADO Y PARCELA CARDANI 11 iii líiniiif- iTiiihi