Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
VIERNES 24- 8- 84- SUCESOS -ABC, pog. -35 Pánico en un pueblo de Badajoz por la acción de un demente homicida Mató a tiros a dos personas e hirió a otras diecisiete Madrid La fecha del 23 de agosto de 1984 posiblemente pasará a la historia del pueblo pacense de Zarza de Alange, en el que murieron acribilladas a tiros dos personas y otras diecisiete resultaron heridas. Un obrero agrícola, de veintitrés años, llamado Feliciano López Corbacho, huérfano de padre y madre, y que sufre trastornos mentales, provocó el pánico en la población al disparar indiscriminadamente contra toda persona qué se le cruzaba, ya fuera hombre, mujer o niño. Después se entregaría sin ofrecer resistencia. El agresor se encuentra ahora detenido en el cuartel de la Guardia Civil de Mérida, después de haberse entregado a miembros de la Benemérita del puesto de Villagonzalq, pueblecito situado a cinco kilómetros del que se produjo la tragedia. Era aproximadamente la una y media de la tarde cuando Feliciano salió de su casa, situada en la calle del Pozo, provisto de dos escopetas: una repetidora y otra de doble cañón. Canana en bandolera, Feliciano pronto comenzó a hacer uso de sus armas contra las personas que se le cruzaban ert su camino, y, según parece, su primera víctima fue un niño. Esto ocurría en la céntrica calle de la Carrera, que desemboca en la plaza de España. En ésta, Feliciano continuó efectuando disparos y fue también en este ludar donde murieron dos de los habitantes del pueblo, si bien para entonces su periplo había sembrado el terror y causado heridas a numerosas personas. Benito Guerrero Guerrero, labrador, de sesenta y un años, pasaba en aquellos momentos por la plaza montado en un borriquillo, tras haber pasado la mañana recogiendo almendras. Benito sería la primera víctima mortal de Feliciano. Salió despedido del animal por la brutal descarga recibida. Fue entonces cuando el secretario accidental del Ayuntamiento, Julián Mayordomo Aviles, de la misma edad que el anterior, salió corriendo de las dependencias municipales y, al contemplar horrorizado el cadáver del vecino, intentó frenar la demencial acción del agresor. Julián quiso acercase al joven y convencerle con sus palabras. Posiblemente no le dio tiempo a pronunciar ninguna y, si lo hizo, recibió por toda respuesta dos tiros a bocajarro, falleciendo minutos después. No sería ésta la última acción de Feliciano. Este, completamente enloquecido, penetró a zancadas en el Ayuñtargiento e intentó asesinar a! administrativq Miguel Pérez, hombre que el terror no le impidió poner pies en polvorosa y arrojarse prácticamente de cabeza al departamento de archivo, donde se encerró con llave. Feliciano volvió sobre sus pasos y salió a la calle, para, finalmente, sentarse a la puerta dei edificio. Momentos después miembros de la Guardia Civil del puesto de Villagonzalo llegaban a la localidad. Él joven se entregó sin ofrecer resistencia. n, jnfpn- na, nuestroacprre. sj? pnsa! en. r a a n d o DeígaCJoñ i 4 j 9 H r Wi Yf! f P señalaron que había sido una tarde de terror, ¡apocalíptica! Antonio Paredes Sánchez, que recibió un tiro en las piernas, manifestó que se encontraba en su casa cuando oyó ruidos de disparos, por lo que salió de su vivienda. Fue entonces cuando unos albañiles me indicaron que me metiera de nuevo porque había un individuo armado con dos escopetas que disparaba a diestra y siniestra. Antonio no pudo regresar a su casa, ya que en aquel preciso momento Feliciano se encontraba frente a él indicándole que si no se iba de allí le mataba. Antonio no esperó una segunda orden. Salió corriendo y se parapetó tras un automóvil, momento en que el demente disparó contra él. Una vecina escuchó este disparo, y alarmada salió también a la calle. Corrió la misma suerte que su antecesor. Ana Benítez, que así se llama la mujer, comentaba horas después en la Residencia de la Seguridad Social de Mérida que también resultaron heridos su marido y su hija. En coches, particulares los heridos fueron trasladados al citado centró sanitario, algunos de los cuales pasaron con posterioridad a sus domicilios. Se trata de Juan Francisco Gómez Benítez, que presenta herida ocular y torácica; Juan Almendro Gordillo, Isabel Barrantes Tejada, Primitiva Tejada Cortés, Anto- El agresor, huérfano y que vivía solo, intentó nace tiempo dar muerte a su madrasta nio Javier Almendro Romero, de ocho años, que sufre una perforación intestinal; María Luz Galán Gil, Pedro David Benítez Romero, Josefa Seguro Romero, Ana Gil Bravo, María de las Nieves López Paredes, Juan José Romero Romero, Jesús Almendro Romero, Raúl Benítez Romero, ¡nés Prado Espinosa, María Benítez Galán, Nieves Paredes Benítez y Antonjo Paredes Sánchez. De estas personas, las siete últimas fueron dadas de alta a primera hora de la noche. Feliciano López Corbacho estaba considerado en el pueblo como una persona de carácter extraño y desequilibrado. Vivía completamente solo. Al parecer, se lavaba él la ropa, y de cuando en cuando unos familiares le llevaban la comida. Hace cinco años estuvo ingresado en el Hospital Psiquiátrico de Mérida por sufrir depresiones. Su padre, que falleció el pasado mes de marzo, había contraído matrimonio en dos ocasiones, y el joven había intentado dar muerte a su madrasta en dos ocasiones, una de ellas con una navaja. Fue por uno de estos motivos por los que, al parecer, Feliciano ingresó en el centro sanitario. El agresor es un hombre solitario, que no salía prácticamente de su casa y que se encontraba en situación de paro. Durante la agresión dijo públicamente que había ocho o diez personas trabajando en. el empleo comunitario y que él nunca tenía acceso a esos puestos. Muchacho retraído, tímido y de aspecto físico un tanto extraño, con barbas y cabello largo, es el menor de tres hermanos, de los cuales uno vive en Bilbao y otro en Madrid. La Armada pone en marcha la Operación Diana para localizar al arrastrero Montrove Santiago de Compostela. Efe La desaparición del arrastrero Montrove es un misterio en el que se barajan todas las posibilidades: secuestro, accidente marinero, hundimiento y deriva en alta mar. El único punto de referencia son cuatrocientos barcos que rastrean la zona del banco de pesca canario- sahariano en busca dei buque español desaparecido hace treinta y cuatro días. La retahila de misterios empieza con el rol de embarque, donde (a Comandancia de Marina ha encontrado las primeras irregularidades. La lista presentada el día que zarpó el arrastrero, 19 de julio, no cuadra con la presentada ayer por la consignataria, en la que hay al menos seis nombres distintos. En ía primera figuran como primer y segundo patrón Luis Paz Casal y Luis Paz Fernández, pero ambos están en tierra. No acaba aquí el misterio. Después de una semana de intensos rastreos de la Armada y del SAR, acompañados de doscientos arrastreros, las autoridades han iniciado la Operación Diana que pone también en alerta a las Flotas de varios países, principalmente africanos, para que en un plazo límite envíen datos sobre la posible localización del Montrove La última notificación recibida por la Comandancia de Las Palmas situaba al navio a la altura de iMauritania, el día 8 de agosto. El encargado de negocios de este país manifestó que Mauritania no tenía ninguna noticia del barco desaparecido, según explicó el presidente de la- Asociación Nacional de Titulados Náutico Pesqueros: Esta Asociación también se puso en contacto con un representante del Frente Polisario, que aseguró no saber nada del barco y que podría tratarse de una maniobra política; dé Marruecos... I El Montrove tiene combustible y víveres para resistir en caso dé emergencia sesenta y cinco días, por lo que las esperanzas todavía no se han perdido. DEMaSOLERA Brandes Descuentos Mobiliario, telas y accesorios dedecoración Paseo de La Habana, 137 Teléfono 457 91 55 70