Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
AL DMA I 11- XI- 1980 ministrado por una idea ingeniosa que una ambos planos. El Dr. Paulus ya incluso más allá al ofrecer una interpretación psicoanalítica al entero episodio: Podemos interpretar la risa que acompaña al chiste- -dice- -como la descarga de la energía emocional que provoca la catástrofe psicológica. Ello coincide con las teorías de Freud, así como con el sentido común. Si la gente reprime sentimientos sexuales o agresivos, para encontrarles salidas inconscientes, es de suponer que la acumulación de elementos lógicos que se rompen en un momento determinado ques de bilis y otras mucosas internas es evidente. Pero qué lo provoca en último término ya no está tan claro. En cualquier caso, el humorista Robert Benchley ha reaccionado, sin demasiado, sin demasiado humor, contra estos intentos de encajonar los chistes entre coordenadas y abscisas. En el momento- -escribe en un artículo- -en que te pones a analizar el humor, deja de tener gracia. Algo que no arredra al Dr. Paulos, convencido de que con su teoría puede expresarse matemáticamente no sólo el humor, sino también el entero proceso creativo. Una serie de observaciones científicas- -escribe- -puede tender hacia una determinada conclusión. Pero en un determinado momento ocurre una revolución, una catástrofe, al darnos cuenta de que todas aquellas observaciones conducen a algo muy distinto de lo que se había supuesto. Esa es la verdadera creación, el auténtico descubrimiento. No es que falle la lógica. Es que las observaciones iban en un plano mental, y lo que acaba de descubrirse transcurre en otro. Por eso también muchos de los grandes descubrimientos parece que ocurren por casualidad De ahí que haya una analogía entre los chistes y la creación científica- -termina el Dr. Paulos- lo que coincide con la teoría de Arthur Koestler de que todas las grandes creaciones en el arte y en las ciencias obedecen a la misma lógica. O a la misma ilógica, si es que se necesita una catástrofe para que surjan. Si todo eso es verdad, ¿cuántas incógnitas tiene la ecuación que plantea un chiste, por ejemplo, de Mingóte? El humor como catástrofe José María Carrascal (NUEVA YORK) ¿Qué van a pensar los humoristas, que son tantos, cuando me oigan decir que el humor no es más que una catástrofe matemática? ¿Me retirarán el saludo? Espero que no, aunque comprendo me exijan una explicación. Lo de la catástrofe- -puede que se digan- -pase, hay tantas ya... pero lo de las matemáticas, de ninguna manera. Hasta ahí podíamos llegar. Así que me apresuro a explicarles. La idea es de un profesor de la Universidad de Filadelfia, el Dr. John A. Paulos, que la presenta acompañada de gráficos la mar de convincentes, en especial para quienes no los entendemos. Y nos advierte que toda arranca de la Teoría Catastrofal lanzada por el francés Rene Thom y el inglés Christopher Zeern, según la cual todo acto de creación se origina en una catástrofe. Lo del bing- bang la gran explosión que originó el Universo, anda emparentado con ello y la misma Biblia no le anda muy lejos en su capítulo del Génesis. Pero el Dr. Paulos es más modesto y se contenta con rastrear el origen de los chistes. En un estudio presentado a la Sociedad Matemática Americana y publicado en su revista, nos explica que el humor surge cuando los acontecimientos que se deslizan ordenadamente en una superficie mental sufren una fractura de rumbo y saltan a otro piano, más alto ó más bajo, provocando una catástrofe geométrica, aunque permaneciendo en la misma estructura. Un ejemplo: alguien va a un servicio de computadoras a que le resuelvan un problema. Lo que espera encontrar allí es gente ordenada, correctamente vestida, puede que con gafas. Pero si en- 7 ¿U Bí CIU LA TQ. E LO ¿Cuántas incógnitas tiene la ecuación que plantea un chiste de Mingóte? cuentra un pingüino se habrá roto la línea lógica de pensamiento, que habrá saltado a un plano distinto, lo que provoca la carcajada o ai menos la disposición para ella. El dispositivo final tendrá que ser surequiera la válvula de escape del chiste para liberar energías almacenadas. No sé si la explicación convencerá a mis amigos humoristas. Que el humor ha evitado muchos ata- Próximos adopte la fecha del 15 de enero (nacimiento de Martin Lutero King) como día de la fiesta nacional norteamericana. CHEN AiWU. A la política por los pucheros. Este cocinero de uno de los más respetados restaurantes de Pekín se ha convertido en pocos días en personaje arehipopular, luego de haber denunciado al ministro de Comercio por no pagar las numerosas facturas que se amontonan en su cuenta. El cocinero en cuestión ha sido ahora elegido diputado de la Asamblea Popular, al ser considerado por los votantes del distrito de Xuanwu un hombre íntegro e insobornable. STEVIE WONDER. Los pacifistas vqelven a estar de moda. Stevie Wonder, que según los promocioneros de su casa de discos ha constituido la mayor aportación a la música negra en todo lo que va de siglo, junto a Duke Ellington promueve estos días una campaña para que se MARCO POLO. Los filmes históricos vuelven a causar furor. El director italiano Giuliano Montaldo rueda estos días la vida de este sin par aventurero, cuya figura estará encarnada en la pantalla por Mandy Patynkyn, de veintiséis años, seleccionado en Broadway, donde hacía el papel del Che en Evita Descubierto por Mitos Forman- -el director de Hair Patynkyn fue elegido para el papel entre 136 candidatos. BENNY GODMAN. El rey del swing tiene a su principal admirador en el canciller alemán, Helmut quien le confesó ser un apasionado faris de su música en una fiesta celebrada en Berlín. que teclea en plan aficionado el órgano y el piano, dijo que sin Godman el swing no habría llegado nunca á ser lo que es hoy LILIAN CÁRTER. La madre del derrotado presidente de los Estados Unidos ha sido dada de alta del hospital donde estuvo ingresada durante treinta y cinco días, tras romperse la cadera. Otra alta hospitalaria a reseñar es la de Paul Kantner, el guitarra solista del grupo Jefferson Airplane, que se encontraba sometido a un tratamiento intensivo después de sufrir un derrame cerebral. JOSÉ LUIS GARCI. Tras el relativo éxito de La mano negra de Fernando Colomo, los directores españoles se han lanzado por la senda del thriller o cine negro. El último es José Luis Garci con El crack el filme que rueda estos días con Alfredo Landa y María Cosanova como protagonistas.