Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. JUEVES DE D I C I E M B R E BE 1976. PAG. 89 BV Los ensanches de finales y principios de siglo, como el caso del segundo cuitaron de Rondas. E La ciudad que se asienta entre los cauces del río Manzanares y el arroyo Abroñigal, como el tercer cinturón. R Y el continuo urbano, limitado por TM el cuarto clnturón. AUTOPISTA URBANA. -El tercer cinturón es, el primero que se concibe con características técnicas y funcionales de autopista urbana. La autopista de la Paz transcurre, como queda dicho, a lo largo del arroyo Abroñigal, desde la divisoria de aguas en el enlace de Manoteras, del cuarto cinturón hasta el puente de los Tres Ojos, inicio del enlace sur, próximo a la confluencia con el río Manzanares. Forma la autopista, en su mayor parte, el tramo del lado este del tercer cinturón y conecta en su sector septentrional con el cuarto cinturón. Se prolonga por la Al- NI hacia el norte y por A 4 hacia el sur, constiuyendo la espina dorsal del desarrollo urbano actual y futuro de la ciudad, asumiendo un papel, en cierto modo análogo, al que en su día desempeñó el eje Castellana- Recoletos- Prado, y sus sucesivas prolongaciones. La idea de implantar un eje en sentido norte- sur aparece ya en el plan de accesos a Madrid. Pero es, sin embargo, en la segunda mitad de la década de los sesenta cuando se redacta el proyecto de la ya entonces denominada autopista de la Paz, dividida a efectos de mayor operatividad de actuación, en tres tramos: Manoterasavenida de América, avenida de AméricaCDonnell y O Donnell- puente de los Tres Ojos. MERIDIANO DE LA 0 TÜDAD ASPIRACIÓN El ministro de Obras Públicas ha aprovechado la ocasión del salto definitivo hacia la eficacia de la autopista de la Paz, para dejar sentada una cosa: la colaboración entre la Administración Central y la Casa de la Villa. Con una visión muy clara de la justicia, el señor Calvo- Sotelo ha llevado en esta hor, a de los honores y de los aplausos al marqués de Arias Navarro, primero alcalde excepcional de Madrid y, luego, presidente del Gobierno en los tiempos en que la máquina y el hormigón han trabajado más deprisa. Primero, como delegado de CircuI a c i ó n y Transportes del Ayuntamiento de Madrid y, más tarde, como ministro de Obras Públicas, Antonio Valdés era primer conocedor de la urgencia del tercer cinturón. Tanto Arias como Valdés (desde la Casa de la Villa hasta el Gobierno) han sido protagonistas de las dificultades económicas y de gestión, en un principio, así como de la comprensión para proporcionarle a Madrid una vía Que se ha demorado más de lo deseado. Aparte de que el Ayuntamiento tiene deudas con los hombres fundamentales del tercer cinturón de la red arterial de Madrid- -en el homenaje al gerente de Artes Gráficas Municipales tuvo la gran sensibilidad de sentar a todos los alcaldes posibles y, Tos demás, en el recuerdo, de los cincuenta años que se repasaban- la oportunidad con que CalvoSotelo ha señalado hacia la colaboración de su M i n i s t e r i o con los Ayuntamientos (que no es sólo la capital) invita a insistir en la tesis. Efectivamente, para eso está Obras Públicas, como está Vivienda y como, en cierto modo, están todos los Departamentos. Una desconexión entre la Administración Central y las Corporaciones Locales no puede tener sentido. En el caso de Obras Publicas y de Vivienda, por el simple nombre de las respectivas carteras. En el caso de Madrid, además, por la servidumbre que representa el sentido, las exigencias y las responsabilidades de la capitalidad. No hace mucho tiempo, el ministro de la Vivienda hizo unas declaraciones (nunca se ha sabido si se interpretaron bien sus palabras o le echaron leña al fuego en el sentido de pasarle la bola del problema de la vivienda madrileña a la Casa de la Villa. El Ayuntamiento Pleno no es que se pronunciara en dejar las cosas bien sentadas, sino que se despachó a gusto en la puntualización de los deberes municipales y de las obligaciones de los Nuevos Ministerios. El caso, ahora, bien distinto- -y también en la sede de los Nuevos Ministerios- -lo ha dictado Leopoldo Calvo- Sotelo, en la ocasión solemne d la esperada autopista de la Paz. Hay que colaborar. Hay que entenderse. Hay que darle a Madrid, si menos, todo cuanto se le exige, se le gasta y se le utiliza. Me estoy refiriendo, concretamente, a la subvención de capitalidad. En Obras Públicas, la futura vía Cuzco- Barajas sería un ejemplo de colaboración, largamente solicitada. Poner los ojos en la capital del Reino no es pedir gollerías. Creo que la visita del Rey a Madrid, con el presidente del Gobierno y todo el Consejo de Ministros en Pleno, es alero más que una justa aspiración. -Luis PRADOS DE LA PLAZA. LA AUTOPISTA, ENLACE A ENLACE A lo largo de casi todo su recorrido la autopista cispone de cuatro calzadas, dos centrales y dos laterales. MANOTERAS. -Empezando por el Norte la autopista se inicia en el enlace de Manóte ras, por el que conecta con el cuarto cinturón. Es un trébol con un movimiento preferencia! Inmediatamente, está cruzaca por el paso superior de Hortaleza. En este punto se inician las calzadas laterales que acompañarán a las centrales ya hasta el final. MARQUES DE TORROJA- -A continuación se encuentra el enlace del Marqués de TcoTOja, que permite efectuar en forma direecional los movimientos de conexión con la nueva estación de Chamartín y de la autopista con Pío XII. SAGRADO CORAZÓN. -Cruza después la aul. opista bajo el paso superior del Sagrado Corazón, que forma con la calle Comandante Franco una Importante biela de conexión entre dos ejes tan importantes como Arturo Soria- García Noblejas y Pío XII, General Mola y Menéndez Pelayo. SAN 1 AMARCA El enlace siguiente es el de Santamarca, oue ofrece- el movimiento direecional hacia o desde las calzadas centrales de la Paz ser, con la transversal Costa Rica, avenida de la Luz, Cuzco, que constituye propiamente 1 tercer cinturón d la red arterial de Madrid. Tiene también prevista la continuación del eje transversal hacia el Este, bajo la avenida de Arturo Soria y la calle Duquesa de Castrejón, formando un nuevo acceso futuro al aeropuerto la vía denominada Cuzco- Barajas. RAMÓN Y CAJAL. -A continuación se encuentra el paso superior de Ramón y Oajal. que da continuidad al eje Concha Espina- Rsimón y Cajal- José de Soto, que debe absorl er el tráfico hasta ahora soportado por la sobrecargada calle de López de Hoyos, AVENIDA DE AMERICA. -El enlace siguiente del tipo trébol completo está formado por la autopista de la Paz como vía inferior y la avenida de América como vía superior. Sustituye a la vieja raqueta existente bajo el puente, ahora prolongada en un vano más. PARQUE DE LAS AVENIDAS. -Los dos pasos superiores siguientes bajo los cuales discurre la autopista son los del parque de las Avenidas y el de El Calero. Aquél une la barriada del mismo nombre y de Marqués de Portugalete, y éste, el parque de las Avenidas con el barrio de la Concepción. VIADUCTO DE VENTAS Y PASO DE MARQUES DE COBBERA. -El nudo siguiente e ¡s el viaducto de Ventas que cruza por arriba la calle de Alcalá. Después de pasar los parques Sanche Dávila y de la Fuente del Berro, ía autopista es eraz da por ti paso superior de marqués se Corbera. Entre el viaducto de Ventas y el paso superior de Marqués de Corbera se dispone un acceso a la barriada de La Elipa. O DONNELIi. -El enlace de O Donnell, que viene a continuación, es un trébol completo con todos los movimientos, cuya vía que lo cruza (en paso superior) es del lado interior de la ciudad, la prolongación del eje O Donnell, y del lado exterior, será, en el futuro, uno de los accesos de la autopista nacional A- 2. ESTRELLA Y MORATALAZ. -A continuación, la autopista es cruzada por un paso superior que conecta las barriadas de La Estrella y Moratalaz. Entre el enlace de O Donnell y el paso superior de La Estrella- Moratalaz se dispone de conexiones de acceso que proporcionan entrada y salida de ambas barriadas a las calzadas laterales de la autopista. TRÉBOL DE LA PAZ. -Sigue el trébol de la Paz, con la avenida del Mediterráneo, que tiene movimiento preferenclal. lo que da lugar al puente de Liria. ALBUFERA. -Las calzadas centrales de la autopista de la Paz pasan en forma superior sobre la avenida de la Albufera, mientras las latei ales cruzan dicha vía a nivel, facilitando, de esta forma, los giros entre ambas. TRES OJOS. -La autopista de la Paz termina, como tal, en el puente de los Tres Ojos, bajo el cual (soporte de diversas líneas ferroviarias) atraviesan las calzadas centrales de la autopista para continuar como tercer clnturón por el enlace sur del que actualmente sólo está construida la calzada provisional que sirve de unión con la autopista del Manzanares. Por su parte, las calzadas laterales continuarán por el eje de Entrevias. Necrológica En la esquela publicada en este diario el día 22, de don Fernando Mola de Esteban Cerrada y su esposa, doña Elena Pascual Ubatde, se indicaba, por error, que el funeral tendría lugar a las doce horas, siendo, en realidad, a la trece horas de la mañana de hoy, día 23. -2? ABC: DESDE HACE MAS DE SETENTA AÑOS ESTAMOS EN CABEZA