Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. D O M I N G O 19 DE E N É B O DE 1975. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAO. 71. UNA ROSA EN EL DESAYUNO DE BARILLET Y GREDY ESTRENO DE LA SEÑORA ES EL SEÑOR CON ESPERANZA ROY, SANTOS Y ZGRI, EN EL ALCÁZAR La sala y los anfiteatros estallaron al final en una ovación unánime. Y Esperanza Roy saludó sonriente y dio las gracias con palabra emocionada y precisa Sit triunfo fue total. Los especiado r. s aplaudieron Su hermosura, su gracia su deliciosa actuación, su flexible talento interpretativo. Cantó y bailó muy bien, con estilo personalísimo, con mucha garra Su reaparición en el escenario frivolo tras varios años de ausencia de la opereta y ¡a comedia musical por dedicación fecunda al cine, no pudo ser más feliz. Fernando Santos y Tomás Zori hicieron reír a mandíbula batiente y cosecharon aplausos y admiraciones. Ambos reverdecieron su veterano prestigio profesional. Son dos grandes actores cómicos. Extraordinaria escuela la suya. Matizaron a la Emilio Gutiérrez Caba y María José Goyanes Teatro Infanta Isabel. Reparto: María José Goyanes, Mercedes Sampietro, Joaquín Kremel, Emilio G. Caba, Chelo Vivares, Luis Suárez, África Pratt. Escenografía y vestuario: Toni Cortés. Dirección: Gustavo Peres Puig. Adaptación: Alberto Glosas No he visto nunca salvar una obra de forma tan enérgica y eficaz. Los señores Barillet y Gredy naufragaban a la vista de los espectadores. María José Goyanes y Emilio Gutiérrez Caba se lanzaron al agua desde el primer momento. Eran unos socorristas. ¡Qué raza la de estos Gutiérrez Caba! ¡Qué encanto personal la de esa espléndida actriz, que es María José Goyanes! A lo lejos, los señores Barillet y Gredy pedían ayuda desesperadamente. No lograban salir del verbo acostarse Sería interesante conocer las veces que se conjuga dicho verbo. Nos acostamos nos acostaremos nos hubiéramos acostado Acompañado de verbos auxiliares el concepto y la operación desplazan cualquier otra variante de la imaginación. Montar un desarrollo escénico sobre la exclusiva de unas relaciones eróticas bilaterales o colectivas- -también de esto hay un bosquejo- -demuestra que los autores perdieron en esta ocasión los papeles. Es verdad que los socorristas salvaron la pieza. La salvaron heroica, inteligentemente. Emilio Gutiérrez Caba, ep un tarambana de cliché pero al que consiguió infundir verosimilitud psicológica y social, cosa enormemente difícil, dado la baja calidad del material empleado por los autores. Con lo que es. un pequeño suceso íntimo, cabe establecer las bases clínicas y psíquicas de uiia abra sorprendente y reveladora, tal como las que es- cribió el doctor Marañen. Pero reducido ese suceso a un relato escénico, JIOS- apesadumbra su reiteración y n s iíritá que alguien pueda pensar en distraernos por ese camino. Los autores nos obligan á mirar por el ojo de la cerradura ¿Turante cien minutos. En la segunda parte, aparece un trozo de verdad, verdad anecdótica, pero verdad a) fin y al cabo. Enton- LAS NOVEDADES DE LA SEMANA Tan sólo un estreno se anuncia para la semana que comienza: el de mañana lunes, oficialmente (ya que para el público lo. fue anteanoche) en el teatro Alfil, de la comedia El realquilado de Jqe Orton, en versión de Natividad Zaro, que dirige Ángel García Moreno. ees María José Goyanes ataca a fondo la sensibilidad del espectador en unas escenas que recuperan autenticidad, y gana la voluntad y la admiración del público. Se habían producido a lo largo de la representación varias explosiones de hilaridad y aplausos entusiastas. Pero a la caída del último telón estalló una de esas ovaciones que hacen olvidar todas las penas y peligros. Sobre el escenario, temblorosos y triunfantes, los actores llevaban en los brazos los cuerpos mojados y flaccidos de los señares Barillet y Gredy y sonreían triunfantes y agradecidos. Es ya hora de que los autores de acá y acullá empiecen a revisar los supuestos de un cierto provincianismo intelectual. Nadie se escandaliza ante las palabras malsonantes, que siguen siendo malsonantes cuando son gratuitas y necias. Nadie se escandaliza tampoco por la exhibición franca de intimidades secundarias. La beZorí, Esperanza Boy y Santos perfección sut respectivos papeles. Con ellos colaboraron de manera eficacísima Belfa Line, Amelia Aparicio, Mari Carmen Duque, Anabel Montemayor, Luis Zorita, T. is Cuesta, César Varona y Fernayido Raianz. El ballet de Miss Barón gustó y deleitó, como siempre, por su finura, su exatittid, su vistosidad, su armonía. Preev as y disciplinadas chicas tas de ese acreditado conjunto coreográfico inglés. Espectáculo fastuoso, europeo radiante, soberbiamente montado. Gian escenografía de Burman y exquisito vestua- io de Julio Torres. Libro de M. y F. Baz y T Delgado, con enorme comicidad, con hilarantes equívocos y enredos y con amenidad e interés sin desmayo ni grosera? rliovarrer ias. Partitura risueña, inspiraba del maestro García Morcillo, en la (tve sobresalen dos números- -el de Manir a 1 tan y el del Brasil- -donde culminaron f. ntre aclamaciones y peticiones de repetir la inteligencia y la belleza de Esmeran- a Roy. Asistieron conocidas figuras d la vniitica y otras actividades naciona 1 al afortunado estreno, en el teatro Al á- a d la divertida y deslumbrante revi- tta Lo, señora es el señor -José BARO OUF. SADA. lleza física de las actrices- -el elenco y femenino del Infanta Isabel ns también en ese orden de primera fila- -resulta una buena tarjeta de presentación. E? osa 5 s la madre Naturaleza. Desgrac ada nfe, la ma- áre Naturaleza fí e iffKístce rías maravillas no. -ha nroiístciáo iamá ana sola, obra de. teatro. Y 3 e eso- se trata Vaya, pues, el elogio a! os actores- -a todos- al d i r e c t o r v al esce ió 3? o. Y recouozcamfls aquí- uue pi e- aviv- hirvió con gran talento a un íex o uwfios EN VENTA 200 m aire acondicionado, moqueta. Calle Velázquez. Teléfonos 262 2618 y 262 65 60. Preguntar: SR. GARRIDO