Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
...y poesía, cada día Nuestro breve muestrario de poesía sobre el teatro concluye hoy con tres poemas sobre su aspecto de farsa, el irónico poema de Juan José Cuadros, el melancólico canto de Carlos de la Viña y en in tenso apunte de Mariano Roldan. LAS BELLAS ARTES Ei teatro CORRAL DE COMEDIAS CORRAL DE ALMAGRO Continúe la farsa. Repique en el tablado 3 tacón de la gallarda. La honra y el remiendo, el mohín de la dama, el donaire ia chanza i gracioso, la limpieza de sangre J la guitarra. Asómbrese el villano 7 aduérmanse BUS ganaa Continúen las máscaras. No importa; alguna vez, Dios sabe donde, nos veremos las cara L LO VIEJO... CÓMICO VIEJO Levanta, todavía, los brazos, adelanta la pierna en pie de baile; apoya el pufia en la cadera, Juega los ojos; amenaza por vida de y gallea en el corral. Aún pone su nombre- -almagre efl loa carteles- espanto a los que empiezan 5 bullir y, castrada la TOZ, como la gloria antigua, zumba el bordoneo del papelón. A camarín vacíot vuelve a empezar la nocturna derrota del recuerdo, se desconcha el carmín del rostro, acude la cenoellada al aladar teñido. Orín de sombra roe los abalorios, las botas de montar, la capa y queda frente al espejo, un muerto que, todavía, alza el ademán o estira el espinazo sabiendo que la lluvia- -va borrando su nombre de los muros. Juan José CUADROS Lo viejo es esto: tai almacén de efectos de teatro. Esto siempre es lo viejo y es lo cierto. (Y la verdad tiene un olor a rancio y a ratas y a jacintos. lo viejo es esta silla italiana y este arpa, y esta imagen sagrada que es casi un monigote, y esta oscura bandera y esta calza. Lo viejo está escandido; es preciso buscarlo por sótanos mohosos y admitirlo en el sueño del izquierdo costado. Lo viejo es un andrajo precioso y un tremendo vestido recargado del siglo dieciocho. Tiene vejez el cáliz y la espada, la peluca y la lámpara de aceite. (Lo viejo es este yo que asi se multiplica en cada cosa arrinconada como si yo fuera de siempre y estuviera esperando sorprenderme guardado en un armario. Lo viejo es este trono que habitan las polillas, y alternar las caretas que saben las edades. Lo viejo no está fuera de este recinto grande. Lo viejo no es el hombre, ni el reloj de la torre, ni la calle... Lo viejo es la guirnalda que ha de servir a Ofelia, y el triste traje negro para vestir a Hamlet. Carlas DE LA VIÑA A UNA ACTRIZ Tanto vhir las vidas que no f nerón sino disfraz, renuncia de la tuja, te ha llevado a creer que el mundo e otro, que no es real el son que da su música. Ya te hicieron morir. Mañana naces ciega total. Hoy barro. Luego pura. Ko ves la vida con tus ojos. Tienes de contrabando el alma en la aventura. Te vas desconociendo. Cada día mil borrosos espejo 3 te deslumhran. Miras, sonríes, dices cosas: mientes. Dios te ayude a tener la muerte única. Mariano ROLDAN