Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. VIERNES 4 DE J U L I O DE 1969. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 41. EL CADÁVER DE DON JOAQUÍN PLANELL RECIBIRÁ SEPULTURA MAÑANA EN POLA DE SIERO (ASTURIAS) Antes del traslado de los restos será oficiado hoy en Madrid un funeral corpore insepulto EL ILUSTRE ESPAÑOL DESAPARECIDO FUE MINISTRO DE INDUSTRIA- DESDE 1951 HASTA 1962, Y A SU LABOR SE DEBE, ENTRE OTRAS. LA CONSTITUCIÓN DE LA EMPRESA NACIONAL CALVO SOTELO Ayer dejó de existir en Madrid, tras larga y penosa enfermedad, don Joaquín Planell Riera, que desempeñó la cartera de Hacienda desde el año 1951 hasta 1962. El finado contaba setenta y ocho años de edad. Estaba casado con doña Teresa Rodríguez del Valle, de cuyo matrimonio tuvo tres hijos: Carmen, Joaquín y Teresa. A las seis y media de la tarde de hoy será oficiado un funeral corpore insepulto en la iglesia de los Oblatos de la calle Diego de León, adonde los restos mortales del. ex ministro serán trasladados desde su domicilio, en la calle de Juan Bravo, número 19. Después de la misa, el cadáver será conducido a Pola de Siero (Asturias) donde recibirá sepultura en el panteón familiar, sito en e asilo de ancianos de aquella villa. El entierro tendrá lug- ar a las diez de la mañana del sábado. El señor Planell comenzó a sentir las primeras molestias de su enfermedad hace siete años, por lo que tuvo que dejar su puesto en el Gobierno. Recientemente fue tratado por un conocido doctor alemán, pero a su regreso de la República Federal empeoró notablemente, sin que los médicos pudiesen hacer nada para evitar el fatal acontecimiento. A partir dal comienzo de la agravación todos los días se recibían llamadas desde la Casa de Su Excelencia el Jefe del Estado interesándose por la salud del enfermo. Al conocerse ej triste desenlace comenzaron a afluir a la residencia del finado testimonios de condolencia. E 3 Jefe del Estado envió su pésame por medio de la Casa Civil. SEMBLANZA BIOGRÁFICA Don Joaquín Planell nació el 22 de septkvibre de 1891. Cursó estudios en U Academia de Artillería, donde ingresó en 1910, terminándolos en 1915 con el número uno de su promoción, por lo que le fue concedida la Cruz del Mérito Militar de primera clase con distintivo blanco. Prestó servicios en diversos regimientos de Artillería y durante cinco años en la fábrica de Artillería de Trubia. formando parte después de diversas Comisiones de carácter técnico, entre otras la que proyectó el establecimiento de la Fábrica Militar de Productos Químicos Alfonso XIII. En 1923 marchó en misión oficial a los Estados Unidos, donde visitó diversas fábricas. Durante los años 1924 y 1925 permaneció en África prestando servicio, primeramente en Aviación y después en los talleres de guerra química de la Maestranza de Artillería de Melílla. El 7 de julio de 1925, cuando asumía el mando de la artillería de la isla de Alhucemas, resultó gravemente herido en la cabeza durante un combate, pero permaneció en su puesto hasta acallar el fuego de la artillería enemiga, por cuyo heroico comportamiento le fue concedida la Cruz Laureada de San Fernando, individual, y más tarde, por otros méritos ífe campaña, obtuvo el ascenso a comandante ¡al que renunció. También le fue concedida la Cruz de la Beneficencia de honor a raíz de su comportamiento durante el siniestro producido por la explosión de bombas cargadas con hiperita en el aeródromo de Nador, a consecuencia de la cual resultó herido. Al terminar su servicio en África fue destinado nuevamente a la Fábrica de Productos Químicos Alfonso XIII, y en 1926 fue nombrado vocal de la Dirección Superior Técnica de Industria Militar. Desde 1930 a 1934 desempeñó el cargo de agregado militar de la Embajada de España en Washington. El Alzamiento Nacional le sorprendió en. Alicante, y cuando intentaba trasladarse a Madrid fue detenido y encarcelado. Pasó a la sana nacional en julio de 1937, y dos meses más tarde fue nombrado jefe de la Sección de Fabricación del Cuartel General del Generalísimo en Burgos, cargo- que desempeñó hasta septiembre de 1939. En diciembre de 1941 se le nombra vocal representante del Ministerio del Ejército en el Consejo de Administración del I. N. I. en cuyo organismo desarrolló una. intensa labor, tomando parte activa en los trabajos de los Consejos Técnicos de dicho Instituto. Su actividad destaca especialmente en la labor del Consejo Técnico de Combustibles del misino Instituto, cuyas tareas se concretaron en la constitución de la Empresa Nacional Calvo Sotelo, de la que fue nombrado presidente del Consejo de Administración, cargo que desempeñó desde el año 1945 hasta que fue nombrado ministro de Industria, en julio de 1951. En este cargo el señor Planell realizó una ingente labor de implantación, estructuración y desarrollo de la industria nacional, con logros positivos en todos los campos, especialmente en el eléctrico y en el siderúrgico, con la impulsión en éste de la factoría de Aviles. La época primera de la posguerra mundial, y padeciendo todavía España las repercusiones de su guerra civil, no era propicia para logros espectaculares e inmediatos, pero, no obstante, se planteó en- sus bases el futuro y se emprendió utia meritoria política de apertura a la industrialización del país. En 1962, por rosones de salud, el señor Planell renunció al Ministerio e inmediatamente fue nombrado presidente del Banco de Crédito Industrial, puesto que atendió hasta su fallecimiento. Estaba en posesión de Grandes Cruces y otras condecoraciones españolas y extranjeras. UN LÍDER DE LA INDUSTRIALIZACIÓN DE ESPAÑA Con la muerte, penosa pero sufrida, de don Joaquín Planell, ex ministro de Industria, pierde España no sólo un gran soldado, sino un gran promotor de la industrialización necesaria, la que se anticipaba a los posteriores planes de desarrollo, y la que se ajustaba también, a los cánones previstos por Antonio Robe rt en un libro célebre y en cierto modo precursor. Porque Planell puede considerarse como uno de los lúcidos precursores del amanecer de la industria española, cuando la empresa de reconstruir y poner en pie al país había de hacerse con esfuerzo de titanes y paciencia de santos. Desde el Ministerio de la calle de Serrano y. también, desde la vicepresidencia del Instituto Nacional de Industria, Planell sirvió a España con fervorosa devoción y rendido empeño. Inasequible al desaliento, cuando todos los obstáculos interiores y exteriores se conjuraban para impedir el más modesto vivir de España, se iban ganando al paso alegre de la paz las más encarnizadas batallas a la insuficiencia y a la miseria. La certera y calculada estrategia de un artillero, puesto al servicio de un ingeniero industrial, tenía ue dar los más fecundos frutos de eficacia, pese a todos los vendavales que la política exterior desataba sobre nuestro país. Y Planell, obsesionado por la batalla de la energía, que era la columna miliaria donde h a bía de apoyarse toda política de industrialización, dedicó a la captación de la energética sus mayores esfuerzos y sus desvelos supremos. Así nació la gran obra que es la Empresa Nacional Calvo Sotelo, de la que fue creador, impulsor y mantenedor, y así nacieron también otras tantas empresas industriales que tuvieron la virtud de despertar el espíritu de empresa nacional para el desarrollo económico del país, arrastrando a la tarea a la actividad privada, que adquirió así, con el más estricto sentido del deber, el más riguroso sentido de la responsabilidad. Deber y responsabilidad que han permitido a nuestro país alcanzar el nivel de desarrollo que ofrece en la actualidad. Bon Joaquín Flanell fue uno de los esforzados artífices de la paz de España, y como buen militar sabía que la paz le lleva siempre muchos puntos de ventaja a la guerra, y la guerra sólo sirve, honradamente, para conquistar y conservar la paz. Y el artillero e ingeniero industrial Planell era así porque su amor arrollador estaba puesto en España, y ya se sabe que el amor a la patria, como el amor a la madre, sec inefables, irrazonados, imposibles, en siuna, de describir ni de explicar. l i m pia la conducta, claras las cuentas del alma, y bien ganada siempre la intención, don Joaquín Planell ha muerto. Descansé en p a z -Antonio. DE MIGUEL. P A R T I. C ü 1 A R Piso lujo Paseo Habana. 115 m. teléfono, calefacción. Facilidades. 346 75 82- 250 2910 Disponemos de varias cantidades desde úen mil pesetas en a. delante. oara primeras- segundas hipotecas, sobre fincas rústicas o urbanas VIENDO APARTAMENTO grande en Paseo Habana. Facilidades. Directamente. 203 24 25, de 5 a 8. HERSAU Csneias. 14- Te! 23152 07