Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC V I E R N E S 5 BE J U L I O DE 1968. EDICIÓN DE LA MAÑANA. 1 G. 9 INFORMACIONES TEATRALES- LA SEÑORA CURIEL DE JER IDEAL Doña Ana María Curiel de Diez, de ta años, fia sido elegida Mujer ideal íSS en el curso de una fiesta celebrada én hotel Meliá- Madrid, patrocinada por revista Telva y la Confederación da Gasjas de Ahorro. La señora Curiel de Diez está casada y tiene un hijo; es una mv dr. de grandes valores humanos y que activamente está esperando otro bebé. Es la representante de la región gallega y reside en la ciudad de Vigo. Sus estudios son él Bachillerato superior y el francés. Su oeilf pación actual es la de ama de casa y dar, clases de francés en el Instituto de Vigo. El Jurado para la elección de la Mujer ideal ha estado integrada por Pilar 8 t cedo, directora de la revista Telva la marquesa de Pozas, Fina de Calderón Carmen Castro, Maruja Callaved, Enrique Ramos, presidente del Sindicato de Fren sa, Radio y Televisión; Guillermo Escribano, vicepresidente de la Confederación E pañola de Cajas de Ahorro; don Luis Fvt nando Bandín, de ta Asociación de la Pteft sa; don Rafael Cpntdlejo, alcalde de Be mes; don Joaquín Prats, presentador de radio y televisión, y José Luis López V équez. mente al tono de los principales intérpretes en el agradable decorado de Ontañon que, si la memoria no me engaña es el mismo del primer montaje. Por lo visto Trampa para un hombre solo es una pieza ideal de verano. Advierte Iealment a los caballeros lo peligroso que es dejar entrar en casa a una desconocida. Advertencia que no es vana en los cájidos día del estío. -Lorenzo LÓPEZ SANCHO. CAMPAÑA EN PRO DEL TEATRO EN BARCELONA Barcelona 4. (De nuestra Redacción. En los salones del Círculo del Liceo i Barcelona, ayer, a última hora de la tarde, se celebró tina rueda de Prensa catt objeto de dar cuenta a los informadores barceloneses de los proyectos y realizaciones conseguidas en la Campaña Pro Teatro que va a iniciarse, próximamente, ett la Ciudad Condal. Asistieron al acto el presidente de la Sección Económica del Sindicato Nacional del Espectáculo, señor Abella; don Antonio Usandizaga, presidente del Sindicato Provincial; don Nicolás Ferra té, presidente del Gremio de Tea- troa de Barcelona; don Luis Asmarais, teniente de alcalde del Municipio barcelonés; ¿I delegado de Relaciones Públicas del mismo, don Esteban Bassols, y la totalidad de los empresarios de los teatros de la ciudad. Primeramente h a b l ó el señor Usandizaga, exponiendo la finalidad de la reunión, y cediendo la palabra al empresario del Liceo, don Juan Antonio PamiéS, quien recordó el glorioso pasado teatral barcelonés, afirmando que si en algún momento el arte de Talía en la Ciudad Condal ha pasado por momentos críticos no se ha debido a la atonía o desamor d los ciudadanos de Cataluña, por lo qa se hace necesaria la revalorización del teatro. El señor Pamiés finalizó su parlamento destacando los compromisos que han adquirido los empresarios barceloneses consigo mismos para atraer de nuevo al público hacia el teatro. Seguidamente, el empresario del teatao Romea, señor Lloret, leyó el resumen de los objetivos inmediatos de la citada campaña, para la que se cuenta con la colaboración del Gremio Provincial de ErrtpT sarios, del Ayuntamiento de Barcelona, e la Sociedad General de Autores y del nisterio de Información y Turismo, señalando que, por su parte, el Gremio Provincial de Empresarios ha formado una Junta directiva de la campafia; que el Ayuntamiento ha prometido colocar en lagares céntricos de la ciudad unos car- teíeS ae gran tamaño, en los que constarán las obras que sé ¡representen en todos tos teatros de la ciudad, y la Sociedad ral de Autores ha conseguido una en metálico para sufragar los gasíos dicha ca tnjDaiía. Destacó asimLssu eí sefioif Reestreno de Trampa para un hombre solo en La Comedia María Asquerino, Pedro Osinaga, Guillermo Marín, Ángel Terrón y Lola Lemos Con precisión cronométrica se ha producido el reestreno, de la comedia de Robert Tbomas, traducida al español por José Luis Alonso, Trampa para un hombre solo Del dos de julio de 1960 al tres, que fue ayer, ocho años. La tendencia a las revisiones de obras del llamado género policíaco se confirma así, ya que en pocas semanas hemos visto otras dos: La idiota de Marcel Achard, y Crimen perfecto de Knott. De las tres, la de más altas calidades literarias es la de Achard; la de más aguda construcción teatral, la de Tilomas. El autor de Patate hace un estudio psicológico de la inocencia; el escritor inglés, un análisis lógico del crimen; el francés, que ha escrito Trampa para un hombre solo realiza una especie de ejercicio de un tercer grado policíaco aplicado a un culpable, pero ofreciéndonoslo en un plano trastocado. Sólo eso que en lenguaje cinematográfico llaman un contraplano, mostrará en el último minuto la verdadera realidad al espectador que no haya sabido adivinarla. Las tres tienen en común una idea. Una idea falsa. La de que el crimen nunca permanece impune. Hay ejemplos casi diarios que la desmienten. Pero el género policíaco o es simplemente una especie de charada para aficionados o debe asumir una pretensión moral, tranquilizante. Un mundo en el que todos los crímenes fueran castigados y en el que, sin embargo, la Policía tratara con guantes de seda a los delincuentes, sería maravilloso. ¿Cree Robert Thomas en un mundo así? No, no lo cree, y la prueba es que la sociedad no existe en su comedia más que representada por un borrachín y por una enfermera en apariencia venal. El resto de los personajes son un criminal y los policías que le acosan. El problema consiste en demostrar la culpabilidad de un asesino; no en descubrirla. Lo que es notable es la técnica psicológica. Hgy que poner al criminal ante otro crimen posible del que va a ser él la víctima, para lograr que confiese. El escalonamiento de los engaños, de las argucias, de los efectos, es notable. No tiene fallos lógicos. Es una máquina. Y para hacer que nna comedia funcione así se requiere una gran pericia de autor. Esa habilidad es la que nos produce una impresión de placer estético, la que lleva al espectador en volandas de un interés que acrecerá tanto más cuanto menos sospeche el verdadero carácter de los personajes, porque Thomas ha empleado un truco muy ingenioso al titular su comedia Trampa para un hombre solo ya que en rigor es más bien una trampa para miles de hombres acompañados, los espectadores. El problema de este tipo de montajes es construir un ritmo. La interpretación lo tiene. Guillermo Marín, experto y buen conocedor de la pieza, puesto que la interpretó en su primera versión hace ocho años, le ha dado un ritmo sin desmayos que se acelera hasta el crescendo final inesperado. Tres veces cae el telón antes del final. Las tres, adensa una situación llevada a su climax. Las tres, se acierta a dejar la acción en alto, redondas la frase y el ademán. Pedro Osinaga continúa progresando en su carrera. Algunos matices más en su bien expresada agitación angustiosa, unas mayores precisiones de vocalización harían perfecto su muy notable trabajo. Maruja Asquerino está impecable en el gesto, en el secreto, en la dicción, c o m o Guillermo Marín, dueño siempre de la acción y efectivo al cargar sus efectos. Pascual Martin, Ángel Terrón y Lola Lemos se acoplan muy ajustada- LAR 3 ÚLTIMOS DÍAS de DOMINGO, 7, DESPEDIDA DE LA COMPAÑÍA