Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
lili Ti DE LA GRÚA estacionamiento en batería entre los árboles. Ss estableció, sin embargo, el ds línea, con la mitad da cabida de coches. Está claro que la grúa no debe llevarse al automóvil mal estacionado, sino solamente el vehículo que entorpezca gravemente la circulación. Los abusos, sin embargo, se cometen día tras día con absoluta impunidad, en permanente escándalo que viene a recordar a muchos aquel otro de la valla de la plaza de la República Argentina que encubrió durante años un negocio particular. Dicen unos que también el servicio de grúa está o ha estado montado como negocio. Contestan otros que sólo se retiran, los coches denunciados por los agentes. Replican entonces los maliciosos diciendo que se pusden ofrecer comisiones a los agentes, rumor inadmisible, porque, aunque así fuera, la bien probada honestidad de nuestros agentes está fuera de dudas. Lo que queda claro, en fin, es que hay que cortar de raíz el escándalo de la grúa y que los madrileños confían en que el alcalde tome cartas en el asunto, pues el señor Arias Navarro ha terminado con muchas de las viejas lacras de nuestro Municipio, y muchos esperan que elimine las que faltan y las nuevas que surgen. Ni como negocio particular, ni como fórmula de recaudación para las arcas municlpalss, ni como sistema coactivo, puede prolongarse el escándalo de la grúa, que agria la convivencia entre los madrileños. Que el artefacto, pues, se utilice exclusivamente para retirar los vehículos que entorpezcan gravemente la circulación, pero no como forma de recaudar dinero. Y que se zanje pronto esta cuestión antes de que los Ayuntamien- tos de provincias tomen ejemplo y se sufran las consecuencias del atropello de la grúa a escala nacional. Abajo, en el gráfico, puede apreciarse la situación ocupada por un vehículo que fue retirado par la grúa. Basta fijarse en el sentido de la dirección única de ambas calles para comprender que el referido automóvil no e n t o r p e c í a el tráfico. María de Guzman -Dirección obligatoria 27