Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DOMINGO 1 DE ENERO BE 19 S 7. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 99 la de Diego de Acevedo dirigida por Sancho, y tres más. discute dirigidos y Ricardo Blasco, que logrará, además, en filmados por los s e ñ o r e s Casiillo- Sasnz Hispanoamérica, a donde ha sido expor- Guerrero Los Quitanieves M a r r e r o tada, triunfo semejante al de aquí, quizá La N. A. S. A. Rodríguez de la Fuentaporque exalta, además, el amor de Es- Valero (Arabia Sauaí) y el ya. citado de paña a unos pueblos que jamás consideró Eduardo Sancho. Los cuatro temas nos sucolonia y sí provincia. Con Diego de Ace- mergieron en sendos mundos notici bles de distinto palpito, según los casos: documen BAILE EN F n a rez mea- TTM vedo Televisión Española haydemostrado, tal de archivo en gran parte e) de N. A. S. A. incluso, que tenemos muchas buenas cosas que decir en televisión, al margen de que nos puso al día, y nos mostró entre, qoiere, al parecer, d a r CAPITANÍA superproducciones Es- la violencia y el sexo, ingredientes únicos sijos de la preparación de los astronautas tá bien. Pero si son como para tejer esos telefilms norteamericanos urdida en torno a la entrevista de Ángel Marrero con Stádford. Sugestivo y subyu Don Juan Tenorio y Baile en Capita- que infectan los televisores. gador el de Arabia Saudí, al que le sobró, nía mejor programarlas en Gran Teatro üe en Estudio 1 Estudio I paComo si Los Cinco Gran- a nuestro juicio, dureza en la expresión. rece exigir adaptaciones sensu estricto A TDDA des de A t o d a plana Dureza tonal, se entiende, porque la hizo Gran Teatro no. Baile en Capitanía quisieran el el PLANA m a g a z i ndemostrar queha nalpropio director del reportaje, no profesiode la locución, que es cosa muy imporfue en TVE teatro. Teatro que dejó traslue de TVE no cir en televisión su enorme romanticismo muerto. Como si quisieran corresponder tante. Anecdótico en Los quitanieves que y la bella sonoridad de los versos de Foxá. al premio con que el diario Información pudo ser mejor porque el tema se prestaba Esos versos con inevitable variante gar- de Alicante, los ha distinguido. Como si a ello. Tampoco nos satisfizo mucho el ciaíorquiana que evoca la fragancia de las quisieran afirmar su vocación televisual texto, a ratos grandilocuente, sin necesiAntillas... La atmósfera, el clima de Baile y periodística, los ssñores Ezcurra, Rosón, dad: y siempre atropellado de frase. Iren Capitanía son de una belleza prodi- Suárez, Buhigas y Casas dieron, el jueves, landa del Norte de Eduardo Sancho, fue, giosa. Así la llegada del tren real a Aran- A toda plana con un reportaje sensacio- sencillamente, una lección clara, oportuna, juez, con las escenas que le anteceden; la nal: el de Irlanda del Norte, con Eduardo concisa y difícilmente superable de perioescena de la Venta, camino de Vitoria; la del palacio real de Durango, donde la sombra sin corona de don Carlos sueña con el Alcázar de Madrid y con los fríos azules del Giiadarrama; y el baile en Capitanía de Burgos donde Baile en Capitanía se torna, inevitablemente, en op- sreta, con el último vals... Todo esto, que el inolvidable Agustín de Foxá puso en su obra, estuvo en TVE. Sin embargo, la enorme fuerza de Baile en Capitanía estuvo más, y mejor, en las escenas intimistas; en los diálogos de Eugenia y Luis. Y en otros. No en las escenas de conjunto, quizá porque en TVE van mal las grandes escenas, los grandes escenarios atiborrados de gente. El ambiente, la atmósfera, el clima de Baile en Capitanía es muy superior a los personajes y su conflicto; les puede, les vence y vence, incluso a Foxá en frase de Marqueríe. Y es verdad. Gustavo Pérez Puig, director y realizador ds esta superproducción, procuró clarificar aquel enjambre de personajes. Lo consiguió. Agradézcameles la alegría de haber llevado al gran público esta obra sustantiva de Foxá, y agradezcamos al señor Suárez, director del Primer Programa, haber proporcionado todo lo necesario para que Baile en Capitanía alcanzara dignidad, empaque y fuerza. María Luisa Merlo, deliciosa Eugenia sensible y dramática, y Fernando Guillen, enamorado Luis, lograron sendos éxitos. Destacaron, asimismo, Carlos Lemos, Manuel Dicenta y Lu chi Soto. Y destacó la propia TVE, que no se arredró ante el esfuerzo de poner en pie obra tan costosa y compleja. Nuestro deseo es que las superproducciones permanezcan. Pero no haca falta que sea con originales tan abundantes de reparto, que más complican que benefician a la propia televisión como vehículo expresivo de arte. Diego de Acevedo es un personaje fabuloso que pasó por la Historia sin pasar por la vida en frase de su creador, don Luis de Sosa. Y Diego de Acevedo que terminó su periplo por televisión, ha sido el éxito más claro rotundo y esperanzador de nuestra TV en el difícil y complejo mundo de las producciones filmadas. Los trece capítulos- -desde Guardia de Corps a Y la paz -han siclo un canto a España. Una clara exaltación de su unidad, de su tradición, de sus gestos. De su gesta. Y una obra de profundo sentido histórico en el que ha quedado suficientemente demostrado el amor de España a sus provincias de ultramar y de las provincias de ultramar a la Madre Patria personificado en Diego Acevedo, pervano de Lima que vive en la Corte de España para dar fe de unas gentes que, con sus hermanos peninsulares, no quisieron dejar de ser ibéricas aunque para ello tuvieran jue vencer a Napoleón. La serie Diego de Acevedo ha concluido en el momento preciso. Más allá de y la paz (1810) capítulo número XIII, está la confusión... Pero sería bueno y saludable que Televisión Española acometiera, de la mano del profesor Sosa, otro aspecto de Historias de la gente ibérica La unión de los españoles en esta hora histórica parece enhebrar bien con aquella que lograren los Reyes Cntó i os, gran tema para otra serie grande como ABC. DIEGO DE ACEVEBO Los hombres acíivo 3, de Impulso, dinámicos, comienzan a serlo desde el prime i momento de día: Desde el momento qut ji MENNEN les da el toque de audacia e- sn sensación masculina, fuerte, tonificante, r. que se mantiene fresca durante todo el din La nueva loción para después del afeitado, MENNEN- after shave- -PARA NOSOTROS LOS HOMBRES- prolonga su efecto vivificante a to largo de la jornaoa, gracias al mentol que contiene. En el traoajo, en el recreo, en ei deporte, siempre en los momentos más precisos, le acompañará la agradable sensación MENNEN. ID I D E S L A N D Aaastlae n. Madrid- 17 la nueva btíón para después del afeitado PRUEBE ESTOS OTROS INSUPERABLES PRODUCTOS DE LA LINEA MENNEN: CHEMAS DE AFEITAR DESODORANTES, EN SUS 3 TIPOS PROP PABA ANTES DEL AFEITADO