Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MIRADOR mujer puede hacer, tres cosas con nada: un sombrero, una ensalada y una escena Jean- Pierre Dorian desarrolló el tema: El amor y las mujeres evocando la personalidad de la gran figura escéptica y excéntrica. Dijo que a pesar de haber surgido en él panorama de las Letras, el Teatro y las Artes plásticas, nuevas y brillaniniciales de Ortega El filósofo como es- tes figuras. Sacha Guitry continúa cauticritor La verdad filosófica y el sistema vando el interés del público después de su metafórico y La justificación de la me- muerte hasta el punto de que la Televisión francesa ha presentado durante cuatro setafísica Aún tuvo Marías tiempo y garganta para manas películas y comedias del gran actor Esta vieja e ilustre Institución Cultuy un teatro de París va a representar úniral Española, de Buenos Aires, ha invitado pronunciar una undécima conferencia en camente obras suyas. Francia- -dijo el el Instituto Popular de Conferencias- La este año a ocupar su tribuna a dos emi- Prensa -con este tema un tanto sibilino: orador- -que ya tiene la casa de Moliere nentes figuras de nuestras letras: Camilo Hispanoamérica y la política del arbo- va a tener también ahora la casa de SaJosé Cela y Julián Marías. cha Guitry tante Habla un interés vivísimo por conocer Julián María dejó clavados en su audiJean- Pierre Dorian refirió su larga cona Cela, ¡por oír su voz, por seguir el ttflo torio una serie de principios realmente vivencia con el artista, citando las opiniode sus disertaciones. felices. ¿Por qué hablar de España en la nes y conceptos que tenían de las mujeres: Cela- -bien notorio es esto- -no habla; Argentina? ¿Y por qué hacerlo en esta lee. Su lectura es redonda, clarísima, sua- casa? Primero, porque dé alguna manera sus defectos, sus virtudes, sus caprichos, sus susceptibilidades. artistas, soria. Es la lectura que exige esa prosa Argentina está inserta en España, -y se- grandes damas, fueron Burguesas, por el essuya castiza, honda, de una Justa y rara gundo porque la Institución Cultural Es- critor, hasta llegar a la evocadas mujer contemporábelleza. En párrafos admirables nos habló pañola ha contribuido a la presencia de nea, con la decisiva influencia que tuviedel mundo solanssco. de sus criaturas co- España en esta tierra. Cada vez, por otra ron en todas las épocas en la vida del homchambrosas y miserables, de sus paseos por parte, parece más claro que España e His- bre y, por lo tanto, muchas veces, en los ese Madrid donde la vida tiene perfiles de panoamérica sin inseparables. Yo creo que destinos del mundo. A través dé la palabra, aguafuertes alucinantes. En esas pinturas. no existe Hispanoamérica, sino el mundo Cela se encontraba como el pez enel agua. hispánico. A los españoles se ños ha pa- realmente sugestiva del conferenciante, paEra como si un Solana redivivo volviera sado América; a los hispanoamericanos, saron también Hugo, CorneiUe, Bateac. a bucear en aquellas visiones aflictivas y España; y es inútil, como- lo sabia San Wilde, Rodin, Verlaine, Cocteaü... Un público escogido, catador de temas y tremebundas. El público, divertidamente Pablo, dar coces contra el agujón. matices literarios, escuchó a Jean- Pierre asombrado, seguía al lector sin perder síAl hablar del mundo de la lengua es- Dorian. Se encontraban en la sala don laba. Un hombre así, con tamaños talentos y violencias, no se ve todos los días. pañola, tuvo reflexiones muy atinadas so- Juan de Borbón, conde de Barcelona; acabre la continuidad histórica de nuestra Y Cela, en medio de un impuesto silencio lengua. Una lengua- -dijo- -es el depósito démicos, profesores, escritores, artistas y absoluto, seguía, seguía con Solana a vuel- común de las experiencias de un pueblo. personalidades de la vida social portuguetas. Hasta que, al pronunciar la frase de Sea de nosotros los españoles lo que Dios sa. E conferenciante fue felicitado por el ritual, he terminado el público estalló disponga, nadie nos podrá quitar el haber conde de Barcelona, con el que cambió unas Interesantes palabras sobre las letras en un aplauso ancho, entusiasta, que Cela sido un gran pueblo. francesas, la literatura, el teatro y la crírecibió con la primera sonrisa de la tarde. No queremos cerrar sin Y en vez de descender del estrado por la signar algo insólito yestás líneaspara con- tica. gratísimo JuAntonio DE OBBEGÓN escalerilla al uso, pegó un salto y allá que lián Marías: hace muchos años que en ss fus junto a sus admiradores, que lo re- Buenos Aires un conferenciante no tenía cibieron sonrientes, pero ya sin asombro. sí La singularidad ds Cela los había ganado ante enun auditorio de más de mil personas, el más profundo y fervoroso sipor completo. lencio, que, al quebrarse de tanto tanCela ha prenunciado una docena de con- to, era para envolver al orador en una en ferencias entre la Cultural Española, la ovación sostenida y cálida. Universidad del Salvador, el Centro la Socisdad Argentina de Escritores y Pedro MASSA el Instituto Popular de Conferencias, entidad fundada y dirigida por el diario La Prensa Habó también en la Fundación Pedro de Mendoza y en el Instituto Argentino dé Cultura Hispánica. ¿Temas de estas disertaciones? Marañón, Baroja, Valle- rindan, Unamuno, Azorín. Picasso, Miró, el alma gallega y sus La Lisboa es facetas; España, los españoles y lo espa- Hay, vida intelectual de conciertos intensa. y bañol; dos tendencias de la nueva literatu- llets aparte de buenos teatros de ra española. Y dos enfoques luminosos y actos que reúnen cámara, conferencias y al mundo hondos da la vida del escritor en los que cuando no es la Sociedad deintelectual, Geografía el espíritu de Cela- -aun generalizado- -de tan prestigioso abolengo- -o la Acaquedó cabalmente al desnudo. Cultura Portu Por la mañana, periodistas; por la tar- demia Internacional de lasssión científica Inst. Ed. T ¿eus: Las Infracciones guesa, la que ofrece una de, conferencias; por la noche, tangos. o trae a su tribuna un conferenciante ilus- de Prensa e imprenta de Alvares ate Así me explicó Cela, en un rato ds charla, tre. Esta vez, ha sido una disertación en el Vignier; La calle de los mil Jos cómo ha invertido su tiempo en Buenos Teatro Gil Vicente; de Cascáis, el que atra- de H. Stepht a Keefcr; ¿Ota eriar niños sanos de A. Bes; Código ciAires. Cela ha querido, en un mes escaso por Florida, La Boca y Corrientes, calar jo a la élite que gusta del suceso litera- vil español V edición (Ley de Funhondo la entraña de este pueblo. Y a fe río. El escritor y periodista francés Jean- cionarios Públicos y Ley de Reforma, que lo ha conseguido en todo lo posible. Pierre Dorian iba a hablar de uno de los del Sistema Tributarlo) Ed. Cid: Karopa de los europeas personajes más fabulosos de nuestro tiem de Enrioue itutt Garrí I socieMaríaá desarrolló, con los auspicios de po: Sacha Guitry. París- -se ha dicho- -nació de una tona- dad armada de Tristram Ceffin; la Cultural Española, dos ciclos de confe- lidad, de una expresión y ese clima sin- Las condici aes del espirita científico de Jean Fonrestié; Nfeotts 11 rencias. El primero, E 3 paña en el último tercio del siglo XX comprendía los gular hace que puedan darse personajes de Constain de Osear, como el gran autor y actor, cuyos rasgos de espeleólogo de Carmen Knrte. siguientes títulos: El pensamiento politir co de Ortega y la empresa española La ingenio son innumerables, saliendo al paso ANTICIPOS EDITORIALES transformación económico- social dé Espa- del tópico o la transigencia general con su Ed. Cid: Swweterre de Jean ña La estructura de la nación españo- verdad; intemperante. En cierta ocasión le Laeteeny; I revoteelón en Santo la Legitimidad y libertad y El mun- decían: Domingo de Smdo; La oposición- -Desengáñese usted, todos los hombres bajo Hitler de Fabián von Sóbalado de lengua española hrendorff; Loa hombres del 1 M a tienen algo de comediantes... El segundo ciclo de disertaciones- -dicro de Jean Márabin! Pétate. de- -Salvo ciertos actores- -respondió. tadas en el inmenso salón del Colegio de Georcres B. ond; Y su viuda- -la que le tocó este papel, PbylUa Auty. aorta de Jean 4 a La Salle- -corrió bajo este rótulo: CinF. cuenta años de filosofía y lo integraron pues tuvo varias esposas- -Lana Márconi, Leroylos temas siguientes: El Ortega de 1916: nos ha revelado muchas f races suyas coma un nivel filosófico Los descubrimientos aquella referida al sexo femenino: Una ECOS DE FUERA ARGENTINA ESCAPARATE DE LIBRERÍA ÜLÍÍMÁS NOVEDADES