Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. MARTES 8 DE SEPTIEMBRE DE 1964. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 28 chilenaSj escribe que por encima de las reservas teóricas: coh que puedan evaluarse algunas de las proposiciones sobre las que ha girado la campaña del Movimiento Nacional y- Popular, con los demócratas cristianos al frente, es indudable que su victoria inyecta una generosa dosis de energías a la democracia en América Meses atrás, la democracia había ganado una batalla popular en Venezuela. En Chile acaba de ganar polémicamente en e! seno mismo del pueblo un fuerte apoyo para los métodos que la libertad patrocina, bajo el ritmo del orden. -Efe, ral Amin El Hafez, presidente de Siria, se laniasa á una aventura e r i z a d a tíe peligros para el mundo árabe: una acción bélica aislada contra el Ejército israeií que obligara a los demás países tíe la Liga a no inhibirse; es decir, a entrar prácti- cámsnte en el conflicto, no en el momento que lo juzgasen más conveniente, sino cuando lo hubiese decidido Damasco. Nasser jugaba una carta política muy importante en aquel cambio de actitud, y al consagrar la reconciliación con sus adversarios de antes, les advirtió: Si cualquiera dé ustedes sabotea las decisiones tomadas por la Conferencia, haré publica las actas de la Conferencia. Con ello dabs a entender, al mismo tiempo, que en aquel momento terminaría la reconciliación y que su alianza se limitaría, como siempre, a los países liberados o sea, Irak, Argelia y el Yemen. Porque en aquellos días no se sabía si El Cairo seguía considerando como regímenes libres al Baasista, de Siria, y al de Túnez. Los trece jefes de Estado reunidos en El Cairo asumieron la responsabilidad de las decisiones respecto a la desviación de los afluentes del Jordán, que atraviesan El Líbano, Siria, Jordania. Para cubrii militarmente una operación larga y costosa se convino crear un mando conjunto a las órdenes de un egipcio el general Alí Amer. Han pasado ya oche meses desde entonces. Los estudios dé lo diversos proyectos están terminados y lo Que es más importante, ya se dispone de una parte de los fondos necesarios, següa infor me del propio secretario general de ¡a Liga Árabe, que, a finales del mes pasado, pedía que se preparase el comienzo de los trabajos. Pero los informes neutrales llegados de Alejandría coinciden en que los países directamente afectados ponen ciertas condiciones, algunas de las cua. es pueden resultar inaceptables, principalmente para El Cairo. i El Líbano ha dicho por boca de su nuevo presidente que está dispuesto a cumplir su deber, es decir, desviar ios afluentes del Jordán, el HaSsani y El Wazani. Pero Beirut considera que su Ejército es muy débil para apoyar militarmente la operación caso necesario. Se le propuso el envío de fuerzas egipcias. Pero el Líbano se opone. Siria es también contraria a la implantación en su territorio de fuerzas militares egipcias. Reclama antes del comienzo de los trabajos doscientos millones de libras esterlinas para reforzar a su Ejército. Por último, Jordania está dispuesta a construir la presa en el río Yanrsuk. pero el armamento que le propone El Cairo, ya sea de la R. A. U. o de la Unión Soviética, prefiere una subvención que le permitiría comprar armas a Occidente. Algunas intervenciones han ou sto de manifiesto la necesidad de eliminar el ambiente de desconfianza que parwe haber surgido entre varias delegaciones. Aunque los riesgos de fracaso siguen siendo grandes respecto a los problemas más importantes, no es menor la voluntad de la mayoría de evitar a toda costa cue la Conferencia resulte infructuosa. En las circunstancias actuales, no avanzar es retroceder y gravemente. Entre una y otra sesión plenaria se multiplican los contactos oersonales en las habitaciones privadas de los jefes de Estado. La cuarta sesión ds la Conferencia, que duró dos horas y media, se ha levantado a las dos de la tarde, sin que terminase la discusión sobre el informe del jefe dsl Estado Mayor conjunto á- T- abs, general AZí Amer. Un portavoz oficial confirmó que han sido tratados graves problemas militares Tres de las cuatro sesiones celebradas desde el comienzo de la Conferencia han sido dedicadas exclusivamente a este Tinto. El general Amer está, al oar cer. convencido de que Israel no permanecerá con los trazos cruzados cuando comiencen i s trabajos de desviación de los afluentes del Jordán. Y apremia para aue se resuelva el espinoso asunte de la c. iVrti ra de la on- eráción. S trata tte EFber ouí fuerzas y con qué. medios ds. rían ia réplica i las fronteras de Jordania, Siria ó el Líbano a e a n u t a lnM va del Ejército israelí. -Claudio LAREDO. cobre, obligado a aceptar la ayuda de los americanos del Norte. Además ya lio está de moda en Chile, como anteriormente en el continente suramtricano, deiar subsistir esta enorme brecha entre jos- pobres y los ricos. Para Chile i sus vecinos, se trata, en el siglo XX, de asegurar ui, equilibra i social y político, permaneciendo fieles a sus tradiciones históricas. COMENTARIO DE LA NACIÓN DE BUENOS AIRES Buenos Aires 8 (madrugada) La Nación en un editorial sobré las elecciones TÁNGER La postura de algunas Delegaciones puede ser inaceptable para la R. A. U. Tánger 7. (Crónica telegráfica de núes- t campañas agresivas de radio y Prensa tro corresponsal. Según los informes lle- contra Ammán, contra Trípoli y Riad. Se gados desde Alejandría a Marruecos, la abría un período que en el peor de los caconferencia suprema árabe partee encon- sos sería de coexistencia pacífica con las trar escollos en los dos problemas prin- capitales hostiles al nasserismo. Para Nascipales del orden del día: Yemen y con- ser se trataba de olvidar querellas pasatraproyectos sobre las aguas del Jordán. das y de llegar a un acuerdo general soAyer se reunieron el Emir Peisal de Ara- bre un programa que el jefe egipcio rebia y Nasser con los principales colabora- ducía a sus mínimas condiciones indisdores respectivos. Convinieron tener una pensables. Al crear ese nuevo clima prolarga entrevista a solas esta noche o ma- picio confiaba en poder contrarrestar las ñana. El Emir Peisal de Arabia no ha es- obras israelíes de desviación de las aguas perado los resultados de un debate que él del Jordán. vive y tenía razones para suponer que no Pero al mismo tiempo Nasser quería le sería muy propicio. Llegó a Alejandría evitar con ello que un jefe árabe políti- a con un proyecto de solución del conflicto mente un poco acorralado, como el géneque, según fupntes autorizadas, propondrá a Nasser en la entrevista que han de temer. Arabia Saudita estaría dispuesta a sacrificar al Imán El Badr con una condición: la retirada simultánea del presidente y del actual régimen yemenita, maESTANTERiAS CON riscal Sallal, que es uno de los jefes de Estado participantes en la conferencia cumbre. Si la proposición fuese aceptada se decretaría inmediatamente un alto eí fuego. El plan Saudita prevé la formación de un Gobierno de transición formado por republicanos y monárquicos, tras una amplia consulta a todos los jefes de tribu y notables del país. En seguida se retirarían las tropas egipcias que serían sustituidas por una fuerza simbólica interárabe que garantizaría la legalidad de un plebiscito para determinar el régimen que se implantaría en el país. La mayoría de los observadores neutrales árabes creen que el proyecto de Peisal resulta, en las condiciones actuales, inaceptable para Nasser. El caudillo egipcio se vería obligado a poner fin, mediante uh compromiso, a una intervención militar larga y costosa en el momento en que la victoria de sus fuerzas parece inminente. Sallal, que es la víctima propiciatoria del plan, inició el contraataque antes de que el virrey de Arabia lo haya dado a conocer a Nasser. Sallal ha maniobrado apoyado por los egipcios para lograr el reconocimiento urgente de su régimen por aquellos países que aun no lo han hecho. A ello se debe, al parecer, la visita hecha ayer al príncipe Mulay Abdallah, que representa a su hermano Hassan n en la Conferencia. ¿Es posible un cambio radical de la política nasseriana al final de la Conferencia? Muchos lo creen posible en el caso de que los escollos persistieran por la intransigencia de algunos jefes de Estado. En la primera conferencia cumbre árabe, de enero pasado, én El Cairo, Nasser había adoptado una actitud no sólo contemporizadora, sino de franca reconciliación con los que hasta entonces habían sido sw adversarios tradicionales: las monarquías i. ibs los regímenes conservadores opuestej a la acción revolucionaria de El Cairo. La propaganda egipcia interrumpió las uniones invisibles Y TOSA CUSE DE ENSAMSUL JES PARA TUBOS Y RECTANGULARES 4 1- Tefc: 2 25 0149 2 7604 35 Departamentos Organización y Métodos NECESITA- -Menores 35 años, con varios años de experiencia Industrial y Organización o Métodos, hablando francés. -REMUNERACIÓN GARANTIZADA. -VIAJES FRECUENTES. Escribir: SOFEMASA. Torre de Madrid, 10- 6, con C. V. detallado. (11.102.