Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A. B C. M A R T E S 17 BÉ FEBRERO DE 1959. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 45 s l! i Jui w 1 JLx M j ATC AL: BAMGE LA: CL ASÍ FJ CMírtd 1 ci é lüntsm blanm se sactídsotS férreo mareaje catalén mareó el único gol a b r a- d e Herrera, LOS AZÜLGRANñ JÜGARQM UN PARTIDO A LA DEFENSIVA vv Y C O N T R A A T A Q U E J El partido del año, eí sensacional encuentro ue durante cuarenta y och horas constituyó el w n t o de mira de millones de aficionados al fútbol españoles y extranjeros ha terminado con l a victoria prevista, del R al Madrid Mmima, estrechísima. p ro fusta y S e c X Sin jugar wi gran partido, el Real Madrid p so el cespfí en lo que es: en c S ó S advlrsario, ese a las fanfarronadas, del técnico j u e l o prepara, planteó él juego y actuó en cuadró (í ie se considera mfeíioi- y cifra toda su esperanza Gre emos oue presiintnoso Sr. Herrera cometió u n a equivocación garrafal al proyectar un partido de estricto mareaje, de contrarresto y algarada. Si hubiera jugado de teual á feual, concediendo al rival más libertad de movimientos, pero asegurándola también a sUs propios hombres, el Barcel na- -once mag mfico que solo pudimos visluinbSj- en los diez minutos finales del encuentro- uiza hubiera conquistado una vic l, ÍTstó r eSVo S r S cambio frecuente de posiciones y el Pase al hue la -ta cata. que se ventilaba y conocedor del riesgo que corría, se agarrotó un poco, desconfió consoladora perspectiva para un Club que de la inspiración y, en cierto modo, se sohisp grandes sacrificios económicos al comenzar Id tempmada y que habia puesto metió dócilmente al mareaje por pares, disilusióríes en ser candidato temible, al ti- puesto por Herrera. tula que ostenta el Real Madrid. Quedej pues, claramente establecido que La jornada fué de bajo juego, de táctiel Barcelona magnificó equipo aspirante cas deferisivas, éan. el Barcelona como caa campeón, que todavía puede serlo, jugó pitán de ese fútbol, aquejado dé complejo en Chamartín dimitido de su grandeza, de inferioridad, y todo ello, se refleja en sj 3 si con el mismo espíritu que en otros esos. li goles en total, que dan un paupétiempos la Real Sociedad: el de saberse rrimo índice de 1,7 por partido, el más inferior y él Barcelona no lo es- -y toiriai bajo de la: temporada. -í, L. S. más medidas encaminadas a; aminorar la derrota que a forzar el triunfo. El Real Trofeos Martihi Madrid jugó en el nuevo estadio barcelonista como delie jugar un campeón: a i r e Primara División las desplegadas, poniendo proá al ancho Barcelona 47 goles. puerto de la victoria. Cayó porqué: tuvo 2. Beal Madrid 44 vientos conírarios, pero con: la, grandeza del que lucha y. arriesga. Como el BarceSegunda pivisión l. Elche Elche Í... 32- golés, lona no quiso arriesgar nada, su ¡aí 4 a fué Í... 2.0 Valladolid 30 menos aparatosa, pero más mezquina, m e Valladolid La clasificación para los TR. ÓPEOS nos. a tono con ijn equijío que debe, saberse genial y Inuscar con fuerte zarpazo la esMABTINI se establece por la diferea cia pléndida victoria. de goles a favor y en coníra. -K. LA, VULGAR TÁCTICA DE. HERRERA Para posar de genial, nO basta. con hacer declaraciones japtánciiosás y- peinarse con raya al medio. És preciso sacarse de debajo de la raya ideas que deslumbren al adversario. Herrera, después de, -siis ridícu- los alardes de secreto, lp que, se, sacó de la manga no fué otra cosa- que u n mareaje de pares, un betóji disiijiulado, uña variante vieja y sabida, de lá ya ancianísima W -RESULTADOS Celta, l; Beíis, l. Se illa, i Valencia, t) JWadria, 1; Barcelona, 0. Español, 3; Aílético Madrid, 2. Atlétieo Bilbao, 0; Oviedo, 1. fjijóji, 0; Za. rag; oza, 2. Granada, í Real Sociedad, 0. Osasima, 2. Las Palrnas, 0. CLASIFICACIÓN J G. E. P, íF, C; P. 62 18 37 fiíadrid 22 17 Barcelona 22 17 2 3 67 20 -S: At, M b a o 22 13 2 7 62- 35- 38 22 11 4 7 46 i59 26 Betis Valencia 22 9 6 7 34 30 24 Ai, Madrid, 22 10 i 8 43 34 24. 22 8 5 9 32 34 21 Español 8 8 24 33 20 Real Sociedad 22 4 10 30 46 20 Zaragoza 22 4 10 31 31 20 Oviedo 22 2 13 30 40 18 Sevilla 22 4 11 30 46 18 Osasuna. 32 4 11 31 33 18 22 Grana. da 22 32 52 16 Las Palmas, 22 19 53 15 GiJón 22 19 46 11 Céltá... Cfón la vietoria del. Real Madríií, Iw pugna por- él título ¿ntra en uná larga recta firíaí llena de dificultades para el cavipeón y nó mucho meiíores para su direpto rival, el Barcelona. Recobrado el mando por el Madrid, éste tiene que véu mar. una nueva fin- al el domingo próxivio en el Metropolitano, qUe si fuera favorable: a los blancos daría a éstos una neta pero- no definitiva ventaja en la puntuación positiva, indició nváximo de superioridad en el torneo de Liga. Los dos equipps rivales están en uVi duro é inestable equilibrio, con la. wAnima ven. tdja rríadridista de haber perdido un varado menos y haber encajado dos goles menos en los veintidós jugados hasta ahora, y con la en el fondo mayor ventaja barbelonista de contar. con Cinco goles mas en el recuento global y con un tanteo de 4- 1 a su favor en el cómputo d los dos encuentros directamente librados: -por los dos rivales. ¿Quién campeón? Todavía és pronto para decirlo y la pugna puede llegar en el mismo equilibrio e Ineertidifmbre hasta las últimas jornadas. Parece, en. camhio, hojberse. definido ya un colista con la nueva contrariedad su- fridd por el Celta en Balaidos al- empatar con el Betis. Xo que agrava la situación del ¡equipo gallego, metido en la ¡sima de los. once puntos negativos, es la victoria déí Obiedq en Bilbao, que aleja al once asturiano de los puestos peligrosos y los pequeños pero suficientes triunfos cassroi del Sevilla, Osasuna y Granada en esta jornada: El Gijón, inesveradaniente batido en su terreno por el Zaragoza, acude a acompañar al Celta en esas posiciones de aflicción con vistas al descensa áutomáMco. Logró el Atlétieo madrileño un meritorio e 7 w, patc- con- el Español, e. n Sarria aue ya carece de importancia, pero confirm al: once rojiblanco en. la zona templada, donde reposan los segundones. Des- M. i. de CalculciQoías y Sumadoras. Llombar. Hortaleza, 30. 145 01. Buscando el acoplamiento de cada defensor a las características de cada atacante, colocó a Segarra pegado a Di Stéfano; a Gensana, j urito a Püskas; a Gracia, adherido a Kopa, considerando a, éste como efectivo delantero centro, y encargó a Onvella y Ródri de contener á Gento y Herrera, respectivamente. Eraíi así. icinco azulgrahas contra cinco blancos, con mínima heterodoxia sobre Uas po jcionfes teórieas. Para llenar lá zona intermedia te- tras- ó- conocida artimaña suya- -a, Tejada Coll, y, finalmente, en un intento de romper el habitual dpspliegue madridista, Jiizo ué Siiárez se fuera frecuentemente hacia adelante, por ver si empujaba COB él a Santisíeban hacia atrás. Pero el Madrid lo que hizo fué escalonas? 1 Di Stéfano a, posiciones intermedias f doiar á Marquitós, fogoso; pletóMco de facultades, que! aprove- chara el retraso de Coll para convertirse muchas veces én un