Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SABABO 8 DE MARZO DE 1958. EDICIÓN M! LA MAÑANA. PAG. 4 S mi MAESTEO MAMIO EOSSIGON LA OR- EN EL RECOLETOS SE ESTRENO LA FARSA LOS TRES Mario BoEsi, director artístico de la. OrqiKsta Sinfónica de T u r í n de la R. A. I. ha tenido en Madrid una pre sntación triunfal. Puede afirmarse que s trata de uno de los éxites más claros, inmediatos y dirimidos con. unanimidad au 3 recuerdo en los ciclos de la Orquesta Nacional. Con justicia. Porque Rossi une a su prestancia y atractivo plástico- -que con ser cuestión seeuRdaria, no puede olvidarse: los conciertos son también espectáculo- capacidad de mando absoluta, energía contagiosa y, al tiem po, sojtura de muñeca, flexibilidad, eficacia en todo momento para tocar la Orquesta como él quisre. Digo ocmo él quiere porque: podemos sentir de otra forma y, de hecho, la disparidad S 3 produce en algunos instantes- -ine parece excesiva la elocidad del primer tiempo de la Italiana y enouentro hairto marcado y acen- tuado el. CDmentario. de la cuerda a l trío de trompas y fagotes en el tercer movimiento; creo que la Ronda de las princesas en Strawinsky, gana en poesía con mayor serenidad rítmica- pero siempre se ve una voluntad firme, seria, y un estupendo trabajo para obtener lo propuesto. Mario itossi hace que los profesores se entreguen. Diría que fué el suyo u n concierto de bravura sino pudiese confuiidir el. término y ptensarse en brillaíiteces solo, donde hubo calidad; rnucha y buena calidad. Un. ejemplo absolutamente: sensacional: la Danza infernal de, los subditos de Katschei en que la potencia extraordinaria no imíiidió el logiro de planos y la claridiad de que se benefició, en general todo el Pájaro da fuego gran escaparate para, que luacan. la ciquesta en p t ó o y- los solis itas; trompa, oboe, celÍo... El programa, jniciado con una, versión; fresca y virtuosista de La Cenerentola obertura rossiniiana cenicienta como el nombre, dé nuestros conciertos, se centraba en- dos tibras: lá Sinfonía italiana áe cuya rsproducción, aparté los pantos ya señaladles, recuerdo el primor en raa; tices, tie mpos y acentOiS del. Sáltarello y una feliz manera de mantener, notas dé la cuerda, cortadas siempre con exceso, e n el Allegro de, arranque, y el nivertiménto dé, Bartok, nueva muestra de; la, genialicJad de este músico, que penetra intenso con su Ada 3io -rge raddos, quejas; clima dramático- -f- para invitarnos, a un cuadro popular y desenfadado, u h mucho Hungría y un poco Viena, eh el Álls. g roassai También aquí logró el maestro Kossi una gran colaboración de la Orquesta, en su formsfción de cuerda, cuyos cabezas -Antón, P a l a u Meroño, Vivó, Lluna- -fueron particulares destina- tarios de los aplausos. Y sólo u n ruego: ¿no es posible evitar en la escena los ruidos parásitos Un día es él plato, la castañuela, que al dejarse, luego, del us: quiere, todavía; que la oigamos; hoy, las sordinas retiradas eh bloque, pero no con unárime atención al silencio. Si ios retardados perturban, si ios t- osedoi- es molestan, esa contribución extraordinaria desde el palco escénico no resulta grata. Conviene- -insistir: esta- vez se- aplaudió con fervor en el Balacio de lá Música. Hasta en Bela E a r t o k rubricado con ¡bravos! -Antonio FEIlNANDEZ- CiD. MÜSIGÁ ACIONES TEATRAL Y CINEMATOGRAFIAS ETCETERAS DE DON SIMON DE JÓSE MARÍA PE La revista de Prada y Mestres Mi muj r, no es mi mujer en el Madrid iíEAPARICION DE PINITO DE ORO EN PRIE Carteleramadrileña de espectáculos para hoy Anoche se estrenó en el teatro- eluto R e coletos, con decorado y figuj- ines de Alvaro J. Castellanos y bajo la dirección de Ma- nuel Benítez, la reí gocijada f a r s a d Los tres etcéteras de don Simón original de J o s é MaTÍa P e mán, El público rió en algunos lances y con algunas frases de la o b r a especialmente los que corrían a cargo de Gradúa Morales, que fué premiada justamiante con una ovación en u n mutis. Al final del primer aotd y al terminar la r e p r e s e ntación los aplausos hicieron que se alzara el telón y que el autor saliera a saludar. Rasa María Vega. Graoita Morales, Guillermo Marín y Mari Con la ya citada Carrillo, -intérpretes de Los tres etcéteras de don. Simón actriz Graoita Moraestrenada anoche en el teatro- Recoletos. les, Rosa. María Vega, Ramón Elias, Pe- bre y de su fama, y. la primera actriz dro Beltrán, -Martínez Perrer, Alvaro FonMary Carrillo, iqueP Uso todo, su buen arte tana, Pablo Sanz, el primer actor Guilleren e l desempeñó de su papel, pero que mo Marín, siempre a la altura de su hora- -cosa rara en ella- -esituvo t o d a l a noche a la caza diel apuntador, coinipusieron el reparto del feliz estsreáo. í I i: Micr. 45 r, p. m. GLORIA LASSO: Cachito, BaJiía, etc. Ptas. 80. Chiquillo, Canastos (con Luis Mariano) etc. Pesetas W. ELDER BARBER: Una casita en Canadá, El amor es algo maravilloso. etcétera. Pías. 80. Otras novedades. Bailables, Concierto, Zarzuela, etc. IDIOMAS. TOCADISCOS. Envíos a reembolso. Pedidos a I. Carniona. GaUs Colónj 15. Madrid. Tel. 31 34 61. En cabeza de partido, a 72 kilómetros de Salamanca y 58 de Avila, trasipasaría negocio fábricas calzado, chocolate y velas o admitiría socio capitalista con intervención directa én administración y dirección. Informes: Publicidad Avil. Plaza del Liceo- Saiamanca- Oirá mejor su radio si cambia su elevador- eductor I por un A ü T O M A T I C O D. C. A. Pida condiciones del cambio a FABRICA D. G. A. -ASPE (Alioánte) Como ya apnníaba Pemán e a su autocrítica, liOs tres etcéteras son un. juego burlesco, n divertiménto un escenificación de cierto sucedido escabroso tratada con malicia y pieari- día, y con ciertos toques románticos, porque no en balde el autor es un poeta, aii admirable poeta que puede trasladar a categoría lírica todo lo que se le aiiío. ie. Viendo, o mejor dicho, oyendo sa obra, porque en ella la palabra, el tenis dialéctico, cuenta bastante más qiie el m o vimiento y la acción, recordábáiaos n sólo la fábuia del Corregidor y- la: Moli íiera, sino también otros modeles más próaácio s, táiés -como ha, kermes íieroi- ea o I a ñora de la fantasía Pero quiíá lo que e n esas piezas tiene más amplio i holgado dcsenvolviniiento, m á s onda- dt usí ra, más ritmo escénico en Xps tres etcéteras queda limiíaclo a nocióít. leve de apunte, bosquejo o diseño. Empleando la- conocida termJBoíogía dorsiana podríamos decir qne ía farsa de Pemán es más anecdótica que categórica, y. que- en su. enredo todo queda redHcid- oa un planíeamienío más o menos liíe- rari o, con alusiones, muy literarias taipbién, a la. época en que se desarrolla el asunto: -la; de nuestra Guerra- de la SBdependencia, con sus patriotas y SES afrancesados, sus rústicos maliciosos, y sus lugareñas apasionadas. I, a protagonista Marifáoií puede- ser una Bola de Sebo de Maupassaiit, si en lug- ar de ser trazada desde un punto de vista arbitrario y capricíioso, enoadenasi a ík la frase y a la invención, psrsoiiaMsima del. autor, que h a huido deliberafetóeiíts.