Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. MARTES 11 DE SEPTIEMBRE DE 1956. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 33 CON BUEN FÚTBOL ABRIÓ EL REAL MAD DA FRENTE AL LA CORRECCIÓN E INGENUIDAD CATALANAS DE LA VANGUARDIA EL ÁTLETICO MADRILEÑO, LA JO R N A D A RESULTADOS Cas Palmas, 2; Jaén, 0. Atlético Bilbao, 4; Valladolid, 0. Real Sociedad, 1 Sevilla 1. Real Madrid, 6 Condal Zaragoza, 2; Celta, 0. Coruña, 0; Atlético Madrid, 4. Valencia, 3; Español, 1. Barcelona, 2; Osasunsi, C CLASIFICACIÓN J G. E. p. F. 6 i 4 2 2 Z 3 1 1 1 0 0 0 0 0 0 c. 0 0 0 0 0 1 1 1 3 2 2 2 4 4 6 p. 2 2 2 2 2 2 2 1 1 0 Real Madrid Atl. Madrid Atl. Bilbao C. F. Barcelona. Las Palmas Zaragoza Sevilla Real Sociedad Celta Valladolid Coruña 1 i- i 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Condal 1 1 1 1 1 1 1 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 1 1 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 0 a o 0 0 0 1 1 1 1 1 1 1 o 0 0 0 0 0 La primerg, jornada de un torneo tan largo como la Liga no se presta a conclusiones importantes. Todo es muy provisional, desde la forma de los jugadores hasta el espíritu del juego, pasando por el conjunto de los equipos. Califiquemos, pues, con toda clase de reservas, de normal la primera serie de resultados. Ganaron todos los equipos Que jugaban en sus campos, salvo la Real Sociedad, que permitió al Sevilla obtener un buen empate, y el Coruña, ampliamente batido por el Atlético madrileño en Riazor. Sin sacar conclusiones, pues, dejemos que las cosas pronuncien más sus perfiles, lo que ocurrirá a medida de que se vayan incorporando a cada equipo los titulares definitivos, terreno éste en el que pueden ocurrir sensacionales novedades y ocurrirán si no nos engañamos. Tampoco tiene significación el hacho de que en esta primera jornada se hicieran 26 goles. Casi todos los consiguieron entre el Real Madrid y los dos Atléticos, en tanto que seis equipos no viarcaban y tres se conformaban con un tanto cada uno. Todo excesivamente provisional, -h. L. S. Todavía inmersos en los discretos fríos del verano, los aficionados al fútbol volvimos el domingo a los grádenos de Chamar tín. Los más optimistas, a tiritar discretamente bajo sus trajes de alpaca. Los más r ealistas, confortablemente envueltos en sus completos de cheviot que es lo que le iba bien al precoz espectáculo. Y aunque parezca asombroso, allí, sobre el césped apenas remozado, estaban los campeones europeos con sus camisetas blancas, frente a unos muchachos embutidos en curiosas camisolas azules con una banderola listada, que se agrupan bajo el novísimo nombre de Club Deportivo Condal, indicador de s u procedencia barcelonesa y difuminador de su antiguo origen industrial. de una vez pensando en lo bonita que poDEPORTE Y ESPECTÁCULO La tarde, frescachona como corresponde dría ser el fútbol si en toda ocasión los al nuevo estilo de estos veranos atómicos, futbolistas procedieran así. Pero, claro, IHCdejó jugar tanto, por lo menos, como el go se. empieza a pensar en los puntos, vieDeportivo Condal y gracias a esa doble to- nen las cosas, alguien arrea la primera palerancia todos nos divertimos muchísimo, tada, un entrenador da la famosa orden empezando por el mágico Di Stéfano, que de retirada general, un arbitro se atrapasó un bonísimo rato haciendo diabluras ganta con el primer penalty y ¡adiós mi futbolísticas en colaboración con Gento y alegría! El terreno de juego vuelve a parecerse a Waterloo y comienza el enorme con Ría! Si el fútbol fuera siempre un verdadero gasto en árnica y esparadrapos. deporte sería al mismo tiempo un fasciDOS ALAS Y UN VUELO nador espectáculo. El domingo, los dos conMenos mal que ya nadie podrá arrebatendientes estaban en plenitud de gracia tarnos el recuerdo de la magnífica tarde deportiva. Tolerancia, excelentes maneras, dominical de este coingenio al combinar, alegría en el juego, mienzo de Liga, en la cierto desinterés respecto a esa finalidad que entre algún esfundamental que se llama el gol- -conse- tornudo que otro y guido o evitado- -y, sobre todo, mutua es- pequeños toques a las timación de los aciertos. Elegante el gesto pastillas para la fade Rial, que fue el primero en aplaudir la ringitis, los buenos sensacional maicera tsue Goicolea había te- aficionados vimos a nido de blocar en el aire un terrible dispar Ja delantera masiriro del interior, y alegre, ejemplar, la mano dista urdir preciosas tendida por Goicoíea a Di Stéfano, cuando y recargadas combiéste, colocado junto al portero, había re- naciones en el área cogido la pelota marrada por éste para catalana, pasarse y ponerla suave y fácilmente en el fondo de repasarse la pelota y la red condal. tirar mucho y bien, Todos nos divertimos muchísimo- -creo si hablamos del ala que ya lo había dicho- -y suspiramos más izquierda, y poco y mal si de la derecha. Porque si consideramos al ariete como componente del ala zurda, no es por capricho, sino porque con ella fue con la que ligó constantemente, en tanto qued a b a prácticamante desconectado de la derecha, que, mucho más lenta, jugó en Di Stéfano y Oonrégimen de libertad HAGA FRIÓ. zalvo vigilada. O CALOR... Los tres de un lado tiraron 14 veces a puerta y siete a fuera, mientras los dos del otro lo hicieron seis veces a puerta y ocho fuera. Pero hemos de hacer notar que los seis disparos de Joseíto contra el marco catalán fueron lanzados, uno a uno, con SIGUE dos décimas de segundo, cuando menos, de retraso, por lo que eran anticipadamente tan inútiles como los que echaba de vez en cuando lejos de los palos. En todo caso la delantera blanca dio muestras de formar un conjunto mejorable en su zona derecha, sobre todo en cuanto ésta, adquiera: la misma rapidez de con-