Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
M A D R I D VIERNES 23 DE D I C I E M B R E DE i955. EJEMPLAR UNA PESETA A N O CU ADR A G ES iw 0 OCT A V O N UM ERO 72 i i. 5 3 6 S P A G I NA EL GORDO, INTEGRO, EN BILBAO Las ócUp series del 50580 las repartió el dueño de un bar entre sus clientes y conocidos LAS SERIES DEL SEGUNDO FUERON VENDIDAS EN MADRID, BARCELONA, MÁLAGA, GIJON, LA CORUÑA Y BILBAO A la capital de España han correspondido también tres series del tercero y otros premios- menores UNA EMPRESA DE SABADELL JUEGA INTEGRAMENTE EL CUARTO A las nueve menos cuarto comenzó a entrar el público en el salen de sorteos de la Lotería Nacional para presenciar; las veleidades y los caprichos de la diosa Fortuna. Primero, entran los que tienen invitación; luego, por otra puerta, aparecen cincuenta colistas, número que indica el desuso en que ha caído la que en tiempos fue ante la Casa de ¡a Moneda, pintoresca costumbre del pueblo de Madrid. Incluso en relación con los últimos años hay menos animación entre los asistentes. Acaso la expectación y la impaciencia estén en la calle. Aquí parece que a nadie le interesa que. le toque el gordo A nadie menos a los periodistas. La mesa se constituye bajo Id presidencia de v Rafael Alonso González, jefe de la Sección de Loterías, a quien acompañan, D. Francisco Armengol Rute, interventor. de la. misma Sección; D. Domingo Avello. Montóto, jefe del Negociado de Administración de la S ección citada, y (D. Luis Al- vares Molina, concejal del Ayuntamiento de Madrid. El presidente y: el: interventor es la primera vez que- actúan en este soriev, que tiene hoy como, novedad una, señe más, o- sea ocho, para esperanza y- aliciente de los jugadores Son las nueve y cinco. CampaniWaso y amable advertencia del presidente de que los números están a la disposición de quien, dé- see comprobarlos. Uno ¿pide rí 37 pelao y a continuación siguen las investigaciones, en las que interviene, también, dés de la tribuna de la Prensa, un conocido crítico cinematográfico. Los periodistas somos iriuy escépticos. El equipo de fotógrafos dispara sus baterías contra los bombos, el público y la presidencia. El ambiente se caldea algo más. Hay- toses, comentarios y algún bostezo. (Esto último no sabemos st es de sueño o de hambre ¡de fortuna) Y nuevos asistentes se sitúan de pie detrás de la última fila. Los números entran en el bombo solemnemente, ruidosamente; con algarabía y orgullo; de favoritos de -treinta millones de personas, incluidos los recién nacidos. VA las diez menos cuarto entran en él l ombo los premios mayores, con el det- quince millones a la cabeza. Despues ¡todos los premios de diez mil, los de ¡a. pedrea servidumbre- vergonzante de los ricachones, y humildísimo consuelo de loscagraciados con desgracia. Sen premios que irritan y io deberían entrar en el bombo. Conviene tener cu. encala esto para el próximo sorf eo de Navidad. Volteo de números y premios, y los cuatro EN ESTE NUMERO En lá toma de posesión del nuevo delegado nacional del Frente de Juventudes, el Sr. Ferpindez- Cuesta dijo: S. i a unos determinados hechos de la política española relacionados con la continuidad del Movimiento se empeña en atribuirles una personal, fatalista y catastrófica interpretación, claro está que las consecuencias, aun procediendo de buena fé, empujarán al juicio injusto, al apasionamiento y al error. (Pág. 46. Al recibir de manos del- embajador salvadoreño, Dr. Escobar Serrano, las insignias de la Gran Cruz de la Orden de José Matías. Delgado, el Sr. Martín Artajo pronunció un discurso en el que puso de relieve la solidaridad hispánica, afianzada desde el momento en que los pueblos extraños se manifestaron hostiles a España primeros niños a la vista. Son Ricardo Mingues, Luis Madrazo, Emilio Gabriel, Hernández y Tomás Riaza, que debutan- con el 3447, premiado con esas desdeñosas (Pág. 47. diez mil pesetas. Poco después, lo s mismos Los Premios Nacionales de Periodismo chavales, sacan el 55658, al quecorrespon Francisco Franco y J o s é Antonio. den cuatrocientas mil del ala. Todas las sePrimo de Rivera, han sido concedidos ries se quedan en Madrid. Luego, después a D. Emilio Romero y D. Trinidad Ñié to Funcia de una monótona y estéril cantinela de quin. (Pag. 49. ce minutos llega- el- 48556, y la fortuna- -si EDITORIAL puede llamarse así en este caso- r- le sonríe levemente t con. trescientas mil y le manda a La Ley de Arrendamientos Urbanos A l c b y v i refleja la preocupación del Gobierno, por salvaguardar los postulados socia; La tabla segunda la integran José María. les y normalizar, en, 1 Q posible, la sitúaMartínez, Roberto 1 Fernández, Pedro FuCn- ción de la propiedad tes y- tFernetndo Visier. Tienen voces finffs, Pá 44 y ¡tímidas y arpt oniosas. Dan la sensación de llamar respel- iiosam. cnte, temerosamente, a- los premios obesos. Y viene tino de pocas: millones: ¡Bien venido, señor: Hay: iw ¡re- carnes (doscie. ntas. jnil pesetas) que se llama vuelo. en ehsalón de- sorteosi y -el elegido ds 21,0.72, y es; madrile. ño integral el pobre. t la Fortunarse asusta. de tarilá? alboroto y se i Empujándole van. dos de trescientas niilí. y, -marcha a Bilbaoy- con las ocho series en la f. a: las, diezt- y ventidós minutos, t el segundo maleta- Uiv airé de zorzicos y delresigliacióv gordo, adjudicado- por la suerte- al? i6. o,o. i invade los corazones; prcsentés. hOtrd- añet U- na: -ex, clamaciów génerah de e. vplosió. n 1 r é- e r á i v s ilaxdadmy sigue ¿lú- apedrea mientrastél lu- -Llegan- -ún foco tardíamente- -Ips. pocai garteniente del premioj. gordísimo se áieixte aillos, de jamón y las botcllas de inanza, MÍlta viajero y, después de dejar dos series é n con que la Asociación de la 1 Prensa ióbseMüílpid, se va- a- fLa Canina, -Gijón, Bilbao, iqüia. todos los wñas- a los ikfofpiadores- y É x eelaña (oi tas dos series) y Málaga. mientras contemo. sy bebeñios aftie. inpa. qus Tercera tabla a cargo de- Francisco Leal, escribimos, filosofamos los p riodfstas gceriy K iJo a tjuínfSánShez, Jesús M órefo y- -César ca, del valor del. diñero, del trásp. pso: d ¿los Spínola Tiéhefi; voz- más enérgica que los pisos, del precio de los aidomóvjle. s ptírlicii 1 anteriores y parece; que llaman limperióia- lares y de oiras cósás ii- üfás cchde fi- tés tiasíne nte al gr anVsé ñhr que todos espiamos. tima que ño podamos juntar por estarj pro- En su lugar, llega él tercero, el de los cinco hipido rigurosamente! Se teme, hpbr lofiv isto, millones, escoliado- por ¡uiw de cuatrdcienque- se conviertan en cenizas- lat ilusiones las il. No se, pórta, Yi. tampoco mal) estás alcanzadas. l- niüB s. Tres series- del tercero se encariñan La séptima tabla (qiíe antes fite láj urce- conla- capitalide España y las demás sé van ra) tiene la ocurrencia- de sacar el; núinea provintias. ró 13. Yi clarój lé tocan sólo úiéz. irtiVpese: tas. Menos- má, l que luego vienen los. tres Y cuarta tabla até escenario de esta gran tragicomedia- nacional que es la Lotería, con vi- illon. es del citarte para el. ¿jeigs; enamorado deUas sardanas lia. italla; médüld, y por los alnnmos de San Ildefonso Ramón- Ber supuesto, firista lefs. ocho series. ¡linhoramejo, Carlos Sánchez, José Luis Díaz y Ciudad. Cóitdalf Pablo del. Río, -como actores. Uno, de ellos, buena a. los vecinos de ja. Oitaz á tablaj- -lá del- nido nervioso. viu- el de los números, es nervioso y- musical. Y musicalmente y nerviosülo entona el ma- sical. de antes- -que defrauda- en absoluto. rilcño. 47553, al que tu- comipañero respon- La novena da el quinir, gordo- -i) ñ... mi llón de pesetas- -a las doce y tres, minutos. de en agradable dúo, con medio millón- de El comienza a d esfilpr. Y- el quinto pesetas. Esto es lo que da de- si la cuarta desfila también hacia la ffiraida, sin licitabla, que después, de ese pinito deja paso narse dejar mi recuerdo, en Madrid: Sc- vir a la quinta, formada- por las cuatro primeHa, Málaga y Orilmela han, sido Zw- únicas c rascriaturas. ciudades meridionales, españolas agraciadas en este sorteo con todo o con parte de los SALE- EL PRIMERO civ. cn premios millonarios. Quinientas mil pesetas, para el 667, ya las El interés decae. Sólo quedan, como digonce y cinco hace acto de presencia en el nos de mención, dos gremios de doscientas ruedo ibérico su majestad 50580, que. tiene mil pesetas, que se en curgan de sacar a la esa tratamiento por tener consigo quince