Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. t 3 MttNG 0 1 ICIfiMBRE BE 1953. iSMCION DE LA MAÑANA, PAG. 63 gran tenor que haga experimentos de príslidi- Algo, sobre música, ópera, teatro, cinematógrafo, tradición y presente lírico SE HA PUBLICADO EN EL BOLETÍN OFICIAL DEL ESTADO LA ORDEN QUE OTOKGA LOS PREMIOS NACIONALES DE TEATRO Barcelona 6. (Por teléfono, de nuestro critico musical. Acaba de concluir la representación. Estreno en España de una obra, El Cónsul original de Gian Cario Menotti, del que se habla, y mucho, con opiniones para todos los gustos. No es fácil ordenar y resumir juicios. Creo, sin embargo, que puedo atreverme a suscribir una primera impresión: Menotti es un creador con personalidad, un artista de sello propio y talento que se refleja, en. múltiples campos o, si se quiere, en uno solo, el teatral, por el que se desenvuelve con exhaustivo imperio como libretista, músico, director escénico e inventor de tema, diálogo y efectos de toda índole. Quizá la cuestión previa en. el caso, particular de este autor, capaz de merecer el entusiasmo de Toscanini, sin perjuicio de que luego se le proteste por el público de la Scala de Milán, sería determinar si sus creaciones caen o no dentro del circulo en que la crítica musical tiene adecuado empleo; si, en otras palabras, aquello que se nos ofrece puede encasillarse en la denominación ópera fieles al sentido tradicional del término que destaca el interés de la música, el de sus intérpretes, y sólo en plano muy secundario, el de la acción y el libreto. Recordemos ejemplos de muy diversa estética, de concepciones y épocas dispares: Don Pásmale Salomé Rigoletto Boris Boheme Bodas de Fígaro Secreto de Susana Parslfal etc. Todos ellos, sin duda, permiten la selección de fragmentos para el concierto. ¿Y El Cónsul No hay cuadros delimitados ni páginas en que pueda suprimirse la escena, salvo la delicada, tierna, inspiradísima Berceuse Una cuidadosa revisión resaltarla la fuerza dramática que mantiene la música- -incluso despojada del valor plástico que la representación depara- -en el final del segundo acto, cuando la voz femenina, con apoyo magnífico de una cuerda intensa, clama, se exalta, ruega y con abandono angustioso explica: Mi nombre, es mujer; mi edad, todavía joven; el color de mis ojos, es color de lágrimas; mi profesión, esperar. Éso, el quinteto de ritmo pesante que se diría cántico de esclavitud, de peregrinar resignado, sin rebeldía, que se malogró en parte por defectos al afinar; la optimista línea del dúo entre la mujer que logra su pasaporte y la secretaria; el numero del artista circense; la cantinela del bajo. Pero hasta en dichos fragmentos la escena resulta esencial sine qua non Por lo demás, la música de Menotti sirve a la representación, adopta posición de vasallaje ante la palabra. La postura es valiente. Desde la elección de tema hasta su despliegue escénico; no tanto musical. Sátira, queja, burla, diatriba contra la frialdad burócrata. La familia truncada intenta rehacer sus vidas. Huyó él, y la esposa busca el pasaporte que allane el encuentro fuera del país. Mueren su hijo, su madre, ella misma se suicida para evitar el retorno, del marido, que incapaz de resistir la distancia, víctima de su impaciencia, vuelve y es apresado. La casa mísera es marco de alguna escena; el Consulado, de otras. Todo reiterado con exceso; en el tercer acto, abrumador. Una secretaria escribe a máquina, cumple con odiosa frialdad su misión. La voz indiferente distante reclama documentos y datos, mientras los dramas particulares pugnan por abrirse paso- No es culpa nuestra él cónsul está con una visita muy importante, importantísima el nombre no es sino un número hay- mil casos como el- suyo Mientras la protagonista interpela: ¿Pero es que usted no está hedía de carne y hueso como nosotros? una vieja extranjera narra sus penas ayudada por el espontáneo intérprete colega de tantos días Ae- afanoso turno; un hipnotizador e ilusionista demuestra siis habilidades, duerme a los colistas, hace, que bailen, expone mil objetos surtidos por misterioso Zbyslawe ÉL CÓNSUL DE MENOTTI, ALCANZA UN gitación de modo tan perfecto comouna sopraWozniak, además, digno cantante, o fría, metálica para la secreGRAN ÉXITO EN EL LICEO BARCELONÉS no con voz lejana, Holanda Gardína que piense taria- -estupenda Regreso a Madrid, después de cinco años de ausencia, de la notable actriz Mercedes Prendes poder en el afán de cautivar a la empleada con un tono de trivial opereta, de revista, no de ópera. Sí, Menotti utiliza esos recursos, emplea un altavoz, un gramófono, un teléfono, una cocina do gas, foco de alucinaciones; un policía que interroga con técnica cinematográfica... El tradicionálista gustador lírico pienso que no puede admitir tamaña libertad. Los adoradores incondicionales de Wagner, los belcanlistas tienen que considerar arriesgado el intento. Los melómanos de filiación bisoña, que piensan, más que en la ópera, en el espectáculo; más que en el concierto, en el fondo musical de un film o en la glosa escénica; más que en la belleza, en la novedad, quedan sinceramente, deslumhrados. Y el espectador objetivo reconoce de buen grado la personalidad de Menotti, su valentía, su firme pulso de músico, siquiera reminiscente; su ingenio, su concepto actual del tema. Por lo demás, la- partitura es clara, sin vinculaciones dodecafonistas, sin temor a la disonancia, con mil detalles agudos en ritmo, color y sentido de la glosa; con otros pueriles, con algunos italianizantes- -mezcla de Italia y América, con gotas de Rusia- El sector cuerda, un piano, la percusión, el arpa, los instrumentistas d e viento Individualizados, salvo trompas y trompetas, que duplican, tienen a su cargo esa misión de apoyar cantos, recitados, comentarios, voces que se enlazan y viven sus vidas independientes, si no dialogan categóricas, y sólo a veces- -así el interludio entre el primero y el segundo cuadro- -describen con su dinamismo rítmico la huida que afirma el drama señalado ya en la escena Inicial, cuando penetra herido el protagonista. ¿Opera? Digamos teatro mil por cien, excelente, original, que pide cantantes mas que también exige adores, en el que hay períodos en que sobra la partitura, que es reflejo de nuestra etapa vital sin alardes musicales modernistas ni ñoñerías. Me hablaron mucho de Puccifii como patrón. Es verdad, sobre todo, por el afán teatral, aunque también por el estilo y carácter de los momentos patéticos de la partitura, pueda pensarse en Madame Butterfly La obra de Menolll, no lo olvidemos, se escribió para un pequeño teatro neoyorquino, que no para el Metropolitan, la Scala y el Liceo, marcos harto grandiosos. De lo que quiso no cabe duda: ¿O es que puede reclamarse un in el bel canto -o un policía que juegue con el llavero, trate vulgares cuestionarios y, a la vez, nos conmueva flor su lirismo? Bien está, pues, la experiencia, siquiera, no como ópera, ya que la ópera es ante todo predominio del canto, y agradezcamos al Liceo el esfuerzo de montar una obra de interés indiscutible y el espléndido reparto seleccionado en que, además de los intérpretes que antes se mencionaron, a la cabeza de ellos Clara Perella, soprano de primer orden, fue portentosa señora Sorel por voz, acción y tempemento. Con Clara, Piero Guelll, barítono de singular prestancia; Laura Carol, superior a su papel; Rosario Gómez, de precioso timbre; Casinelli, excelente; Sylvía Naccarl, eficaz; Pilar Torres y demás participes, a las órdenes autorizadas irreprochables del maestro Gino Verdhi y de Saxida Sassi, director de escena, explicaron la mejor lección de cómo se debe ofrecer, un fruto nuevo. Para la de Mcrhotü titvp el público liceísta tina recepción eritusias ta, que culminó al final del segundo acto y no sufrió siquiera esos quiebres en las escenas reiterativas del Consulado, que podrían parecer lógicos. Éxito, pues, redondo, completo, quizá discriminado, sin muy severas preocupaciones musicales. La prueba, esperada con marcada curiosidad, ha logrado fallo propicio. Bien está. Pero Menotti es joven. Creo que podemos aguardar mucho más de él. Hoy triunfó el autor de Un melodrama con asunto 1952. ¿En el futuro? Y para terminar este breve, ciclo de comentarios desde Barcelona, permítaseme aclarar un punto: los peligros que la transcripción telefónica implica siempre, especialmente cuando causa perjuicio a tercero Los términos con que juzgaba en mi última crónica a los intérpretes Ae Adriana Lecouvreur como algunas ideas en lomo al Boris recogidas en ese mismo trabajo, han visto la luz con palpable confusionismo. He aquí las frases, tal y como las suscribí, sobre los cantantes: ...en que la belleza de timbre de Giusepp Campora, delicioso en calidad y dicción, si bien algo corto; el arístocrdtico fraseo de Ausensí; la maestría 4 María, Benedeltí, y la seguridad de Antonio CasineW... -Antonio FERNANDEZ- CID. CONCIERTO EN EL ATENEO Organizado por la Sección de Música de Radio Nacional de España, mañana, lunes, se celebrará en el Ateneo de Madrid un concierto a cargo de la Coral San Jorge, que dirige el maestro Oriol Martorell. ALCÁZAR: EL BALLET DE MARIFE En el programa de Cabalgata musical se ha presentado el ballet de Marfié, en el teatro Alcázar. El uen conjunto que dirige la gran bailarina fue acogido con el entusiasmo de siempre. Tanto en las danzas españolas como en las americanas, Marifé hizo alarde de un arte muy depurado. Con la inclusión de Marifé, el programa de Cabalgata musical se ha completado. ANDRÉS SEGOVIA, EN ESPAÑA Nuestra máxima figura musical, triunfador en Londres, Bruselas, París, recientemente, vuelve a Madrid después de largos años de ausencia para ofrecer un único concierto a sus innumerables admiradores. -R. JUVENTUDES MUSICALES Por compromiso Radio Nacional Orfeón, suspendido concierto lunes. -R. ORQUESTA NACIONAL. -CELEBIDACHE Sinfonía clásica Prokofieff; Ma mere L oie Rayel; Primera Brahms. Viernes, 6,45. Palacio Música. Localidades: Álcaíá, 36, -planta baja. -R. ORQUESTA IBÉRICA DE MADRID Notable y original agrupación española. Interesantísimo programa. Virginalistas y clavscinistas siglos XVI- XVII y Maestros contemporáneos. Teatro Español 10 diciembre, siete tarde. -R. Ir Cocina exquisita Servicio esmerado RESTAURANTE 1 HONG KflNG Único Restaurante chino en España ANUNCIA A SU DISTINGUIDA CUÉNTELA QUE VUELVE A ABRIR LOS DOMINGOS VELAZQUEZ, 92- T. 36 06 90 SE CASAN LA TIPLE SRTA. RIVADENEYRÁ Y EL VIOLINISTA SR. PÉREZ COBAS Valladolid 6. La cantante de ópera Inés E L LOS ROSALES Rivadeneyra y el violinista de la Orquesta Cosecha propia, 11,50- pesetas kilo. Nacional Argimiro Pérez Cobas han contraíBRAVO MURILLO, 105- TELEF. 33 49 31 do matrimonio en Ja Iglesia de Nuestra Se