Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. J U E V E S 21 DE DICIEMBRE DE 1950. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. SS EGOSDIVERSOS D E SO C I E D A Ü La festividad de Santa Victoria IN FORM G ION ES Y NOT 1 C I AS TEATRALES YC 1 NEMATOGRAFI CAS Marcelo ¿a cuál de Ijas dos? obtuvo en la Comedia un risueño éxito Pasado mañana, sábado, festividad de Santa Victoria, celebrarán su santo, entre otras, EN EL TEATRO LOPE DE VEGA FUE ESTRENADA ANOCHE LA 1 las siguientes, señoras: Doña Victoria de Bat- COMEDIA DE JULIO ALEJANDRO LA LUNA tépberg; duquesas de Alcalá y Almodóvar del Río; marquesas dé Altamira, Elduayen, Gon- EN EL TELEFONO zález Tablas; Santa Coloma y Torrelavega; condesas de Atares y Benahabis; señoras de El público recibió la obra con relativa frialdad por lo escueto y seco del tema Albert Despujol, Colón de Carvajal. Chávarri y de lá interpretación D. Fernando) Escario (D. Federico) Falero Anoche se estrenó en el teatro Lope de porta que se reiteren unos vaivenes melode Lariz, Fernández, de Córdoba (D. Joa- Vega fia. comedia en dos actos y dos cua- dramáticos, que, si llegan en alguno caso al quín) Fúster (D. Ignacio) Garrido, viuda de dros, original de D. Julio Alejandro, La luna espectador, lo hacen a consecuencia de ía Gcnzáléz de C. astejón, Goyoaga, Hermida en el teléfono El público- secundó cordial- tensión física producida jsor el clima de. si (nacida Bertrán de Lis) Irazábál, viuda, de menté el aplauso que se inició en dqs esce- lencios, semioscurifiad, recogido patetismo y Iturralde, López Roberts, Montiel (D. Luis) nas, y se pronunció, misterio interior que envuelve comediaNo importa. La luna en? 1 teléfono es unaviuda de Párrella, Sancho Camarero, Sarto- al final de l a s jorobra fría porque está pensada en teatro riu s (D. José) y Zulueta; y señoritas dé Bus- nadas, por el aplauso, algo tibio. conducida sin flexibilidad hacia una meta tamante, Delgado, Herrán, Velayos; y ZulueLa compañía, oblidada, y escrita para servir una tesis inteta y Carvajal. gada por las peculialectúaK En efecto: la bella teoría de la ENLACE IBAÑEZ- LOPEZ- íDORIGA ridades acústicas del creación de un mundo feliz- -en- el que las local a forzar un poilusiones se realicen por encima de la rea- En la iglesia de, San Jerónimo el Real co el. tono, dio a la lidad, escondiéndola, falseásiáola- el chose ha celebrado el enlace. de la señorita comedia una interque de la vida fea y la ilusión alegre; es una Henriette López- Dóriga y Fletcher con don pretación c o r recta, tesis poética. Pero esta tesis poética, lleva Eduardo Ibáñez y García de Velasco, se- aunque algo. desmada magristralmente a Ja esceiia por Evreicretario de Embajada en la de España en yada, en la intención, nof en una comedia inolvidable; tratada y declamatoria, a raParís. La novia, qué vestía traje de broen España, en dos ocasiones, por 3 u ¡z Iria r fíiado natural y tul, entró en, el templo del tos, en la forma. tej en fin, usada con cierta frecuencia poi Concha C á t a l a la dramática contemporánea, se convierte brazo de- su padre y padrino, D. Pablo López- Dóriga. El novio, con el uniforme del compuso, en lo posi- Tina- Gaseó, Fernan- aquí en una tesis intelectual. Lo me ha sido) le u n personaje do Granada y Julio otras veces; tierno combate teatral entre éí Cuerpo Diplomático, daba el suyo, a su ma- bastante gris. Tma Aipiandrn materialismo y el idealismo, es aquí un redre y madrina, la señora viuda de Ibáñez Gascb luchó por do- -A I e 3 a n d r o Cantero. tar de pasión y sinceridad a la figura de lato confuso, reiterativo monocorde. poéticamente petulante y teatralmeníe ineficaz. Tai Firmaron como testigos, por parte de la Áurea eje de lá obra, y Fernando Gra- deliberación obliga a los personajes a Hasirvió, medida de sus posibilidanovia, D. José Sebastian de Erice O Shea, nada- el papelen la malo arrepentido por el blar sin pírse -el gran pecado del teatro- -y de director general dé Política Exterior; sus ades, o r a contar una y otra 1 vez su desventura o sus m espera! dal ningutíos D. José María y D. Joaquín LópezUn bello decorado de Rivero, cuidadosa- ilusiones, sin sinbera. No interlocutor de otro na reacción podía ser Dóriga; sus. hermanos políticos D. Tomás mente iluminado, enmarcó la comedia. modo, porque la arriscada preocupación por Gistau, D. Tomás Gómez Acebo y D. Julio Reh; D. Antonio. Moreno de Guerra, don El pecado más imperdonable de un men- la tesis hace que el autor coloque a sus personajes, un Enrique López Herce, D. Rafael López- saje poético es la frialdad. Y La luna en el frente a otros, poco mitinescamente, no unos sino todos frente al píMicov Dóriga y su. hermano D. Jaime. teléfono es una comedia halada. No im- Es a los espectadores- -craenttncü deben paPor parte del novio, el subsecretario de sar de su calidad de invítádos- r- a quienes Asuntos. Exteriores, conde de Casa Real, cuenta, dice y repite su historia cada uno eh representación del ministro; D. Manuel de los personajes. de la Plaza, fiscal del Tribunal Supremo; ¿Y cómo se cuenta esa historia? Evidentemente, con un lenguaje. poético. Pero la don Alejandro Gallo- Artacho, presidente poesía, en el teatro actual, no es hinchazón de sala del mismo Tribunal; D, Mariano barroca, énfasis y juego verbal. La poesía Puigdolíers. y Oliver, director general, de debe de ser un clima efectivo, peculiar, ínAsuntos Eclesiásticos; el marqués de Catimo, delicado y lleno de pasión. Y el lensal de. los Griegos, D. Joaquín Carvallo, guaje de La Con las mejores, especialidades de An- brecargado deluna en él teléfono está sodon Francisco Rodríguez Valcárcel, don metáforas, en las qae se redalucía en Polvorones, Mantecados y Juan Serrada, D. Ramón Martín Herrero, Artículos de Nayidad, a ptas. 135, 200, pite una y otra vez la idea única del amor don Crisógono García Velasco, D. Electo soñado, de la esperanza siempre viva y casi 350 y 600. Haga su pedido con tiempo realidad. La protagonista dramatiza, excesiGarcía Tejedor, D. Fernando Olivie y! don a OCHOA vamente su locura, y las otras mujeres- -esMiguel Ibáñez y García de Velasco. pecialmente Celina borrosa contrafigr. ra, Sierpes, NATALICIOS ennegrecida con exceso- -se dejan arrastrar por la insistencia verbal de la enamorada del En Roma ha dado a luz urpniño. C cuarto aire. de sus hijos, la esposa del consejero de la Tan vacilante es el esqueleto fie la comeEmbajada de- España en: Italia, D. José dia, aue aún sus escasos personajes titubean Felipe Alcover, nacida Alicia García Camás de una vez. De la Constancia enloquelamarte. sin temor a dejarle el rojo de sus ida del acto primero a la Constancia fle; VIAJE, xible, humana, en posesión do la verdad, del Ha regresado de la Argentina a duque- labios, pues el sensacional rojo IN- acto segundó, hay u n esguince difícil de sa viuda de Fernán Núñez, acompañada de M 0 VIX y siendo grasa brillante, no aceptar. La falta de convicción de Celina -adornada con iodo él repertorio su. hija Mercedes. mancha. tipatía teatral 1- -sé estrella contra de la anla ác áez DESPEDIDA INMOVÍX único graso perma- final de la comedia, en. que, nialtrecHo el mundo de las ilusiones, se inicia una nueva -Con motivo de su próximo regreso a Náy tímida defensa de l a actitud poética, conpoles, la princesa Caracciolo, nacida Amfiándola al diálogo, a las frases última? que paro Peláez, ha obsequiado a un grupo de han perdido ya, por repetidas, su posible y sus samistades con un cock- tail, seguido de consoladora validez. Y, en fin, toda la obra cena fría. La reunión se, celebró en casa queda sumergida eti una imprata lejanía, sin de su hermano D. Dionisio Peláez, donde calor y sin sangre. -INTERINO. se encontraba también la hija de. éste Ma MARCELO, ¿A CUAL DE LAS DOS? B f ría Isabel, que ha hecho recientemente su r? presentación en sociedad. LA COMEDIA Si como ha declarado en su autocrítica- COCKrTAlL señor Soriano de Andía, solo se ha propues El encargado de Negocios de Grecia, don o con su farsa Marcelo, ¿a cuál de las Cleón Syndka, ha pfjtetido un coóh- tail a un en librerías y bazares Es la dos estrenada anoche en la Comedia, disselecto grupo dé sus amistades. Acudieron raer al público con una cosa alegre, intrasdestacadas ¡personas del Cuerpo D j i í l o á i cendeucey da do de lado al me ati bo ¡co y d la sociedad madjrpeñá. C OCHO A BESE a u MARIDO nente. -i sea el libro de sus hijos!