Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DIARIO ILUST RAD O D INFO RMACIO N G E N R A L ti m ffl dad artística, y al mismo tiempo la vida profesional de Ricardo Calvo, yo propondría una palabra: -elegancia. Eso sí, en él sentido más amplio de la palabra, que, por suerte, es de tal amplitud, que comprende dEsde las más elevadas simas espirituales a las precisas incumbencias del cotidiano trato con personas y cosas. Ricardo Calvo, en su arte y en su vida, ha sido siempre gran señor, y lo ha sido sin propósito deliberado de parecerlo, sin énfasis, con esa elegancia de la sencillez, que yo sólo he encontrado en España, y, cuando por dicha se encuentra, ella sola bastaría a compensar todos nuestros nacionales defectos. Para mí, esta elegancia tan española ha tenido siempre su representación más expresiva en la pintura de Vfilázquéz. Ricardo Calvo no se parece a ningún otro actor. Para los que no confrontan fechas ni tiempos ha podido parecer que era el continuador de su padre, el gran actor don Rafael Calvo. Ricardo era muy niño cuando murió su padre y no creo que pueda recordarle como actor. Mucho menos, cuando dan Rafael no era de los que llevan a sus hijos para que luzcan sus precocidades por los cuartos de los actores y entre bastidores, como suelen hacer casi todos Jos actores padres de familia. Estoy seguro de que Ricardo, como sus hermanos, no dio nunca que hacer a transpuntes, dependencias y actores de los que trabajaban con su padre. A su tío, don Ricardo, actor excelentísimo, ya puede haberle visto representar y sería más explicable la imitación; pero justamente, por temperamento, por figura, por su modo de hacer, aun recuerda menos a su tío Ricardo, qué podía alguna s ADMIRACIÓN Y GRATITUD ABC D IARI O IL U STR AD O DE l j F O R Í vi A C I O N G E N E R A I. i dé los grandes autores no hay más que u n modo d e representarlas. Cuando una obra está escrita, lo que se dice escrita, sólo un mal cómico puede desfigurarla. Los actores inteligentes por fuerza han de coincidir en su representación, pues lo que está escrito con inteligencia, sólo puede interpretarse de un modo: cbn inteligencia. Si Ricardo Calvo me ha hecho recordar alguna vez a su padre, no ha sido por su voz ni por sus ademanes, ha sido por saber lo que decía; el parecido era la inteligencia. No le ha faltado nunca a Ricardo Calvo el favor del público ni la estimación dé sus merecimiéntost El público sabe todavía distinguir, por fortuna, y hay una admiración seria, digámoslo así, más consistente si menos ruidosa que otras admiraciones. Perola admiración seria también puede manifestarse y conviene que se manifieste para dar testimonio de su existencia. Un acto de homenaje a Ricardo Calvo, representación teatral o velada literaria, un homenaje serio, elegante, digno del actor cuyo arte ha sido todo dignidad y elegancia, sumaría en testimonio de admiración, por una vez un poco ruidosa, la admiración seria, tal vez demasiado respetuosa, de sus muchos admiradores. Decía Ruskin que siempre estamos a tiempo de mostrar nuestra admiración a los grandes hombres, hasta después de muertos; pero sólo mientras viven podemos mostrarles nuestra gratitud. Y cuando hemos podido admirar, bien está que sepamos agradecer. Y Ricardo Calvo, gran señor de la escena española, si ha merecido nuestra admiración, bien merece nuestra gratitud. í Jacinto BENAVENTE El ilustre actor O. Ricardo Calvo, a quien es tan debido el acto de homenaje de que habla en este articulo D. Jacinto Benavente. vez, por representar muchas de las obras que él representaba, recordar a su padre. Digo por las obras representadas, porque si hay obras que pueden representarse de muchas maneras, las grandes obras BERLÍN. -Soldados ingleses del Ejército de ocupación de Alemania han efectuado ejercicios m i litares en aguas del lago H a v e r cerca del aeródromo d e Gatow, en Berlín. En la fotografiarlos soldados se disponen a tomar l a s lanchas para iniciar un ataque contra las pos i c i o n e s enemigas. (Foto Ortiz.