Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ta tio a par? zea ante vosotros distinto e! hil i En realidad, las noches del Ramadán sxii 1 icij liil- nc ro; luego, comenzad el entre k- s muslimes, veladas de verbena, coavtuio hasta! i nuche, mo entre nosotros, aunque más saturad- as de Por eso. la c; ída del- o! durante los días sentimientos religiosos y a veces de fanático i aymv- marca un arco de felicidad para ardor. inu- u numes. Las ciudades se transforKntie os países de religión mahometana, man. Les almuédanos, desde sus alminares, donde yo he pasado iv ches d; l Ramadán. hacen sonar unas a modo de lúgubres trom- descuella Túnez con su plaza Halfuin, que pas para anunciar a les fieles que las horas cié la abstinencia han pasado. Una ráfaga se llenaba de rumores, cánticos, músicas, cíe alegría eléctrica sacude las vías públicas iluminaciones de vases de cdor, columpies, y los llegares. Abrense todas las tiendas, puestccill; s de dulces a base de miel, y tea- 1 empezando por las de comestibles, donde se truches. De ellos destacaba ese curioso precipitan las mujeres en busca de vituallas. guiñol, llamado Karajus, tan conocida- en En cada esquina aparece un modestísima vendedor c (u- eti especies de anafres, oínee por muy pocos céntimos la jerira, o sepa popular de los beduinos, que la gente más modesta se apresura a ccmpra. r c ingerir a grandes zampadas. En todos los labios masculinos aparecen pipas encendidas. Ihnninansy los. edificios, con mayr- r o menor esplendidez, según la bul a de cada cual, piro ninguno queda sin esta muestra de regocije Bandadas de. zagales recorren! as urbes can tando y tocando, sean las dcrbitkas tradicionales, rsean gei jeadi ras flautas, más cerca de la de Dajnis que de las modernas, y a veces hasta algún, arcaico violín. Pcr. ¡donda Ja animación y las expresiones del júbilo llegan a su nota máxima es en los cafés tnorur. es, eses pequeños locales con un zócalo de frescas esteras de junco, donde se dibujan les- eternos motivos geométricos de) arte árabe, y en cuya senuoscuridad, sobre tarimas, también cubiertas de estera, se alinean contra los muro. teorías, en cuclillas, de músicos y cantantes. qu entonan sus monótonas coplas, acompañados de bebedores de té, ton hierbabuena, o de café muy azucarado, que vatii deglutiendo, trago a trago, mientras- su vista sv fija en la infinita vaguedad del ensueño. Allí reina toda, la noche un constante burbujeo de leves conversaciones, apagadas risas, licitas entradas y salidas... Oriente, donde, n pesar ríe. ser destinado a los niños, se representan las más salaces farsa- celebradas con. risotadas por el Iiir fantil auditorio que puede el iecti r imaginarse. De aquel mundo arcaico, que va desapareciendo de entre nosotros, son, sin luda, esas liedles del ar- áirg Ramadán, de las más ev i cadoras páginas, Iknas d e poesía y encanto que aun nos quedan, trayén io- ni; t- a las mentes ios cuento. -de las Mil y una noches, orgullo de la literatura universal. MELCHOR DE ALMAGRO SA MARTIN NOTAS GRÁFICAS DE ACTUALIDAD PARÍS. -El príncipe Olav de Noruega se encuentra en la capital de Francia en visita oficial. En nuestra fotografía se le ve, en compañía de M. Francisco Gay, pasando revista a las fuerzas de I Guardia Republicana, que le rindieron honores en ¡el aeródromo de Orly. (Foto Ortist. SAN SEBASTIAN. -La infanta doña Mercedes de Bavier y de Borbón, hija del infante -D. Fernando María de Baviera y de la malograda infanta don María Teresa de Borbón y Habsburgo, ha contraído matrimonio, en esta capital, con el príncipe Isakly Bagration, de la Real Familia georgiana. (Foto Zosfcoll. VIGO. -En el templo votivo de PanjA y por el director general de Pesca. I Ramón Rodríguez de Castro, se ha celebrado con gran solemnidad el acto religioso de la Ofrenda deí Mar, que presidieron las autoridades, y en el que ofició el obispo de Túy. (Foto Pacheco.