Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
TR V D 0 1 t MADRID DÍA 21 DE L 1 0 DE i 9 4 6 ARI 0 1 h U s- Di ARIO ILUSTRADO AÑO TRICE SIMONOVENQ N. 12.603 EL ESTADO Y EL CRÉDITO AGRÍCOLA MAi KÚ UN Ml S, 10.50 PESERAS. PKÜVlNCIAS: TRES MESES, 31,50: ASIKRICA X POKTUUAL: TRES MESES, 84, r TRES ltflQSÍBSi 51 PESanJAB. BEaPAOCIOM X ADTtnjJISTRAClOÑ; SERRANO. 81. MADRID. APARTADq N. 43, los- regímenes que han tendido una mano pródiga a los desheredados: Dentro de España los 5 enemigos de la justicia social se reclutan entre los sectores más cicateros de la comunidad, No debe. pasar. sin justo comentario; el disHa hablado estos días el Jefe del. Estado fruto- de una vieja e incorregible incómpren de fá solidez de la economía española, en- sión y de un siniestro concepto del. egoísmo, curso que el mifcistrq de Agricultura, seño, r, Rein Segura, pronuncióvel d í a i S en r las Corcarada hapia tjn porvenir halagüeño, basado, e tes Españolas, al dar una solución amplia a no sólo en l trabajo, creador de riqueza, sino problema nacional como el del Crédito Agríe n e l l o g í o de, la justicia social. Se han dedicola, tan importante para las clases campesicado unos mijes de millones a la creación y nas. La iniciativa particular, allí donde- se müJ ¡pli. ca c. ión de riqueza, qué redundarán ha manifestado había sido deficiente, porque pronto, y que ya redundan, en uña participael crédito agrícola no puede hacerse a: un ción mayor de los españoles en los bienes de la tierra. Eso es perseguir la justicia jocial, LA NORMALIZACIÓN D E LOS PRECIOS tipo de interés comparable al del crédito inque ño es, -según la; definición escolástica. sino Y EL ABARATAMIENTO DE LA VIDA, dustrial y comercial. Ha de ser baÉito y generoso. Ha. de permitir al agricultor humjlde el medio de conseguir, la mayor cantidad poPREOCUPACIÓN PRIMERA DEL un holgado desenvolvimiento económica en el sibles de bienes para la suma mayor de. indiGOBIERNO período que va de la siembA a l a recolección viduos congregados en sociedad. A mayor volumen de bienes aptos para el reparto, más El ministro de Educación Nacional conver- y venta de la. cosecha. Ha. e colocar a dis- coprosa, ha de ser la, participación de cada in- só con los periodistas, a primera hora de la posición. del campesino los medios de trabadividuo, y crear riqueza en un Estado afanoso tarde de 1 ayer, y se expresó eir los siguientes jo- -ganado, maquinaria, abonos, etc. que exi gen de. un laAo. el. aumento de la producción, de justicia social- distributiva es, pues, preve- términos -Como habrán usteáes visto eh la. refe- y i de otró, lls, necesidades materiales. Ha de nir el bienestar de sus ciudadanos. Los idearios socialistas y comunistas, des- rencia del Consejo, nuevamente el Gobier- ser, p r lo tanto, más amplio, más generoso, i piiés de. Qbtiqcér loa resultandos perniciosos de no se ha ocupado ayer, por iniciativa del Je- menos cohibido por las angustias de los pía la es, tatificación total, han acudido al arbitrio fe del Estado, con todo detenimiento- y dedi- zps y del interés. El obrero- del campo requie de conformar a sus masas con el reparto puro cando a ello casi la totalidad de la reunión; ré facilidades que no son siempre absolutay simple de la riqueza ya creada. El ideario a los problemas, económicos, que constituyen mente necesarias en las industrias urbanas. u cristiano requiere una. premisa ineludible: la la máxima preocupación de todo s los espaEl Gobierno va a ejercer ahora Hiaí acción y f creación paralela de. riqueza. Primero se ñoles. El Gobierno está decidido a dar la de tutela inspirada en el afán, de llegar, a un plantea el problema de la producción, y luego, batalla a los precios para producir el nece- reparto equitativo en. el disfrute de los bienes acrecentad ésta mediante una economía ex- sario abaratamiento de la vida, permitiendo pansiva y no parsimoniosa, se procede al re- restablecer el debido equilibrio en. todos los materiales. Disponiendo las instituciones bán parto, que es base de la justicia social. No hogares. Esta política, absolutamente nece- carias de importantes masas, de dinero, el Es- hay medio más eficaz. y saludable. de mejorar saria, ha de producir) un gran bien en t país. tadp, que no puede consentir que a la falta de las condiciones de las clases humildes y de Agregó el Sr. Ibáñez Martín que el minis- estímulo, en el crédito agrícola corresponda elevar su nivel de vida que el incremento de tro de la Gobernación presentó al Consejo y tin desequilibrio perjudicial; para la agriculla producción, a costa del Estado, el cual, na- quedó aprobado un proyecto de ley sobre fu- tura, encauza ahora una, parte de ese. dinero -turalmente, ha de exigir a sus, ciudadanos el sión del Cuerpo de Policía de la zona del. Pro- acumulado hacia el crédito agrícola. El des- sacrificio económico y de energía en el trabajo tectorad 6 de España en Marruecos con el equilibrio era injusto por razones obvias; y que un futuro más equitativo demanda. El general de la península. Se tirata de un asunto por otras muchas 3 e índole económica y, na comunismo, en cambio, reparte, alegremente q u e venía estudiándose hace tiempo, y cional que el Sr. Rein. Segura, apuntó el otro la riqueia creada cor otros, -y las nuevas. ri- que ha cristalizado en una resolución j, usta día con gran aciefto. y claridad quezas que crea- no tienen como íinalidad una para las aspiraciones de aquéllos. Las instituciones bancarks no sufrirán mer- mas, poraue si. el interés del crédito agrícola distribución, razonable y humanitaria, sino la hipertrofia, del Estado, que ha de ser todopo- EL ADECENTAMIENTO DÉ LQS SUBUR- es mas reducido y. lo s- plazos más dilatados BIOS MADRILEÍí OS que en las otras funciones crediticias, el. Esderoso, en detrimento del individuo, entidad v menguada frente al insaciable Moloch piraDijo después el ministro- ftue con la decla- tado garantizábante aquellas las cantidades momidal del marxismo. De ahí que sean los Es- ración de ur gencil de las obras de, los subur- vilizadas. Los mil millones de- pesetas en que- iados comunistas o de tendencias, bolchevi bios de Madrid se da un paso gigantesco en oficialmente. se calcula el importe global- de zantes los que alberguen a un tipo humano la aspiración del Gobierno, de lograr urfMa- los créditos a los agricultores son, ciertamenmás depauperado físicamente y más servil y drid decoroso, humano y arquitectónico, como te, una suma- considerable. Por primera vez sumiso a la absorbente tiranía burocrática. corresponde a la capitalidad de la. nación. -se da al problema angustioso del campo una lia economía del Estado español, definida Interesa subrayar- -continuó- -nuestra pre- solución liberal y aflecuadá. El problema del por el- geríeral Franco en sus declaraciones fa- sencia en Rió de Janeiro con motivo de las crédito agrícola es! afrontado, y resuelto amr mosaSi. del i8 de julio, no es una economía sesiones de Unión Postal Americana y E, spa- pliamente para qué a todos los rincones del atrofiaba ni recogida en sí misma, sino am- ñola eri: donde nuestro país és el único repre- campo español lleguen sus beneficios. Los plia, robusta, acogedora y sólida en sus ci- sentado de los europeos, y asiste con la má- jgricultores modestos podrán ahora encarar mientos. Invierte sumas considerables en el xima categoría- y- representación. se con los muchos riesgos a que están sujetas aumento continuado de la producción, y perEl ministro de Justicia propuso aí Conse- sus faenas, y contribuyendo a la prosperidádi mite de éste, modo el acceso de jas clases- mox general de la nación, ceiiocerán, si fio el desdestas a una participación equitativa y pro- jo un decreto por el que, respetandó el Con- ahogo que el Estado aspira a proporcionarles, venio entre la Santa, Sede y el Estado espagresiva, en los bienes que la comunidad crea por lo menos uri nivel- de vida más elevado laboriosamente. La- crítica de estos principios ñol, se determina la forma de presentación de y un, despejado horizonte abie rto al porvenir. -es fácil, sobre todo cuando pretende halagar beneficios no consistoriales, que afecta a la La liberalidad de sta operación descansa, la tacaña psicología de las doblas de oro se- provisión d -dignidades, canónigos de ofi- por qtra parte, en esa reserva inmaculada de pultadas en el viejo pegujal reseco- e infecun? cio y simples, t- y. capellanías reaíes. Fue nombrado, a propuesta del- Sr. Fer- honradez que ha mostrado siempre el agrido. Es la crítica que están haciendo, en el extranjero los famosos despilfarradores del- o ro, nández- Ladreda, presidente honorario del Con- cultor español, del cual es bien sabido, que- no fraudulentamente arrancado a las familias, y sej- o de Obras Públicas el ilustré conde dé abusa del crédito ni deja incumplidos sus: coma los Bancos de España. Para ellos, -la mejor Guadalhorce, cuya ingente y magnífica obra promisos, y de ello es testimonio contundente economía es la del desbarajuste en el malba- al frente del departamento en la época- de fe- el iiech o de que en los veinte años de actualiz recuerdo del Gobierno de Primo de Ri- ción del Servicio Nacional dérCrédito Agrí ratar de los bienes ajenos. Subieron un día al vera tuvo verdadera importancia para la trans- cola, en las 169: 858 operaciones, por umitaporte de 541.130.7 S 0 pesetas, que. se han efapPoder con ese móvil expresa: entregar a las formación de la vida española. D, ijo, por último el ministro, que el de Obras tuado, los casos de incumplimieatá ndiJllemasas lo que ellos no ptódían guardar, para sí, e hipotecar perpetuamente a la nación, que tós, Públicas jiabía- presentado también, otros pro- gan- al. 0,9 por 100, en tanto que las reseryectos, entre- ellos uno- por- 1 que se consi- vas constituidas ascendían a 4,2 millones- de! soportaba. La justicia social tiene enemigas fuera y gue que sea una realidad la obra de amplia- pesetas, y los beneficios obtenidos, que fuedentro del país. Fuera, por los imperativos de ción y mejora de la línea férjea de lúdela ron acumulándose al capital funcional para a Tarazona, de vital importancia ecónóniioa. sus fines propios, r 9 elevabaji a 9,8 millones j para- la de pesefés. PRODUCCIÓN Y JUSTICIA SOCIAL AMPLIACIÓN A LA REFERENCIA DEL CONSEJO DE MINISTROS