Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
i EN EL PALACIO DE EL PARDO. -En presencia del ministro de Justicia, don Raimundo Fernández- Cuesta, y del director general de Asuntos Eclesiásticos, don Mariana Puigdollers, se efectuó ayer la presentación al Jefe del Estado de los obispos españoles recientemente consagra, dos: D. Máximo Yurramendi, de Ciudad Rodrigo; D. Vicente Enriques Tarancón, de Solsona; D. Fernando Quiroga, de Mondoffedo, y D. José Marfa Bueno Monreal, de Jaca, a quienes se ve (de Izquierda a derecha) con él Caudillo. (Foto Zegrí. Actualidad gráfica MALAGA. -Están a punto de terminar las obras de las nuevas escuelas del Ave Marfa, donde recibirán educación ochocientos niños pobres. Reproducimos un ángulo del patio del magnifico establecí miento docente. (Foto Molina. dragada. Un autobús conducirá a los pasajeros ¡hasta el hotel... El hotel es el Cr- ush. es Royal. El pueblo, Limerik. (Un pueblo con pobres valleinclaiieícos, oh, céltica Irlanda, con borrachos filarmónicos, con tabernas a la orilla del río. Nc- che de sábado en Liiriierik. Alguien confía en la calle casi desierta a un vtolín ttes- 1 afinado su nostalgia de la vieja Virginia. Una niebla que se deshace en agua menuda acrece la soledad y la tristeza de la calle, El autobús nos ha conducido liasta ella en un viaje de bastantes kilómetros. Ahora, en el hotel, junio a k leños de una ahimenea 1 hay un coro susurrante de señoras espaciado por una fresca, risa de muchacha, Está en el aire su timbre juvenil y claro al momento de entrar nosotros. Sólo un breve segundo, fe curiosidad y la sorpresa interrumpen aquella tertulia, y algunos rostros se vuelven hacia los nuestros. Pero a nadie le preocupamos ya mientras ene el registro del jiotél, mediio vencidos por el sueño, garabateamos nuestros nombres corno un trámite inexcusable para lograr en sus frías y destartaladas habitaciones el reposo de unas h bien grato antes de reanudar viaje. JOAQUÍN CALVO- SOTELO TOLEDO. -Los estudiantes de Medicina chilenos, que recorren España desde hace varias semanas, han visitado últimamente la ciudad Imperial, donde fueron retratados en el patio, en ruinas del glorioso Alcázar. (Foto Rodríguez.