Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
IK ladrid 12 de ¡UIÍQ v 93 B -SUSCRIPCIÓN AÑO XXZIV. NUMERO 10.978. REDACCIÓN Y ADMINISTRACIÓN: SERRANO, 61. TELEFONO -51710. APARTADO DE CORREOS NUM. 43 Madrid UH mesj 3,50 pesetas. Provincias: tres meses, 12. América y Portugal: tres meses, 12,50. Extranjero: tres meses, 30 ptas, ÓRGANO DE UNION REPUBLICANA Numero sue fo, 15 céntimos VA A E M P E Z A R EL TERCER A Ñ O DE GUERRA Se a p r o x i m a la feclia en qnc va a iiil darse el tercer uño de giicx ra. Posib? om e t e liaferá españoles, y españoles aníl aseístas, q u e a d a p t e n su criterio eonmem o r a t i v o al paso de aquella íecha niisma, ik nosotros nos p s r c c c oíic n a d a íenenio. s Q, nc c o n m e m o r a r cuando los dos jíJ- itijeros ¿ñ o s de g u e r r a se cumplen VHM rcÉacií íii v este en sí. E l 18 de julio CÍ- la i cí sa é l a insurrección, de l a aj; re ió: i crviic- ía el E s t a d o republicano. Más SLVAII iiqnélln OH u e los invasores ciin aMJcros vc ¡i abierta lis b r e c h a qúc les tíeja paso franco p a r a Ir ocupación de E s p a ñ a ¿R e c o r d a r l a? J a í maldecirla. P a r a Iiicliar contra todo lo ir. r gs y significa. P e r o v a m o s a entrai en ei tercer año á: o r r a ¿Cómo lo afrontamos nosotros y cr aué situación lo afronta miepli- o cnemis mvasores y rebeldca, en acción r- oíklariaen p o s t u r a s de m a n d o y subordinacióiii, leven llegar después de liaberss abonado ei; la p r o p i a c u e n t a éxitos militares que iio pueden negarse. Nosotros, én la situación pontraria. P o r q u e ellos l i a n tenido iiasla hoy el c a m i n o llano d e auicnes dispusieron i e todo p a r a h a c e r la guerra. Y nos, olros subimos la cuesta d u r a y traoaJ a que bonduce d e l a n a d a a l a reconstrucción del festado, con todos SfS atributos c instrutoeatos de acción: el Ejército, iiaturaliiie níe, e n p l a n o p r i m e r o Y dentro del Ejérpito, t a n t o como las dotaciones de m a t e Pial, aquellos valores técnicos que n o puepLen improvisarse, pero que vamos ercando con x itmo acelerado. Sin embargo- -lo aseguramos, ajenos a l a influencia de nuestro les. eo antifascista- es en nosotros donüe m á s Claramente se acusan los rasgos de íii ecisión, d e la tenacidad y de l a fe jsn in Eictoria c u a n d o alborea el tercct año de guerra. L o que hemos dado en llamar renoguardia, y constituye la armazón civil militarizada o militarizable, sobre la que h a de asentarse l a fortaleza combatiente, lo mibiaij en sus capacidades p a r a el ataque que en Sus virtudes p a r a la resistencia, adquiere i e n u e s t r o lado, solides inconmovible; h a i do d e p u r á n d o s e al cabo de dos años terribles; h a ido responsabilizándose; h a adquJíldo aquel g r a d o do m a d u r e z neccíCYJo p a r a Bacerse i m p e r m e a b l e a la ilusión sin consistencia, a l a utopía, al ensayo p e r t u r b a d o r k a e n c o n t r a d o en el realismo y en el posibilismo su sólidíi y auténtica e s t r u c í r r a h a fencajado p l e n a m e n t e en el E s t a d o republicaMo f o r m a y sustancia suyas. Bel lado de la rebelión es contrario el fenómeno. IJo 5 ue l a fuerza, con todas sas cojnsecuencias aplicada, hizo a p a r e c e r como sólido y unitíirio, h a ido refejándose y disgregándose. Be p a n e r a lenta y continuada, baja la pendiente i e l a disociación. IJOS éxitos militares n o Bastan a sostenerla. Por ii8 la fuerza invita al empleo de la íuci- y. a; porijiie e! caudifiismo f o m e n t a el caudillismo; porque los sacrificios se soportan son ccnitmes y encienden la rei, ee ta cuando sólo los p a i e c e quien n a d a g a n a con l i r v i c l o r i a p r o paetida. Estos úiitoos días Lloyd Goorg ss hct lisvaníado nu vamsxiís en el Faslcansnto inglés poro? defender les Intereses del ¡mpcfl británico, quo en esta ocasión coinciden con los del pueblo ospaSol agfsdidtí por ol íasciamo iialoí? Íeinán. Leí esperiencla excepcionel del jluslre política hace qus sus inlfir 2 Hci. o: 303 tougan gran eficacia Y se tiaduzcan en una iníensificoción de lo campaña coaír í Ifa Inter eación ilalogermana en nuestra Patria. ISMO D p M I S T E R CHAMBER NECESIDAD DE MUSSOLINI E l Gobierno vrelvc a creer en estos días que h a t; n -Oi. uiuo t o m a r en su tnano las docisioiies Oe Mu fc olini. Que h a llegado, por lo menoy, el m o m e n t o en que puede obtener de él una parte considerable de las resoluciones (luc considera nece sarias p a r a poner lei. pinü a la tensión en el Mediterráneo. P o r ejcuipio: la suspensión de íost ataques contra IOH b a q u e s ingleses anclados en puertos, españoles. Por ejemplo, también, Ifi aplicación lo máy sincera posible del P l a n de r e t i r a d a do combatientes oxtranjerop. Y quede señalado alioi a, cuando o n d o s a m e n t e se confirma desde i ondies, que ticertábcnrios al decir, días pasados, en desacuerdo con las inCormacio- ncs de Vren- a, que las entrevistas celebradas por lord P e r t h con el conde Ciano estaban dedicadas a los ataques de que venía siendo víctimíi la Marina británica de comercio, lo que equivale p reconocer que e r a n aviones; italianos los qlie pi- acticaban e te san rieni- 0 ejercicio Bsla f- In c. iu, a del optimimio con que se ésLi n apreciando a h o r a en J- ondres los i mi. (i que ¡urna la íen- sióa en ci í. leuiterránpo. Aunque no es ésta la ovS- Jsión p r n n e í a eu que los optimismo guliernamentales ingleses se d e r r u m b a n o diluyen Así v a a empezar el leiecr aíif fif Rue- en el tran- cnrso rt u; ias horas. Mus- solini le h a reservado a- míster híi. mherlaij! era. Apreciándose cada día m á s eia Miente m á s ie una vez, sorpre- a- d mejante naturaleza. que n o s e r á poi m a n e r a eschisiva en los El primer ministro de la Gran B r e i a ñ a p a r a e x t r a e r todo su rendimiento a la frentes de l u c h a donüo la coníicnda va a C Y untura Tavurable que él considera en pleno desarrollo, h a venido presionando al O áecidirse. P o r q u e el imperio de la fuerxu Gobierno francés a ün de conseguir- q u e en la frontera francoespañola (copiamos la 4o creó jiiada sólido rd oU o lauo de las ti in- frase ollcial inglesa con todas sus v e l a d u r a s) no ocurra n a d a que p u e d a servirle de asitíieras. P o r q u e el imperio dei ideal lo h a dero a Mu so lini p a r a entorpecer la gestión británica Y el Gobierno francés so raeado y lo sigiie creando todo en este laño ha í. lL. nado a íacilitar esa gestión, tales seguridades le h a n sido t r a n s m i t i d a s desde d e aquellas trinclior- as mismas. Poi- que n a d a Londres. ni a u n el interés de ca 1 a- -piie le agluEsí o es íl ambiento que mister Chamberlain y sobre el nar, a los l i e m b i e s como Icj ajiaiíina el se dispcue t ¡operar. Dos in 3 trumentos utiliza p a rconsidera propicio, petición de cual a ello; la famosa emidea! d e la P a t r i a inclei) eudic te y libre.