Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Madrid, 28 de ¡unió de 193 B AÑO XXXIV. NUMERO 10.966, REDACCIÓN Y ADMINISTRACIÓN: SERRANO, 61. TELEFONO 51710. APARTADO DE CORREOS NUM. 43 Madrid; un mes, 3 50 pesetas. Provinciss: tres meses, 12. América y Portugal: tres meses, 12,50. Extranjero: tres meses, 30 ptas. ÓRGANO DE UNION REPUBUCANA Número suelto, 15 cénfimos M E D I D A EXACTA DE LA RESISTENCIA Se confunden- -porque Tienen a ser inseparaMes- -las resonancias que a u n tlemen l a ú l t i m a declaración foi niiilada por e l doctor K egrím en nom bjre del GoWemo y los comentarios de actualidad que hizo a, los periodistas a l regresar a Barcelona, y no es que sean inseparables p o r ob, í a do malicia o de afán sensacionalisla, sino p o r lo que tienen de firme j concreta e s presión en c u a n t o p u e d a referirse a la lalior d e dirigir y íiacer l a juerra, n o solaBiente como el GíoWerno la concibe, sino como quiere -y expresamente lo líctaHlfiesta- -lo mejor del pueblo español: sin i m a quiebra, sin u n a Yaciíaciónj sin un Sdormecinilento. 3 Jo q u e tiene de m á s real, de m á s impresionante l a declaración formulada desde Madrid p o r el Gobierno de la RepúMica es, j u s t a m e n t e que no se produce, como si áiJéramoSs desde los despaelíos oííciales, sino que so forja? por maiiera dlECCía e iaímedlata, e n aqiicHos lugai- es en que Ift luolia y el trabajo p a r a la l u d i a están cob r a n d o su mayor inícnsidí? d y su mayor firamatismoo E i Jefe del CJotoJc- rno lia feaMado, en efecto, desde Madrid, después de liaber convivido d araníe Intensísinsas Jorc a d a s con los combatientes del freníe y úé l a retaguardia por las zonas d e L e v a n t e cá Cspués de liaber recorrido loa frentes de (Dataluña, al día sistdeníe dp liabcríc t o s t a d o el pulso al Ejército del Centro y a I -población civil de Madrid, H e a M cóaio debo y tiene, que dirigliíse- Eína g uerra con tolos categorías y significacíoucs. -Su última m. edida de la rcaisíew jia la h a liecho el jefe del Gobierno t- ciixivieiido con los combatientes de primeva linea y de 1; retaguardia, en las trincheras, en h E s tados Mayores, en la flota, en los arsenaleSs en los aeródromos, en las fábricas, en los campos. Y es a b í donde se ve t iic no dependen del espacio gcográílf o dp í nc se disponga las consecuencias llualey de la g u e r r a B o n d e mejor se precia que el pneMo español quiere segxiir íuehando. P o r q u e presiente que n o licíie oíra opfióii. PorqiiG sabe qpe se le quiere dcpiíierfiljrar. Que se lo resei va algo m á s dnro qiie el áBiqailamienio de su libertad I n i m- n a la liquidación do su personalidad histórica y nacional. F o r q u c sabe, tarabién, que posiiendo en Juego so potencia vital, acunjul a a d o e m p e ñ o de victoria, ordenaníTo sus srecursos, p r e p a r a n d o técnicamente a sn lionibres p a r a la guerra, no pengasitlo en el tiempo que par. a iii desesperándose por el t e r r e n o ic pierde, lía d e llegarle su líora do capacilación p a r a la contraofensiva. Y porque esto se sabe en E s p a ñ a y fuera 4 o Kspaña, porqnc es como 1 clave cié toda l a realidad antifascista española, lian íeBido y siguen íejiieiido tales resonam- ias las cleclarac rines del Gobierno. I e la m f mu Kianera que p o r saberse esío en T paílÍ 5i y í u e r a de l ls 5. aíí; i caducaron todos lu p l a n a s poHücos que p u d i e r a n forjas ¡so 0 í) re base t a n movediza como niip. -íí. ro tlerriimbaniiciilo o iracsíra tlesjrana siiíe eí porvenir, eHalc que s- ieaA Is dnr -MS con ip. ie nos aziicíinve. í Le selmás ia? -una de les víveres pflíia Ia (poblados dvi! U Mo sodeáists íromcés. LA VERDADERA P O S l t l O N INGLESA ANTE LOS BOMBARDEOS- Dfe BUQUES MERCANTES Por p r i m e r a vez, (íesde el eomiCBKo óe la g u e r r a en E s p a ñ a están ahOi- a perfectanieiitó deslinda, dos los eampo dé la poLítica Inglesa en relación con su desarrollo. Con, aquella pa te tie su deslti- rollo. -esto PS lo m á s sustantivo- -uue afecta directamente íi la vida ing leea. -íasía a h o r a cíiislia un deslinde claro, inconíundible, entre la posición del Gobierno ChaiubeTláiit, con riíayoríá. conservadora, y l a tesis del la jori; nio. Los rasgos diferenciales habían a c a b a d o de caracteris arso d u r a n t e las seiiw tiá íi íimfttó, con iTiOtlTO de los- aiatiu s si íemuitico (iue vienen padeciendo los l uuue- 3 ingleses surtoB en jíuertos españoles. BI p r i a i e r Kiinistx- o h a b í a dicho: D e render a nuestra Marina ruercanle en las as uás jyirisdicclonales y en los puertos de la ro. ípaña republiiiana os t a m o como interveniíf en la g uerra. Y a ú n precisó desi- uí- s: Defenderlos eauivale a provocar la guerra. ¿i- a jíuerra con quién? Esto es lo J 5 e niíslcr Chaniberlain se k a negado áe eir, mostrando u n a tenacidad imperturbable. P e r o no se le escapa a nadie ciue es la g u e r r a con I t a l i a y Alemania lo quo el p r i m e r mÍTiistro vaticina p a r a el caso d e protección y defensa de buques (n lo puerto- j españoles. T como defenderlos equivale a la guerra, míster Ciiauíberlain voLa por la indefensión. E l x roceso diferencial con la tesis laborista no puede ser m á s concreto: Tanto, que no necesitamos volver a h o r a sobre 51. ¿Cuál es, pties el losUnde de canipos que a c a b a d e p r o d u c i r s e? En p a r t e viene acusado por el sentido práctico de míster L ioyd George: Si los aviones figresores p a r t e a de Mallorca, no es un p l a n de represalias lo que b de organizar el Gobierno inglés, sino el bloqueo de la zona peligrosa. El instrun- entd ele la agresión sale de un punto d e t e r m i n a d o impiicla. sele la salida. La tesis es impecable. Y n o está en ella, siii embargo, la culmiinación del de. Jlinde de campos y actitudes. Se h a producido ésta en- las propias illa del partido coti. íervador. 4 n u e s tro juicio, es míster Winston Churchiil quien h a planteado el problema ing lSs en ¡a jxisia m e d i d a actual del hecho y del interés irig; lese. s. Míyler Churchiil dice: Rl Japón, Italia, Aieniuinia y los listados Unidos TÍO se sfiniPLcrían a este iralo (rolongT io fine eslarooa ¡iCriendo nosotros mea t r a s mes. AlítóM. VS. NAiriK KS I- UJ UO JKÜ O. ARI A. D A H A OTRAS NACTONKS KL TriATÓ Qri l ÍJt l DA A- LA NUi STllA. Y Kl. LO E; KN Sí UNT Hl JCiiO GRAVi. SLUO. Kis ds. -f; í ítiístí r í liambiM- Jaiu inlLjj e la g u e r r a r o m o con. sf- f uencia de u n a (lt: fV: u- -a inS a. tji. rcíue n i la ron- ní ri an ni Itali. ni Al, najúa, m i e n t r a s Knslaterra deja iri (U- fen- i. su Marina de comercio, feorque e. ta Ci) nting -ncia, es posible. Inglateri a acepta aleo mucho ntú. i gía p mÜC- IIU m á s atentatorio coatra su prestigio internaeiona! que que lanzaría a la s uerra a alemanes e liulianos. ¿Se comprende tocia la categ- oría y la certeza (ie es- la afirmación? Y alguien podría ailadir a ú n toda la categ oría y la certeza de esta afirmación en labios conservadOJ es. P e r o r e s- Ita que es j u s t a m e n t e en p u r o conservador como míster Churchiil se manifiesta. Una afirmación puede h a c e r s e t e n d r á consecuencias- -y no lejanas- -la definición que Churchiil, en pur conservador foíiitánico, h a puesto en el camino político del p r i m e r ministi- o. Pueden- ser- por otra parte, las m á s inesperadas y menos p resumibles a h o r a inismo, ft ii WÉ AQVtBME. J. EA U S T E D SIEMPRE E E V I ST A QUINCENAL