Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. MARTES 25 DE MAYO DE 1937. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 18. LA GU ERRA Y LA GANADERÍA Lana para vestuario del Ejército El Comité directivo de la Asociación Genaral de Ganaderos viene dedicando atención muy preferente al desarrollo de aquellos servicios que más directamente afectan a las imperiosas necesidades que lleva consigo la guerra. Bntre ellos figura el suministro, lavaje y peinaje de lanas para la fabricación de vestuario con destino al Ejército y a las Milicias. Desde el primer moni anto puso a la disposición de la Dirección general de Ganadería el importante establecimiento industrial que para la transfor Nueva Galicia mación de la lana tiene La Lanera Espai Los antifascistas gallegos tienen su peñola en Sabadell, y tanto aquella Dirección riódico: Nueva Galicia Original y mocorno el Comité de la Asociación han veni 4 o enviando grandes cantidades de dicho derno formato, con informaciones y artículos de palpitante actualidad, fotogra o til, que después de lavado y peinado se ia ido facilitando con preferencia a las Co- fías y dibujos del mejor gusto, el semanario es una galana muestra de cómo los lu Aisiones de Industrias de Guerra y esto ha ormitido que las tropas dispusieran de to- chadores gallegos compaginan el heroísmo con el buen gusto. ja, clase de prendas de abrigo durante el T. r. sado invierno y aun en la actualidad en Al cordial saludo que dirige a todos los algunas zonas de clima extremado. periódicos antifascistas, correspondemos deseando al nuevo colega una vida prósEn este mes principia en las provincias pera, rica en éxitos. de Mediodía el corte de las nuevas lanas, y! I Comité directivo de la Asociación de Ga o. deros se ha dirigido a las Corporaciones ganaderos de ellas, encareciéndoles la remisión urgente a la misma de las lanas de me dispongan a fin de que el Gobierno disonga en todo momento de esa materia rima para atender la demanda que las El manifiesto de! Comité de Lec omisiones de Guerra formulen. Para ello, citada Asociación ofrece a los remitentura- 3 toda clase de facilidades, tanto para el ivío de las partidas de lanas como para Hace unos días, publicamos el extracto I cobro de su importe, y la Dirección gedel extenso manifiesto dirigido al público eral de Ganadería, por medio de sus de- y a la crítica por el Comité de Lectura de diados, está igualmente gestionando la re- la Junta de Espectáculos. (Por el Comité visión al citado lavadero de la mayor can- de Lectura, sí; ya sé que ellos- -llamados Numancia de Cervantes ftad de lanas con la finalidad antes indi- a aleccionar a los autores- -han incurrido No, no se hagan ilusiones los madrileños en el error de llamarse Comité de Lectoal teatro: no Conviene, por tanto, que ganaderos y en- res. Pero eso es tomar el contenido por el aficionados de la capital es que en ningún escenario de la República fcdes sindicales remitan sus partidas a continente- o el rábano por las hojas- y vaya a modida que vayan realizando el esquileo, ese Comité no podrá ser de Lectores, que tina; lasrepresentarse la tragedia cervaniniciativas de quienes rigen nues r itando así las precipitaciones de última son los que realizan la función que tienen tro arte- ¿arte... -dramático, del momenencomendada, sino de Lectura, cuya es la to no van más atrás del repertorio galdoa realizar, hasta ni más adelante de las flamenca- das La fabricación cooperativa de tarea no sean llamadasque las Juntas direc- siano Angelillo Las producciones de Tirtivas de directores y las para Comisiones ejecutivas, de ejecutores. Al. so, de Lope, de Calderón, de Cervantes, de quesos ¡maestro, cuchillada y ojo, camaradas, con J Lope de Rueda, de... ¡tantos y tantos! yaLa fabricación de queso con leche de ove- no asemejaros al maestro Ciruela celebécen olvidadas en los olúmenes de Clási; as y de cabras en la mayor cantidad posi- rrimo. cos españoles editadas para regalo de biele es asimismo una necesidad imperiosa, 1 Decía que publicarnos los párrafos esenbliófilos. na las actuales circunstancias para la ali- s. ciales del manifiesto, que, en su conjunto, Ha sido en el Antoine, de París, donde Tentación de los frentes y de la población está bien. Muy bien. Se rectifica en él- -coJuan Luis Barrault ha resucitado esta obra, civil. mo pedíamos en esta sección- -el error intan digna del momento actual que atraviesa Con ese fin se ha montado una buena e menso de negarse en rotundo a leer ninnuestra Patria, donde- -según el competenimportante quesería en el Valle de Alcuguna obra cómica o frivola y se reconoce te crítico francés Manuel Lelis- -el autor dia, de la provincia de Ciudad Libre, a pro- que lo que quisieron era oponerse a las yuesta de la Dirección- general de Ganade- -pornografías y ordinarieces que, por des- revive el alma colectiva de una ciudad que ría y bajo la directa actuación del técnico gracia, han invadido tanto teatro se pro- no quiere ceder y cuyos habitantes prefieren matarse los unos a los otros antes que quesero de la Asociación general de Gana- mete apoyo y consejo al novel; se afirma rendirse al enemigo. El padre sacrifica a cleros y con excelente material facilitado que las decisiones se dictarán sin atender su hijo, el marido a su mujer, el amigo a por el Comité directivo de la misma. a otras recomendaciones que el más estricsu amigo... y el último superviviente se La fabricación se efectúa por los moder- to espíritu de justicia... Bien. Muy bien, arroja desde lo alto de las murallas, para nos procedimientos, y la quesería resulta repito. Como sea verdad tanta belleza, el que los adversarios entren en una poblaun centro de enseñanza para los modestos Comité será una mosca blanca en el ámbilabriegos de aquélla comarca. Se elaboran to de Talía, acreedor a toda suerte de elo- ción donde no alienta un alma. La presentación escénica de Barrault, soquesos con sólo leche de ovejas, con leche gios, que no hemos de regatearle. bre un bello decorado de Andrés Masson, de ovejas y de cabras mezcladas y con lePero hay tres reparos que oponer a esta dota a las escenas de un dinamismo y una che sola de cabras. Los productos tienen, emoción enormes, ayudada por los trajes, una demanda extraordinaria, no- sólo por especie de declaración de principios formulada por el Comité de Lectura. Primera: juegos de luces, la interpretación de los la escasez que existe para la alimentación asegura que, si una obra no del todo via- principales personajes y el movimiento de del pueblo como por su excelente calidad. ble puede suceder que tenga posibles arrela comparsería. Una disposición ingeniosa indicar a -sigue diciendo Lelis- -permite May que. defender la Ganadería glos los lectores se permitiránque a núes- alternativamente, al espectador el mostrar, los autores las modificaciones interior El delegado del Estado en la Asociación tro parecer deban introducirse Esto, no de Numancia y el campamento romano; General de Ganaderos se ha dirigido a la es que vaya a hacerse: es que se ha hecho la acción, sobre un fondo musical evoca. Dirección general de Ganadería, exponién- ya. (Alberto A. Cienfuegosy su Ayer, frendor, se desarrolla con agilidad; frecuentedole los graves perjuicios que se están ori- te al mar pueden dar noticias. Y esto mente la pantomima se emplea como meginando en algunas provincias a la Gana- no se puede ni se debe hacer. Justo y lícito dio de expresión. Todo el espectáculo esta dería y la necesidad inaplazable de acudir que los lectores señalen los defectos que, a el la en su defensa para que no llegue a la com- su leal saber y entender, existan en las pro- basado endel concepto del ritmo, enasí, estilización gesto de los actores: la pleta desaparición. Especialmente en ga- ducciones, para que sus autores, al conollegada de las legiones romanas, marcando nado lanar, tiene España núcleos selectos cerlos, estudien sobre ellos, trabajen en su- el paso, con voces de mando secas e ininen las razas merina, entrefina, manchega y primirlos o aminorarlos; pero lo que no es teligibles, da la absoluta impresión del núchurra, aquélla productora de lanas muy admisible es que se entrometan en señalar mero inmenso y de la fuerza ciega y desfinas y las dos restantes excelentes lecheras. el camino para dotar a la comedia de su tructora. Hay, por tanto, que conservar el ganado perfección apetecida, pues así se establece No, no se hagan ilusiones los madrileños joven de esas rasas, en las que se funda- una suerte de colaboración entre el autor rá la reconstitución ganadera después d e- y el Comité que desvirtúa la misión de éste. aficionados al teatro: todo esto no se nos ofrecerá, desde un escenario de la capital la guerra. Si se sigue sacrificando todo, He- -í A. parte de que, por ese procedimiento, se gara día en que na sólo fjjjtará la base pa- corre el riesgo de desviar la idea o el tem- de la República. Aquí con los fandanguillos tenemos de sobra. ra reponer, sino iue faltarán también las primeras materias para muchas industrias, Y lo mismo se puede decir del ganado vacuno lechero, del que existía importante recría en nuestra. Sierra de Guadarrama y en otras zonas inmediatas a los grandes centros de consumo, y hoy está limitadí- simo en número. Hace falta un plan urgente y razonado para defender nuestra producción ganadera. LIBROS PUBLI CACIONES SP E CT AC U- LO- S peramento del dramaturgo, inclinándole hacia la solución prevista por los sabios varones encargados de juzgarle. El segundo pero es de- mayor monta. Textualmente se ha escrito en el manifiesto, al referirse a los teatros de revistas y juguetes cómicos: Hemos de recalcar que la actuación y funcionamiento de las compañías dedicadas a estos géneros no nos competen a nosotros. ¿Por qué... ¿Pasaron o no pasaron todos los locales de espectáculos a poder de la Junta, en virtud de la disposición de la Consejería de Propaganda y Prensa... Que recuerde, en su texto no se hacía excepcióln alguna, y desconozco qué razones poderosas existen para que la autoridad de la Junta de Espectáculos sea plena en el Español y no en la Comedia, en la Zarzuela y n a en el Joaquín Dicenta. Y el pero final- -ligado con el anterior en su resolución, aunque no en su enunciado- -se refiere a la advertencia que hace el Comité sobre que, en varios teatros, van a estrenarse obras admitidas antes de que él empezara a actuar, y sobre las cuales no les cabe responsabilidad alguna por escapar de su jurisdicción. Tampoco me lo explico. Si en el repertorio y en los estrenos tienen ya absoluta autoridad, bastará con que pidan los originales de esas obras en ensayo y- -con el mayor espíritu de beneFyolencia- -las examinen y fallen. Esto debe i realizarse cuanto antes, así como fiscalizar Ia actuación de los teatros frivolos en fun. cionamiento, retirando de sus carteles aquellos títulos que no se consideren adecuados al momento actual, sea por las razones que fueren. Nada justifica que obligaran a dejar de representarse La copla andaluza en la Latina, y no se atrevan a prohibir una revistilla cualquiera de baja estofa. Por prestigio de la propia Junta y en bien del arte teatral, es necesario que estos defectos se remedien cuanto antes. -SAM,