Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Madrid U de abril de 1937 SUSCRIPCIÓN A Ñ O XXXIII NUMERO 10,582. REDACCIÓN Y ADMINISTRACIÓN: SERRANO, 61. TELEFON O 51710. APARTADO DE CORREOS NUM. 43 Madrid: un mes, 3,50 pesetas. Provincias: tres meses, 12. América y Portugal: tres meses, 12,50. Extranjero: tres meses, 30 ptas. DIARIO REPUBLICANO Director: ELFIDIG DE IZQUIERDAS ALONSO Número extraordinario, 20 céntimos Todavía están calientes los recuerdos ¡CATORCE DE ABRIL! Hace seis años el país recibió con el más ferviente de los entusiasmos la siguiente declaración política: La. representación de las fuerzas republicanas y socialistas, coaligailas para unaacción conjunta, sienten la ineludible necesidad tío dirigirse a España, para subrayar ante ella la trascendencia, histórica de la jornada del domingo 12 de abril. Jamás se lia c ü T S acto eis lancsíro pasado comS co U parable con el úc este día, porque nunca íia demostrado España tan fuerte emoción civil y entusiasta convencimiento, ni ha revelado con tanto vigor la digna- firmeza, que es capaz de desplegar en la defensa de sus ideales políticos. En la historia moderna de ISaropa hay actos civiles como el realizado en Españs el día 12, pero no hay uno que. le snpcic. La votación Je las capitales españolas y principales núcleos urbanos lia tenido el valor de mi plebiscito desfavorable a la ííiowarquía y favora! íe para la ItepúJjJica, y alcanzado a su vez las dimensiones fie un veredicto de culpa- bilida. il. contra el titular del supremo poder. En 5 a formación de estos juicios adversos bais coIti ooraño todas las clases sociales del país, toíias las profesiones, y aún lia quenado en la calle vitoando, pero sin poder acudir a las urnas, la aduniraftle y férvida adhesión a nuestras ideas de Jas juventudes españolas. Invocamos, pues, llegada esta hora, los suprcBios valores civiles, los que rinden acatamiento cu todo pueblo culto, las instituciones juás altas del Estado, los órganos oSciales del Gobierno y los Institutos arsiados; a todos es forzoso someterse a la voluntad nacional, qtte cu vano pretenderá desfigurarse cea el silencio o el voto rural de los feudos. El día 12 de abril ha quedado fielmente registrada la voz de España viva, y si ya es notorio lo qoe a- asía, no es menos evidente lo que rechaza; pero si, por desventura para nuestra España, a la noHe grandeza civil con que ella Isa procedido, no respondiesen adecuadamente quienes- con vicíesela desempeñan o sirven funciones de Ciofeierno, nosotros declinamos ante, el país y la opinión internacional la responsabilidad de cnanto, inevitablemente, habrá de acontecer, ya que en nombre de esa España mayorltaria, anhelante y juvenil, que circunstancialmente representamos, declaramos públicamente que hemos de actuar con energía y presteza, a fin do dar inmediata efectividad a sus afanes, implantando la República. R E D A C C 1 O N D E A B C de aquella primavera republicana, donde los advenedizos nos desalojaban de la República con pasos y ademanes REDACTOR- JEFE adquiridos en las antecámaras palatiMariano Espinosa SECRETARIO DE REDACCIÓN Antonio Dorta REDACTORES Serafín Adame Martínez Antonio Baríjero Maximiliano Clavo Antonio Fernández tepina José Gutiérrez de Miguel Lázaro Somoza Silva Juan Manuel Trnjiilc DIBUJANTE Aníbal Tejada FOTÓGRAFO Virgilio Muro TAQUÍGRAFO. Juan Manuel Barca tinas. En aquelia ocasión tuvimos la humildad espiritual necesaria para contemplar el espectáculo, no querellándonos contra nadie por amor al régimen, y el tiempo nos enseñó a todos cómo ellos se iban y nosotros nos quedábamos, fieles a lo que éramos, a lo que habíamos sido. Hoy nos sentimos más republicanos todavía, y al lado del pueblo antifascista ocupamos el puesto que se nos asigna, sin regatear ios sacrificios ni disputar por la colocación. Los republicanos sentimos a la República tan honda y tan enraizada con el pueblo, que al llegar esta fecha, en la adversidad o en el triunfo, la saludamos con la emoción más pura que nos es dado, deseando para su futuro aquellas venturas que logren la salvación de Esnaña. í 9 3 1- 1 93 7 Una ola de juventud estremeció la corteza del país y proclamó la RepúEl secretario general de la Conblica, pero el viejo Estado quedó insejería de Evacuación de la Juncólume e hizo fracasar las más bellas ta delegada de Defensa nos envía las siguientes cuartillas, que nos ilusiones. Ahora se está sacudiendo complacemos en publicar: todo, lo estremece el espanto de un CATORCE DE ABRIL DE 1931: Emodrama sangriento, y nadie habrá que ción, mucha emoción. sobreviva, si alienta en su conciencia tricolores en tedas las Alegría. y Banderas manes en todos el morbo de la felonía. los lugares. Un pueblo en las calles festeLa República celebra la, fecha del jando el triunfo de la República en las 14 de Abril en el claroscuro de la tris- urnas. teza y de la alegría. Tristeza de ver Madrid, España entera, ríe y liora por derramada su mejor sangre y enfan- el esperado y venturoso acontecimiento. El gados en traiciones a muchos compa- pueblo quiso la República, y la obtiene con triotas, y alegría por sentirse renacer, la papeleta electoral. Huye el jefe del Estado, marido y paviril y fecunda, de las cenizas del cadre. -Nadie piensa en represalias. El puetaclismo. blo, la plebe sabe velar por la esposa Los republicanos que en el año 31 y los hijos abandonados con igual amor salimos a la calle con una bandera tri- con que cuida de la República que acaba El Gobierno provisional de la Re- color y ahora con las armas en la mano, de proclamarse. Nadie podrá hacer más ni pública se dirigía a España, encauzán- fortalecido nuestro espíritu en el fra- hacerlo mejor. CATORCE DE ABRIL DE 1937: En dola hacia una vida nueva, pero para gor de la contienda, hoy como ayer, que ésta haya llegado a ser fecunda ocupamos nuestros sitios sin desfalle- todo el país se conmemora el sexto aniversario de ía proclamación de la Repúhemos tenido que pasar por hartos do- cimientos. blica. Aquí, con la íntima satisfacción del lores y tribulaciones. deber cumplido. Allá, en la mayoría de los El 14. de abril de 1931 el pueblo sahogares, con el corazón abierto a la espelió a la calle a reivindicar el derecho de ranza; y en otros, bajo el- peso abrumador su conquista, como ahora lo defiende Caja Postal de Ahorros (con la ga- de una conciencia acusadora. En todas parcon las armas en la mano en los cam- rantía del Estado) Los ahorros en tes con lágrimas y luto, demasiado luto. Muchos banderines de diversos colores. pos de batalla. Entonces, un gran cor- vuestra casa o en vuestro bolsillo cotejo de personajes entró en la historia rren el peligro de robo o extravío. Es- Todos ellos sostienen la tendera tricolor. de España, jugando un primordial pa- te peligro desaparece completamente ía de España, la de la República. ¡Esfuerzo de un pueblo magnífico que, pel; -pero, asustados luego del rango si los ingresáis en la Caja. Postal de que, inmerecidamente, habían adquiri- Ahorros. ¿Por qué? Porque aunque forzado a coger las armas, supo afianzar y defender la Patria, dispodo, tuvieron que empañarlo con la trai- perdáis la cartilla nadie puede operar la República acabar pronto con la guerra ción, penitencia de su arrepentimiento con ella y la Caja Postal de Ahorros niéndose a para comenzar la reconstrucción del país. y colofón adecuado a sus proceden- os expide un duplicado con el mismo Pe podrá, hacer tanto; superarnos, jacias y ejecutoria. saldo a vuestra disposición. más. -Teodoro, Lopes Serrano. 1- f