Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
AJ EDREZ ACTUACIÓN DEL MAESTRO SANZ EN EL TORNEO DEL MADRID F. C. Torneo internacional ruso. Partidas. Solución 7 La clasificación final del torneo! de 3 Primavera en el Madrid- F. G. ha sido comosigue: i, Koltanowsky, cinco puntos y medio; 2 y 3, empatados, Blum y Coblenz, cinco; 4, Sauz, cuatro y medio; 5, Ortueta, tres y medio; 6 y 7, Fuentes y Gamonal, dos y medio; 8, Lacasa, cero. A pesar de haber obtenido el primer puesto, creo que Koltanowsky lia jugado por bajo de su fuerza habitual, pues ha tenido dos partidas en muy. mala situación que, a lo más, hubieran debido terminar para él en tablas contra Gamonal y Lacasa. Y hablando de este distinguido ingeniero y aventajado amateur, conviene puntualizar que su desastroso resultado no se debe a una inferioridad notoria respecto a ios adversarios que sucesivamente le han batido, sino a una pertinacia incorregible en jugar rápido cuando la superioridad posicioñal ya adquirida impone mayor reflexión para asegurar el triunfo. Tuvo varias partidas en posición ventajosísima, prácticamente ganadas, y la extrañamanía o. posiblemente, error de cálculo de querer jugar tan rápido CQIIIO el contrario, cuando, éste lo hacía obligado por el reloj, le llevó a perderlas. Señalo él caso llamando la atención de los aficionados porque es muy importante, se presenta con frecuencia y suele apreciarse erróneamente. Cuando en Ün momento d? la partida se ¿a llegado a una gran diferencia de reloj entre dos jugadores, A y B, a favor del primero, lo que generalmente envuelve también una diferencia posicioñal del mismo signo, y al jugador B, por ejemplo, le falta por hacer ocho jugadas disponiendo sólo de dos minutos, mientras que el jugador A dispone de un tiempo límite de veinticinco minutos, es el jugador B quien se ve obligado a jugar rapidísimalíjente y ¡lo que es peor, a compartir su atención entre el reloj y el tablero. Pero sería una enorme equivocación que para acuciarle y no dejarle pensar más que con tiempo de su reloj, le siguiese en el mismo vértigo de velocidad el jugador A. Por el contrarioi este jugador, sobrado de tiempo y aunque se encuentre en una DOsición superior y fácil, deberá pensar el tiempo necesario sin llegar al despilfarro. Cierto que con esta conducta dará algún respiro a su contrincante, pero se asegurará en lo posible de errores por precipitación propios, que es lo ijuemás le importa y, además, debe considerarse que el jugador A, empleando su reloj, aprovechará el tiempo directamente, es decir, con la jugada por delante, mientras que el jugador B, que no dispone de la jugada, tendrá que calcular sobre muy diversas eventualidades y el rendimiento de este cálculo será, naturalmente, mucho menor. En resumen, que ni por cálculo ni por Sugestión debe dejarse arrastrar el jugador que dispone de bastante reloj por la rapidez obligada del contrincante qué se ve a punto de agotarlo. Entre los jugadores extranjeros es el doctor Blum, a mi juicio, el de mayor inventiva y. agresividad, como demuestra ei examen de sus partidas, quizá por su hábito de jugar partidas ligeras, muchas de ellas dartdo. ventaja. Koltanowsky, en cattibio, rnás, entrenado en el juego de torneo contra. fortísimos adversarios, ha preferido el juego sólido y la caza a la espera, confiando en su superioridad. Koblenz, ya muy fuerte, no Pastante su gran juventud, no tiene un estilo definido. Posee, sí, grandes condiciones intelectuales para el juego, pero sólo cuando tenga más formado. el carácter ton los años podrá establecerse un pronóstico fundado de sus posibilidades. De los de casa, debe consignarse el triunfo. moral de Sanz, que debió colocarse delante de Koblenz y que si no alcanzó a Koltanowsky fue por la derrota con Ortueta, que no hay peor cuña que la de la misma madera. E cambio, contra los extranjeros ganó brillantísimamente a Blum, empató con Koblenz en una partida que tuvo ganada y únicamente perdió contra Koltanowsky, posiblemente impresionado por un desagradable incidente personal en que se vio envuelto antes de comenzar la partida. En cuanto Ortueta, Fuentes y Gamonal, no hicieron más que cumplir. Apertura inglesa. Blancas, Blum; negras, Ortueta. i. P 4 AD, P 4 AD; 2. C 3 AR, C 3 AR; 3. P 3 CR, P 3 CR; 4- A 2 C, A 2 C; 5. oo, P 3 D; 6. C 3 A, 3 A; 7, P 4 D, P X P 8. P X P A 2 D; 9. C 2 A, DiA; 10. A; C, A 6 T (00 parecía mejor) 11. A x A DX. A; 12. AXC, A X A 13. CsD. (véase el diagrama número i) Xegrás: Ortueta. (13 fichas. T 7 C, C 7 T; 28. T 1 D- 7 D, P 4 C; 29. T 7 A- T- RiC; 30. T 7 R (el negro podía ya haberse rendido y sólo por elegancia prescinde aquí Blum de hacer una razia de peones en la septimina, C x C 31. R ¡XC, T 8 T 33. R 2 C, PsC; 34. C 8 C- f, abandonan. En el gran, torneo internacional que. se está jugando en Moscú toncan parte los maestros. extranjeros Capablanca y Lasker, ex campeones mundiales; Flohr, Lilienthal y E. Eliskases, con los rusos Botwinnik, Ragózín, Lowenfisch, Ryumi y Kahn. Esa doble vuelta debiendo jugarse la segunda en- Lerangrado, y según las últimas notjcias va delante Capablanca, que parece decidido a demostrar, conquistando, el primer premio, que es todavía el challenger más calificado para el campeonato mundial. A continuación transcribo una interesante partida ganada en este torneo por Ragozín a Flohr, en la que un error de apertura dio al traste con la invulnerabilidad del gran maestro. Gambito de la dama rehusado. Defensa eslava. Blancas. Ragozín. Negras Flohr: r; P 4 D, P 4 D; 2. CR 3 Á. CR 3 A; 3. P 4 A, P 3 A; 4. C 3 A, P X P 5. P 4 TD, A 4 A; P 3 R, P 3 R; 7. AXP. AsCD; -8. 00, 00; D 2 R, P 4 A? 10. C 2 T, A 4 T; 11. PXP, C 3 A; 12; TiD, D 2 R; 13. C 4 D, T R i D i 4 P 4 CD! A 2 A (las negras no; podían- capturar el psóii pues si. CXP seguiría 15. A 2 D, etei) 15; P 3 T. C 4 R; 16. A 2 C, P 4 TD; 17. -TDiÁ, P X P iS. CXPQ. CXA; 19. DXC, ÁsCR (claro que si ahora TXP seguiría 20. C 4 C 6 A, ganando calidad) 20. C C, TR- iAD; 21. P 6 A! P X P 22. CXP. DiR; 23. C 5 C- 7 T, P 3 T; 24. CXT, TXC; 25. AXC, PXA; 26. D 5 A, R 2 T; 27. D 7 R, DiC: 28. T 7 D, A 4 R; 29. TSD. TXT; 30. DX D 2 C; 31. CXA. P X C D 4 T. PsR; 33. D 7 R, A 4 T; 34. D 5 D, D 7 C; 35. T 8 A, aban 7 donan. U Solución, al problema. número 242. 2 rf Este problema apareció con dos errores, P es la dama negra del diagrama debía ser blanca, y el alfil blanco en 3 TR debía ser negro. La clave es: 1. DiT, amenazando mate en i R v dando lugar a bellas variantes. -M; GOLMAYO. PROBLEMA JíTJat. 243, POK HAVEI (0 fichas. (13 fichas. Blancas: Bltiín. Posición después dé la jurada 13 de las blancas. (La maniobra de Ortueta para cambiar el alfil blanco en fiancheto que conviene generalmente suprimir por la poderosa acción que desarrolla sobre 1 los peones enemigos de la otra ala, ha sido efectuada prematuramente en esta ocasión, permitiendo al doctor Blum llegar a la posición del diagrama en que claramente se apercibe la. ventaja de las blancas. Ahora el negro tiene que efectuar el gran enroque corno mal menor y debe advertirse que este gran enroque, débil en la inmensa generalidad de los casos, lo es mucho más cuando se carece de PAD y cuando sólo aspira a la modesta finalidad defensiva de defender- el, PD aislado) 000; 14. CXA, P X A f í D D, P 4 TR; IÓ. CSR, P T; 17. D 2. C, D 3 R; i á. TRjD; P X P 19 PÁXP, T 2 T; 20. T 2 D, TDiT; 21. TD 1 D, D 6 T; 22. DXD, T X D 23. CiA (y. ahora todo el ataque negro sobre el enroque blanco se ha esfumado a partir del cambio de damas y el ataque blanco sobre el PD negro resulta, imparable) C 4 R; 24. P 3 C, 4 4 2 S. TXP, C ¿C; 267 T 7 P, P 3 A; 27, (4 fichas. Maté en dos. ATLETISMO L, os campeonatos castellanos El domingo próximo comenzarán estos campeonatos. El primer día se celebrarán las pruebas siguientes, correspondientes a los atletas masculinos: 200, 800, 5.000, 400 vallas, 4 por 100, disco, martillo, triple y pértiga. Las pruebas femeninas serán; 80, -300, altura, jo- balina y peso.