Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LA II VUELTA A ESPAÑA EL MADRILEÑO CARRETERO SE AD 1 UDÍCA LA DÉCIMA ETAPA (TARRAGONA- BARCELONA) Y EL BELGA SHEPPERS LA liNDECIMA (BARCELONA- ZARAGOZA) La característica de estas dos etapas fue la lentitud. Hay que registrar la baja de Enrique López. Antonio Berthola pierde el tercer puesto de la clasificación general (POR TELEFONÓ, DE NUESTROS ENVIADOS ESPECIALES) Notas de un seguidor Zaragoza iS. En la etapa TarragonaBarcelona, los corredores tío Pudieron despegarse unos de oíros porque la etapa era corta; casi demasiado corta. En- la etapa Barcelona- Zaragoza ha ocurrido lo mismo, porque la etapa era larga; casi demasiado larga... Los corredores hacen bien en tomar las cosas con calma y en vencerse a sí mismos venciendo su espíritu combativo. Al fin y til cabo, ellos no luchan al pie de las pirámides; (V aun cuando se ve de ves- en cuando algún espectador de cierta edad al paso de la ca- ravana, ninguno de ellos tiene cuarenta siglos. La responsabilidad de estos gigantes de la ruta pues, es mucho menor que la de los soldados de Bonapartc en Egipto. Los corredores hacen bien, y, sin embargo, ya nos dirán de qué vamos a escribir nosotros, los enviados especiales, en cuantose nos acaben los temas de recurso que se emplean de ordinario en las etapas blancas. Porque al lector no se le puede hablar dos veces de cómo un routier rompe un ¡nievo en el guía y absorbe la yema de los desvelos ovíparos de las aves de corral; porque no se le puede repetir que, a la ho. J de los plátanos en el pelotón de cabeza, la carretera queda sembrada de estrellas de mar... vegetales; porque tampoco es posible insistir en, los pinchazos- ¡ya es mucho pinchazo! diciendo que algunos de los participantes han llegado a tal maestría en el cambio de go mas, que desprenden el tubular perforado de la rueda correspondiente con la misma elegancia y donosura que podemos desprender nosotros la piel circular de una i- aja de salchichón. -Y después de haber dicho en una ocasión que en la ventana de una casa apareció el inquilino con la cara llena de espuina y una navaja barbera en la mano, sería un poco pesado que nuestra caravana volviera a sorprender a otro espectador, en trance de afeitarse; fatalmente, todos los futuros espectadores de esta II Vuelta a España han de salir afeitados a la ventana. No queda ni siquiera el recurso de pasar de nuevo por Murcia y Valencia, lo. que nos, permitiría- cuando menos, registrar la inte- resante nota de las naranjas. En el, Norte, la gente es menos generosa probablemente y los corredores no pueden esperar que les regalen sardinas, mineral de hierro, carbón y buques de cabotaje. Si a Gustavo Deloor no le interesa au mentar la ventaja sobre el resto de los. participantes, debe pensar que el Sr. Vernisck, ipue es un periodista belga, ha hecho el viaje desde Bruselas para contar luego ulgufta cosa interesante. Y. si al resto, de los rretera, sin que nadie tratara de entablar batalla. Hubo en el repecho de la Mala- Donna un intento, de Fermín Trueba para despegarse de sus compañeros, que se frustró porque los demás no lo permitieron. Uin pelotón, formado por Carretero, Barrendero, Molina, Escuriet, Cañardo y Gustavo Deloor, se abalanzó inmediatamente sobre el santanderino, y éste abandonó su intento. Todos llegaron unidos, en pelotón confortable, hasta la ciudad de Barcelona, y comenzó a continuación la última fase de la etapa, que consistía en cubrir ocho veces el circuito de Montjuich. Este año también hemos visto al fotóLa organización de la meta fue excelente, grafo de trípode y velo negro que intentaba y las vueltas al circuito de la Exposición se detener a los corredores para retratarles cubrieron según el detalle que sigue: a parao, con la disculpa de que iba a salir Primera vuelta. -Llegada: Primero, Caun pajarito. ñardo; segundo, G. Delóor; tercero, Berí P e rd: como ya contamos el año pasado tola. este caso... ¡Y como todos los años se Montaña; Primero, Berrendero; segundo, cuenta en Francia, en Italia y en Bélgica... Molina; tercero, C a m ó n cuarto, Cañardo. Segunda vuelta. -Llegada: Primero, IzLa etapa Tarragona- Barcelona terminó quierdo; segundo, Molina; tercero, G. Deen los terribles picos da Montjuich, en loor cuarto, Cañardo. los que se hizo una clasificación de montaM o n taña Primero, Molina; segundo, ña a base del sistema orográfico de Id que Trueba; tercero, Berrendero, y cuarto, Cafue Exposición en la ciudad de los ex conrretero. des. Tenemos que reconocer que aquello fue Tercera vuelta. -Llegada Primero, Calo único interesante de la etapa, aunque penñardo; segundo, A. Bertola; tercero, Aria. s. semos- -un capricho del pensamiento- -que cuarto, Carretero. para cubrir ocho veces la pista de mi velóM o n taña: Primero, Molina; segundo, dromo forestal no hace falta ven r desde Trueba; tercero, Berrendero, y cuarto, GoeTarragona. naga. La etapa Barcelona- Zaragoza terminó en Cuarta vuelta. -Llegada: Primero, G. Dela palangana del Torrero, adonde llegaloor segundo, Cañardo; tercero, Arias; ron los. gigantes después de 310 kilómecuarto, Izquierdo. tros, con. los, mismos compañeros al lado. con M o n taña: Primero, Molina; segundo, que salieron. En esta etapa, Gustavo Deloor sufrió una. caída Por choque con Cardona. Trueba; tercero, Berrendero, y cuarto, G. Deloor. No fue mucho, pero los. españoles ni se inQuinta vuelta. -Llegada: Primero, Camutaron, siquiera. Pudieron haber intentado ñardo; segundo, Berrendero ¡tercero, Arias, u; ta- fuga, pensando en la posibilidad de que M o n t a ñ a Primero, Molina; segundo, el belga quedara anclado por- algún tiempo en la cuneta... y nada. Ni una conmoción, -Trueba; tercero, Berrendero, y cuarto, Goenaga. ní. un parpadeo, ni la menor pirotecnia. Todo esto nos. hace suponer que se busca Sexta vuelta. -Llegada: Primero, Cañarihi terreno adecuado para la batalla; por do; segundo, Molina; tercero, Schepersj ejemplo, las etapas del Norte. Es posible cuarto, Deloor. que no se quiera combatir sino sobre fondo: Montaña: Primero; Molina; segundo, Beverde, por una especial coquetería. Esta es rrendero; tercero, Trueba, y cuarto, Carrenuestra última esperanza. -CARPOFORO. tero. Séptima, vuelta. -Llegada: Primero, Cañardo; segundo, A. Bertola; tercero. Arias; La décima etapa cuarto, G. Deloor. Montaña: Primero, Molina; segundo, BeBarcelona 17. La etapa Tarragona- Barrrendero tercero, Trueba, y cuarto, Elys, celona ha tenido una historia muy breve, Octava vuelta. -Llegada: Primero, Cacomo breve era su recorrido, de 132 kilóñardo; segundo, G. Deloor; tercero, Truemetros, contando con las vueltas que había ba; cuarto, Schepers. de cubrirse finalmente en el circuito de la Exposición de Montjuich. Montaña. Primero, Molina; segundo, Be -íDas a la llegada a este circuito, los correndero; tercero, Trueba, y cuarto, Carrerredpjres se pasearon alégrenieinte por la ca- tero. participantes tampoco le interesa hacerle la inda imposible al leader, que es. la obligación de mi resto de participantes- que se estima, debe pensa -que a nosotros se nos había dicho que íbamos a correr todos los riesgos y todas las emociones de los corresponsales de guerra y que lo que se está haciendo es una estafa. Sencillamente. ¡Ah, no! No se coge a un hombre y se le echa a la carretera como un fardo y se le tiene en ella durante un- mes, para que reseñe el sueño de 42 hombres en pelotón, por muy vestidos de colores que duerman.