Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DESDE NUEVA YORK EN VÍSPERAS DE DOS CAMPEONATOS INTERNACIONALES DE GOLF Lo que opina Gene Sarazen, Por 16 menos cuatro de los profesionales Sel golf más destacados se prestan, en los momentos de escribir esta crónica, a interesantes comentarios con motivo de los encuentros de Sandwich y Fresh Meadow para los campeonatos abiertos de Inglaterra y Estados Unidos. Los cuatro profesionales aludidos son Gene Sarazen, Tommy Armour, ¡Walter Hagen y Mac Smith. Hablé con Gene Sarazen en Lakeview hace un par de días. El fornido italiano, que ganó hace diez años en Skokie y que ambiciona ahora tomar parte en los dos torneos mencionados más arriba, está lleno de optimismos y no duda que, por lo menos, triunjfará en uno de ellos. -Me preparo intensamente durante el tiempo que me queda- -me dijo- La semana entrante me embarco y quiero estar en condiciones para cuando se desencadene la tormenta... porque, créame que ambos torneos van a ser de lo más enconados en la historia del golf. ¿Qué quiere decir con esto de entrenamiento intenso -En primer lugar, los alimentos: no hago ahora, más que dos comidas al día. Así, he reducido nueve libras de peso, y vaya si me prueba! Pero esto no es más que una parte de mi entrenamiento. Me di cuenta entonces de la inclemencia üel tiempo en el lugar donde estábamos charlando; el viento nos azotaba. y la temperatura era casi invernal. -Así me agrada el tiempo- -añadió Sarazen- Tenemos que tener en cuenta que en Princes, Sandwich, donde se celebrará el torneo inglés, el viento bate sin piedad y el clima es destemplado; por lo tanto, si permanezco aquí me acostumbro a ello para cuando llegue el momento. No bien había pronunciado estas palabras, el notable jugador empezó tirar shots contra un viento medio huracanado. Hacía tiros veloces y bajos, para vencer la corriente del aire; ñero con frecuencia se dejaba llevar también por él. Estas prácticas duraron cosa de una hora y confieso, tras haberlo visto en acción. que no creo haya visto nunca un golfista más perfeccionado en sus prácticas. Gene tira con justeza y estilo admirables. D parece que en los últimos tiempos ha M e añadido diez o quince yardas a sus tiros en campo abierto antes de tomar el té. ¿Qué otra forma de entrenamiento sigue? -inquiero de nuevo. Antes de responder tomó el driver de treinta onzas. -Dedico bastante tiempo a manejar este club- -me dijo- Ha fortalecido considerablemente mis dedos, muñecas y brazos. Es indispensable que se le volee con precisión y exactitud. Y sé bien que es mucho lo que me ha ayudado, fortaleciendo y reafirmando mis tiros. Sarazen tenía dos clubs de madera de distintas dimensiones. La diferencia era de más de una pulgada. ¿Qué significan los dos tamaños? -pregunto. -Uso casi siempre el club más corto; pero si empiezo a sentir que me voy encorbando y. entumeciendo algo, entonces tomo 1 más largo. De esta manera vuelvo a ad quirir mi acostumbrada soltura. Cuando experimento cierta rigidez en los movimientos ÍS casi siempre debido, a que el cuerpo se detiene demasiado pronto, y entonces la cabeza del club se mueve únicamente gracias al impulso de las manos y brazos. En otras palabras, se ha perdido parte, al menos, de la elasticidad del cuerpo, que se debe preservar en todo momento. Entonces tomo el club más largo, co nlo que consigo volver a la soltura de antes. Dos campeonatos en un mes. -Es una tarea ruda- -añadió Gene Sarazen- -tomar parte en dos campeonatos en el curso de un mes. Pocos son los que aprecian las dificultades que presenta un campeonato abierto de más de 72 holes para el sistema nervioso del jugador. En primer lugar, la mente se preocupa enormemente al creer que no se puede cometer un error siquiera, Y es éste, precisamente, el mayor de los contratiempos. Ambos campos de golf son duros en extremo. El de Princes, en Sandwich, es muy 1 largo y el césped es duro; la tarea es ardua desde el principio al fin. Además, el viento sopla como un bendito la mayor parte del tiempo, y el clima es áspero, inclemente. Por tal causa he estado entrenándome todo lo posible en estos días crudos y ventosos, a veces empapado por la lluvia. Creo haberme acostumbrado a esta clase de temperatura, ya que nos hemos encontrado con cantidad suficiente de ella esta primavera. Ha sido una primavera excelente para prepararse para el torneo inglés. Después- -siguió diciéndome- -nos queda todavía el torneo de Fresh Meadow. El campo es enteramente distinto al de Princes. Pero es excelente para probar el mérito de un jugador. Es uno de esos campos que demanda control absoluto y dominio de la distancia. El que. haya jugado un 75 alrededor de Fresh Meadow sabe lo que es jugar al golf. Es de lo más fácil aproximarse a los 80 si el participante tiene la desgracia de estar un poco desafinado Posibles ganadores. -Le pregunté quién es el que a su juicio tiene más posibilidades de salir ganando en ambos torneos. -Es mi opinión sincera- -me dijo- -que cuatro de nosotros- -Armour, Mac Smith, Hagen y yo- -tienen las mejores oportunidades en Sandwich. Armour es un gran jugador, pero lucha con la dificultad de íener que defender el campeonato que ganó el año pasado en Carnoustie, en un encuentro sensacional. El campeón siempre lucha con desventajas. Mac Smith es otro gran golfista que lucha con el. inconveniente de jugar durante veintidós años sin ganar un título. Y las cosas no mejoran con el paso de los años cuando se llega a contar una suma tan considerable. Creo que Hagen está jugando el mejor golf de su carrera en campo abierto; pero ha encontrado dificultades en los puíts de un año a esta parte. Ha perdido la confianza en sí mismo, requisito indispensable en un encuentro de campeonato. Cualquier jugador que gane en un torneo abierto tiene que colocar bien. Si Hagen vuelvp a las suyas en este aspecto del juego será difícil derrotarlo. En cuanto a mí, sé que nunca le di a la pelota ni más duro ni con más acierto- -terI minó diciéndome- Y tengo más confianza j en mí mismo que nunca. Además, he puesto mi atención en estos torneos desde hace muI chas semanas, y me preparé todo lo preciso I para ello. Creo también que aprendí ya a tomar con calma filosófica cualquier golpe de mala suerte, y a luchar después por. ganar lo perdido. Pase lo que pase, me propongo concentrar la atención en el tiro próximo y no en el pasado. A mi juicio, el concentrar la atención en el golf es una cosa muy sencilla. El jugador debe fijarse en todo momento en el tiro que se aproxima, sin prestar más atención a los inconvenientes o errores pasados. Nos encontramos en vísperas de los torneos de Sandwich y Fresh Meadow, que deben de ser dos de los más importantes en la historia del golf, y con más color personal que ningún otro campeonato anterior. Mac Smith hace más de un mes 3 a que se encuentra en Europa, y está resuelto a triunfar después de veintidós años de infructuosas labores tras el título. Pero Sarazen y Mac Smith están dispuestos a conseguir sus primeros títulos ingleses. Hagen, por otro lado, lucha desesperadamente por recuperar glorias perdidas. Y Armour confía en ser uno de los pocos. que ganaron el título dos; veces en sucesión. Después de Sandwich viene el viaje apresurado para tomar el vapor que los vuelva a las costas americanas... y entonces las rudas pruebas de Fresh Meadow, en un campo mucho, más duro y contra competidores formidables, donde cualquiera de los- doce participantes puede salir igualmente victorioso. -Grantlaná Rice. (Exclusiva para A B C y para la North American. Newspaper Alliance. FÚTBOL Hoy, el match Nacíonal- Osasuna Hoy, a las cinco de la tarde, se celebrará el partido final del campeonato nacional de Liga, correspondiente a la tercera división, en el que tomarán parte los finalistas dé dicho grupo: Osasuna y Club Deportivo Nacional. Como saben nuestros lectores, en el partido que ambos equipos han jugado en Pamplona correspondió el triunfo a los pamplónicas, por la diferencia de tres- cero, resultado que obliga al equipo madrileño a emplearse a fondo. En este score influyó la ausencia de algunos titulares del Nacional y la circunstancia de que un jugador madrileño marcara, por desgracia, en su propia meta. He aquí las alineaciones de los dos equipos: C. A. Osasuna: Baraibar; Apat, Muguiro; Villacampa, Sinesoain, Bezunartea; Urrizalqui, Urdiroz, Oyameder, Gil, Catachús. Club Deportivo Nacional: Valverde; Escobal, Olaso; Sánchez, Iturrasoe, Calleja; Mori, Oríiz, Moríones, Curado, Montalbán. Requeridos por la Federación Española los cuatro Clubs que hoy juegan los partidos semifinales en Vigo y Báicelona, habrán remitido 11 sendos sobres, debidamente cerrados y lacrados, escritos oficiales, con expresión del campo donde deseas celebrar el partido final, en el caso de quedar clasificados. Los directivos nacionales abrirán esos sobres mañana, lunes, si hay decisión, esperando hasta el martes en el caso da haber lugar a algún desempate, y devolverán a los Clubs de procedencia los sobres- intactos de aquellos dos Clubs i ue no se clasifiquen. Si haj coincidencia, el partido final se celebrará en donde señalen los interesados, y, caso de no haber acuerdo, el partido final, con arreglo a lo leglamentariaménte establecido, se jugará en Madrid, y, con toda probabijklád, e s Ch: uxim, Ante la final del campeonato de España