Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DIARIO ILUSTRAD O AÑ; O Vi- G S IM OSE P; T. Í. 7l i o N -864 DIARIO ILUSTRAD O A Ñ O VI GES I M 0 SEP TI MO N, 8 864 U i? FUNDADO EL i. DE JUNIO DE 1905 POR D. TORCUATO LUCA DE TENA infelices comparados con los Amigos del. Pero lo que decía un acreditado desnuSol. Estos abrigan la pretensión de impo- dista, un poco versado en historia antigua: ner el desnudismo en las ciudades, como- -También los primeros cristianos sufrieM. Lebisbe, el delicioso personaje de Les ron persecuciones y tenían que reunirse en dn de La mayor extravagancia halla entusiás- aventurespor Roí Pausóle, en Fierre Louys, las catacumbas. establecerlo la inexistente ticos adeptos. Hay dctraqués para todo. La pugnaba AEOLFO MARSILLACH última locura humana es el desnudismo, que, villa de Tryphé, animado de hallar en n al parecer, tiene su origen en Alemania. desnudez estricta un medio moralizador. También los desnudistas de Barcelona con; Claro está que el desnudismo no es de ahora. Adán y Eva no anduvieron más vesti- el desnudo ciudadano persiguen un fin- mo- ¡dos que los púgiles y las señoritas nadado- ralizador, a la par que económico e Higiéras de nuestros días en sus momentos ex- nico. -Opinan- que cuando- todos, -hombres y ¡hibicionistas. Grecia cultivó el desnudo, y los mujeres, vayamos a paseo, al teatro, a la negros de África y los menos negros de. la oficina o de visita como las nereidas y los Micronesia también. Pero el desnudo en sátiros andaban por los bosques mitológicos, Grecia tenía por finalidad el crear hombres el pecado de- la carne desaparecerá de la fuertes para la guerra; el de los negros superficie de la tierra. La gente ignora- -ha Sería realmente triste si el obedece a causas que lo hacen explicable: dicho uno de la secta- -que somos desnuteléfono, la: T. S. H, y el cine amenazasen; los- centros vitales el calor y la carencia de. medios para echar- distas por moral y por estética. Las sensade- la cultura. se un poco de ropa sobre el cuerpo. El des- ciones de vergüenza o de pecado ante el E R C u r t i u nudismo de Alemania no se propone formar desnudo son impresiones artificiales adqui atletas ii obedece, como en los negi- os, al ridas por atavismo. Es preciso librarnos de Mis desvelos, mi. corazón, mi- modesto pres- calor ní a. falta de capacidad adquisitiva, estos prejuicios. El. -desnudismo hará dar tigio artístico, unidos a una inquebrantable sino que tiene que ver con la frenología. una vuelta al. -mundo; comienza, una nueva tenacidad, puestos, hace- ya mucho tiempo, al Y como un loco hace mil, asusta pensar en era. El hombre moralmente desnudo no será servicio y defensa de la música y de los los estragos que en los organismos predis- gros ¿ro ni obsceno, ni la mujer será co- músicos españoles, me han valido un cierto puestos a la vesania hará; el millón de des- queta. Habrá más simplicidad y más fran- relieve entre la grey filarmónica, que es nudistas alemanes, que a tal número pare- queza- La verdad la pintan desnuda. Des- pera con impaciencia, estoy seguro de ello, nudémonos y veremos qué sensación de que les diga el estado en que se encuentra jeen llegar. Por de pronto, ya se han presentado en bienestar, de verdad, de libertad... La in- la magna cuestión de la Conferencia NaEspaña casos fulminantes y agudos de des- quietud sexual es la enfermedad del alma cional para el estudio de la crisis musical. nudismo, sin que. las autoridades hayan to- moderna. Sólo puede curarse practicando La resolución de este problema de mi inimado medida alguna para combatir y evitar el desnudismo. El desnudo absoluto es casto. ciativa, justo es decirlo, la abordé yo sólo, la difusión de la dolencia, tan perjudicial Por eso en el music- liall ha tenido que re- hace años, ante el Gobierno de D. Miguel Primo de Rivera; más tarde, poco a poco, emplazarse. por el medio desnudo. para el comercio y las artes textiles. El desnudismo ha entrado err España por Quien oyó estas palabras cuenta que vio con la ayuda de Lucas Argües, gerente de la, Sociedad: de Manuel Herla puerta de Barcelona. Los atacados de á dos muchachas desnudas provistas de sen- nández, gerenteEmpresarios, y de Maestros, de la Unión esta peligrosa y adanista enfermedad son; das mochilas con naranjas, higos, manza- llegamos a la idea de una Conferencia Nabastantes. Se ha observado que no respeta nas y pan integral. cional que tomase y propusiese al Gobierno sexos ni edades: pero tiene alguna prefe- 7 Una de ellas gritór rencia por la gente joven, y, entre ésta, los- ¡María! Ven con nosotras y estaremos medidas para remediar, dentro de lo posible, el estado lastimoso de la música y de los célibes. como, unas reinas. Se han constituido en grupo, que se de- -Volvime- -añade- -y vi entre el follaje músicos españoles. Nuestra idea fue objeto. de la más viva nomina Amigos del So! Carece de local, a un hombre desnudo, que me dijo: de Junta directiva y de caja. Son libres -Salud, y no olvide usted que elporvenir atención por parte de la. Comisión. Mixta de Espectáculos y del ministro señor Aunós; el como el viento, y para sus excursiones o ¿s nuestro. el. ministerio fantasías desnudistas se reúnen en la calle. Hasta ahora. no s. e ha registrado entre proyecto, se afirmó en se organizó del señor bafo Jos Agrupados, sean cuatro, sean tres, sean qui- los desnudistas catalanes el más leve caso don Pedro- Sangro, nientos, salen- a pie o en tren para un bos- de impureza. No ha habido que lamentar la auspicios del duque de Maura- y, por último, que cercano, de mucha espesura, mucha menor transgresión de los preceptos morales el Sr. Largo: Caballero, con quien tuve una hierba, fuentes cristalinas y poco o nada establecidos; ni siquiera Un piropo intras- audiencia no ha mucho, acompañado de mis frecuentado. Llegan, y lo primero qué ha- cendente o un delicado madrigal alusivo a colegas de la Comisión Mixta de Especcen, llueva o nieve, o el sol achicharre, es la belleza de una cualquiera de. aquellas táculos, nos prometió que la gran Conferencia de que hablo se efectuará en el próxidesnudarse. Hombres y mujeres se quedan Estas en simple slip, lo más reducido posible. Al- dríadas. en otrastampoco se desmandan. En mo mes de julio, amparada; por la simpatía, esto y muchas cosas no se pare- el cariño y los buenos deseos del Gobierno. gunos, los ortodoxos, los apóstoles, los con- cen a las señoritas conscientes de nuesvencidos, sin slip siquiera. Hay, sin embarYa lo- sabéis, queridos hermanos. de arte: go, algunas mujeres, catecúmenas o hete- tros días. Nada másyinocente, que sus juegos. victoria definitiva! Bailan la sardana danzas rítmicas; jue- ¡Ya lo saben los temerosos, los escápticos, rodoxas, apenas iniciadas en los beneficios del desnudismo, que llevan faldas de gran gan a la comba y a las cuatro esquinas. Se los irónicos. transparencia. Otras en maillot de baño. En había pensado en jugar al escondite, pero La idea, porque es buena, justa, humana los sacerdotes del desnudismo se opusieron y patriótica, ha vencido, y en Gobiernos de una fotografía que tengo ante mis ojos se ven dos mujeres muy fondonas y poco agra- terminantemente por razones que compren- todos los matices y colores tuvo y tiene la dable? en simple- slip y en la dulce compa- derá el lector. Sentados sobre el mullido más calurosa acogida. césped descifran charadas y componen acrósñía de Varios Adanes. La secta desnudista no siempre elige el ticos virginales. lo que les ofrece la pródi- Ahora quisiera que mi voz se oyese en Se nutren de toda España, a quien, angustioso, digo, con bosque; a veces opta por la playa; pero de ordinario deja el mar por la. montaña. Como ga Naturaleza. Comen bellotas, maíz cru- máxima exaltación patriótica, que esta Conal propio, tiempo- que. desnudistas son vege- do, piñones, granos de trigo, naranjas, al- ferencia merece la atención entusiasta de tarianos, entre árboles y male? a hallan me- garrobas, alpiste, hierbas tiernas y flores sil- todos los españoles, músicos o no, porque no pretendemos sólo buscar solución a un: dio de vida que, no puede ofrecerles- la mar vestres del tiempo. 1 Por la noche, con. la piel fresca si ha he- olorosísima. crisisí de- trabajo, ayudando a salada. cho frío, o colorada si han. gozado del sol; -unos; músicos sin contrata. No; -los anhelos Ya estamos en plena égloga. íDe un salto! de. la Conferencia son, o hemos pasado de la civilización- a; un tra- regresan a sus lares con las ropas que les elevados y más amplios, más deben ser, má trascendentales; sunto del Paraíso terrenal. Hay que reírse. imponen la tiranía, la ignorancia y la inmo- se trata nada menos que de salvar nuestra de Bernard Shaw como naturista, y de ralidad pero con el alma limpia de toda cultura musical, que está en peligro por la Gandhi como salvaje. El gran irlandés y el acción abonunable y d e todo mal pensa- invasión- de prodigiosos inventos mecánicos, indio de Bengala o de donde sea son unos miento. EL DE. SNU D I S M O EN BARCELONA EN TORNO A L A C O N FERENC 3 A NACIONAL PARA EL- ESTUDIO DE LA CRISIS MUSICAL