Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Á B C. MIÉRCOLES 22 DE ABRIL DE 1931. PAGINAS CINEMATOGRÁFICAS. PAG. cueñclá un corazón joto. Tenía no que hacer reír a la gente con el estómago vacío, aprovechando el hambre propia y las miserias que padecíamos como temas de burlas. Recuerdo que una vez, al salir a escena, tropecé con un bastidor, de tal manera que tuve que hacer un esfuerzo supremo para sostenerme sobre la punta del pie sin caer a tierra. Hubiera sido ridicula una caída semejante a presencia del público, y saqué fuerzas para evitarlo. Este alarde acrobático y la cara de dolor que debí poner me proporcionaron mi primer éxito grande. ¿Y ahora? ¿Cómo consigue usted conmover y hacer reír al público viviendo una vida regalada? Pues lo mismo que antes. Yo tengo sobre mí el peso de los dolores juveniles, y a ellos debo el triunfo. ¡Y ¡ellos son la razón da mi arte. Todo lo que he vivido lo convierto en materia Ule clown. Llegamos a Marsella. Míster Chaplin inicia de nuevo su sonrisa estereotipada. Saca a relucir los dientes. Se coloca el hongo y el abrigo gris, y se dispone a saludar a la muchedumbre que, de la estación al puerto, aguarda el paso del clown idolatrado. -Adiós- -me dice- Salude al duque de Alba, y dígale que acaso vaya a Madrid dentro de quince días. -Good bye, N. r. ¡Chaplin. Y buen viaje. I Luis CALVO Marsella, 16 abril 1931. bitsch, capaz de comunicar calidades cinematográficas al asunto más teatral. Luther Reed, al- realizar El guapo de la escuadra, no ha tenido mejor fortuna que en. Río Rita, su. anterior producción. La opereta se consigue intercalando a la buena de JDios los números musicales: dúos amorosos, intermedios cómicos; y evoluciones de los elementos del. conjunto- -girls y boys- lo más ¡vistoso de la cinta y lo único que destaca de la probretería- general. Polly Walker y Jack Oalde cumplen más que. discretamente. En realidad, no han escatimado ningún esfuerzo por su parte para defender la mediocre producción. Que no tiene defensa posible. -Antonio Barbero, viar todos los disponibles. La Metro fus 1 primera, y no tardó en imitarla la Fox. Pero veamos ¡lo ocurrido. Apenas llegados los artistas contratados, y casi sin haber podido utilizarles ni aun probarles, ¡la Metro suspendió la producción! Y, sin razón ni motivo, con la misma precipitación con que los contrató, se dispuso a comprarles los respectivos contratos. Ofreció el 50 por 100 del valor total, y la mayoría no vaciló en vender. Algunos protestaron. Y otros, sin protestar, limitáronse a tomar lo que les dieron, y se quedaron en espera de ser llamados nueva- mente. De los escritores se fueron Eduardo Ugarte, José López- Rubio y Edgar Neville. Y ¡se quedó Gregorio Martínez Sierra, ¡que tanta falta nos hace aquí! y al que, pjoir fortuna, no quieren dejar irse. (Prefieren seguir pagándole, aunque no haga nada, con tal de tenerle disponible cuando la producción se reanude, ¡que algún día se ha de reanudar! María Tubau fue contratada para hacer la protagonista de El proceso de Mary Dugan, que, a última hora, decidieron hiciera María Fernanda Ladrón de Guevara. A la Tubau la encomendaron entonces una segunda parte, de tan escasa importancia, que la actnz se enfermó y aceptó, encantada, la rescisión del contrato. Y. menos mal que en el par de meses que aquí estuvo pudo hacer, y muy bien, uno de los principales papeles del L heri- Bibi, de Gastón Leroux, con la propia Guevara y Ernesto Vilches. La Guevara hizo también, con Rivelles, La mujer X. María Luz Callejo, un papelito en La fruta amarga y otro en CheriBibi. Julio Peña, uno en La fruta amarga, que le ha valido para, después de vender su contrato con la Metro, lograr otro con. la Fox, que le pagará el doble. Luis Buñuel, que vino contratado como director, ¡trabajó como actor en una de las citadas películas 1 ¡Y Tono de Lara, contratado como dibujante, fue utilizado como autor cómico, para, colaborar en las obras necesitadas de gracia. El escenógrafo Mignoni y el director, Benito Perojo ¡no llegaron a prestar servicio alguno! Pero lo sucedido en la Metro no arredró a la Fox, que se trajo a Carmen Larrabeiti, Carlos Díaz de Mendoza, Miguel Ligero, la Custodio, Pomés y ocho o diez artistas más. También contrató al escritor Jordán de Urríes. Ahora están seleccionando) la primer obra que han de interpretar los contratados. La traducirá- Cirici Ventalle, la corregirá- a su gusto el escultor Moré de la Torre (jefe del departamento de. libretos, acaso porque ninguno como él para esculpir los diálogos) y la pondrá el visto bueno, O el visto malo, Jordán de Urríes... 1 J? Paramount, como la Universal y la First National, ha suspendido también la producción. Y nada piensan hacer tampoco la Columbia ni la Pathé. Todos los estudios esperan a saber el resultado económico de las películas hechas hasta ahora para reanudar la producción o suspenderla definitivamente. Lo probable es que la reanuden. Pero, ppr lo pronto, la crisis planteada es de gravísimas proporciones y son muchos? os que sufren sus consecuencias, incluso algunos de los que vinieron contratados, que no tuvieron la precaución de exigir en sus contratos el pago de los viajes de regreso... La vida en Hollywood es muy cara (sobre todo si se la mide en pesetas) todo el mundo quiere divertirse y pocos recuerdan que España está a diez, mil kilómetros. Y la crisis actual, naturalmente, 1 0 sólo 1 a los españoles afectó. Virginia Fábregas, que estaba en Méjico, disolvió su compañía teatral- al ser contratada en Holjywood ¡con mil dólares semanales de sueldo! Pero sólo hizo una película, La fruta amarga, ue se á feti, dos rs manas. 1 T 0- A B C EN HOLLYWOOD Los famosos contratos ¿Qué artista o simplemente aficionado al cine no soñó alguna vez con el contrato de Hollywood? La realidad de unos- pocos dólares, multiplicados en pesetas, se hizo algo fantástico, deslumbrador e inverosímil, que a punto estuvo de enloquecer a más de un iluso- afortunado. Porque lo cierto es que Hollywood existe, que fueron contratados muchos actores (y con ellos varios escritores, directores y hasta escenógrafos) y que todos ellos viniéronse alegremente para acá, incluso con sus esposas, los que las tenían. ¡No faltó ni quien se casase sólo por ei gusto de traer compañera... En los estudios de Hollywood se pensó que para hacer películas parlantes en español nada más oportuno que contratar unos cuantos elementos españoles, y pronto surgió el agente habilísimo, que, por un diez por ciento de comisión, se apresuró a en- ESTRENOS EN MAD R D El guapo de la escuadra Po! ly Walker- jack Oakie Figuras nuevas de la pantalla que, al hacerse sonora, ha llamado en su ayuda a los astros del vodevil, de la opereta, de las comedias musicales. Todo el Broadway ha desfilado por los estudios cinematográficos de Hollywood; ninguna de las estrellas de la gran vía neoyorquina ha dejado de probar sus aptitudes ante la cámara. Así la pantalla nos ha hecho admirar a las más famosas bailarinas yanquis- -piernas aseguradas en varios millones de ¿ola- res; a los más destacados cantantes- -todos, invariablemente, poseedores de la voz de oro de Broadiway y a las más excelsas actrices de sus escenarios teatrales, abrumadas por el peso de los laureles y, en la mayoría de los casos, por el peso de los. años. Con esto se han conseguido dos cosas: que vayan desapareciendo del cinema las ingenuas de juventud auténtica y que, poco a poco, se pierda en la Meca del cinema el culto por la fotogenia, condición indispensable para alcanzar- -y conservar- -un puesto en los buenos tiempos del cine sin palabras. Que era, digámoslo una vez más, el verdadero cinema. ¡Y no se ha conseguido lo que se proponían los productores. Ni una sola de las; iiguras importadas del teatro ha logrado colocarse como figura de la pantalla. Eran, siguen siendo, magníficos cantantes y bailarines; pero no han sabido- -o no han podido- -adaptarse a las exigencias de la cámara tomavistas. A este nuevo género de películas, interpretada por elementos teatrales, pertenece yalty y que sigue el equivocado camino de las producciones filmadas en tiempo de opereta, al calor del éxito obtenido por El desríile del mor, la opereta, suma de aciertos, que más daño ha causado al cinema moderno. (Porque todos los directores han querido imitar a Lubitseh; pero ninguno ha enepn- ¡irado unos colaboradores como Maurice Chevalier, Jeannette MacDonald, Lillian Roth y Lupino Lañe. Y, sobre todo, ninguno de ellos, tiene el talento, de Ernst LuEl guapo de la esctiadraK estrenada en Ro- SAN MIGUEL MAÑANA, JUEVES, ESTRENO de la maravillosa película EL PRESIDIO EL MAYOR ACONTECIMIENTO X E LA TEMPORADA CINE (Empresa S. A. G. E. 1 AVENIDA GRAN ÉXITO del film Metro- Goldwyn- Mayer EL DEMONIO DEL MAR porNILSASTHER Y RAQUEL TORRES