Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C VIERNES 6 DE JUNIO DE 1930. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 32. Comienza después el desfile de testigos y personalmente al Sr. Jiménez Fernández, la mayoría de ellos poseedores de billetes que así estimó oportuno proceder el 2 S de de goo pesetas, que recibieron en pago de mayo último en su primera visita a la Exoperaciones comerciales. Algunos declaran posición de Arte Antiguo de la Exposición que esos billetes los cobraron en la sucur- Iberoamericana. Dos días después de sussal del Banco de España en Cartagena, crita por este señor en el aludido libro su otros en las oficinas de Telégrafos, al ha- inopinada ofensa, que por embozada e insicer efectivos giros; otros en la Caja Pos- diosa es más intolerable, conocí yo, casualtal de Ahorros, al retirar fondos, y, por mente, el hecho y leí el texto; en el acto último, algunos en el Banco de Cartagena. respondí al agravio en el mismo sitio o luDespués de desfilar, como testigos, las gar que se produjera y con unidad de mepersonas que viven en la casa de Cartagena dida y de violencia adecuadas a la magnidonde estuvo alojado Fernando Reyes, vi- tud, injusticia y publicidad que caprichosa 1 viendo con la familia de Mariano Cárceles, mente diera el Sr. Jiménez Fernández a su arbitiana agresión. se suspende la vista. Si el Sr. Jiménez Fernández hubiera suscrito sus ofensivas líneas añadiendo a su nombre y apellidos el honroso título de concejal del Ayuntamiento de Sevilla, aun no Dos accidentes de aviación estimando lícito ni moral este proceder, a La Valette 5, 8 noche. A consecuencia usted, como digno alcalde de la ciudad, hu de una falsa maniobra, ha caído a tierra biera llegado respetuosamente con la representación de mi agravio y en demanda de un avión militar, cerca del aeródromo de Cala f rana, resultando muertos el oficial la reparación debida; pero, lejos de esto, el Sr. Jiménez Fernández se permitía ofender aviador y el operador radiotelegrafista. por cuenta propia y personal, al margen de toda actividad que de cerca ni de lejos puBizerta 5, 9 noche. Cerca de Tebessa ha diera tener contactos con el ejercicio de su caído a. tierra, desde 50 metros de altura, dignidad de regidor, suscribiendo su agreun avión que acababa de emprender el sión simple y llanamente con su nombre y vuelo. apellidos... y yo en este caso no tenía otros El aparato se incendió y resultaron car- caminos a seguir que soportar el insulto o bonizados los dos aviadores que lo tripudevolver el golpe; opté por esto último, más laban. o menos violentamente, pero dirigiéndome a él solo, absoluta y personalmente a él solo, y dispuesto a aceptar, como se quiera exiHace explosión una mina y resul- gírmela, toda la responsabilidad de lo por mí suscrito, que yo entendí como obligado tan dos soldados muertos ejercicio de un legítimo derecho de defensa. Praga 5, 9 noche. Cuando un batallón de Y esto es todo, señor conde de Halcón; Cnfantería realizaba prácticas de campaña toda la verdad, y nada más que la verdad. lizo explosión una mina, resultando muer, Cómo es posible, pues, que un incidente tan os dos soldados y gravemente heridos claramente definido de personal y privado otros dos. se trate de transformar o convertir en no sé qué supuestos agravios a la dignidad de investidura de la Veintiún reclusos fugados de un la respetable que los señores regidor de del ciudad? ¿Es concejales Ayuntamienta de Sevilla ino tienen vida penal privada responsable? ¿Será acaso que sus París 5, 10 noche. Comunican de la Gu- posibles errores o personales demasías, fuera yana que 21 reclusos, condenados a traba- del ejercicio de su cargo, las hemos de sojos forzados a perpetuidad, se han fugado portar pacientemente el resto de los mortade la Isla del Diablo. les, so pena de que se nos tache de irrespeSe cree que esta fuga terminará en ca- tuosos ante la digna representación del puel ástrofe, pues las comentes marinas son blo de Sevilla? ¿Qué nueva clase de inmumuy violentas en aquellos parajes, estando nidad es ésta que se pretende establecer? el mar infestado de tiburones, siendo muy ¡Hasta dónde va a llegar la pasión y la iniifícil que los fugados puedan ganar la justicia! osta de Venezuela. Conste, pues, señor alcalde, que nada más lejos de mi ánimo y propósito que ofender e injuriar la respetable dignidad de los regidores de Sevilla en el ejercicio de su más respetable función; aun no haciendo falta esta explícita declaración de mi parte, yo quiero solemnemente hacerla constar, para que no sea posible pretender seguir sosteniendo ni un minuto más el equívoco con el que se r Excelentísimo señor conde de Halcón, pretende envolver y enturbiar un desdichado ilcalde de Sevilla. incidentetendiáfanamente precisado como Muy señor mío y distinguido amigo: Con el que se comenta. Ni el pueblo de Sevilla, dolorosa sorpresa leo esta mañana en el ni su digna representación simbolizada en el A B C de Madrid la información telegrá- Ayuntamiento pueden ni deben intervenir ni fica de la sesión del Pleno celebrado por figurar en asunto tan personal y pequeño. ese excelentísimo Ayuntamiento en el día Los acuerdos municipales tomados por es e de ayer, y en el que, como si de cosa o respetable Ayuntamiento, y los que otras asunto de la competencia municipal se tra- entidades requeridas puedan adoptar en el tara, se dio cuenta públicamente, y pública sentido de censura a mi obligado e ineludiy apasionadamente se discutió y comentó, ble proceder en este caso son y serán una un lamentabilísimo incidente habido por es- amargura más de las muchas que hay que sufrir en estos tiempos de odios enconados crito entre el Sr. Jiménez Fernández y yo, de carácter absoluta y, exclusivamente pri- y violentas pasiones. Allá en lo íntimo de mi conciencia siempre me servirá de convado y personal. suelo, ante la humana incomprensión e inEn primer lugar, he de hacer contar, señor alcalde, que el uso indebido de un libro justicia del momento que vivimos, el noble de firmas abierto al público en una Exposi- recuerdo de má? de cuatro inolvidables años de trabajo rendido en homenaje debido al ción o Museo, aprovechándolo pa ra estam- progreso colectivo del sin par pueblo de Separ en él conceptos agresivos e injuriosos villa, que ciertamente para su honor y su para segunda persona, es torpe iniciativa cuya responsabilidad corresponde por enterg provecho vive y alienta con nobleza, al margen siempre de estas manifestaciones exaltadas de la pasión, tan características de la humana miseria y flaqueza. Con mis respetos, señor conde, para usted y el Ayuntamiento de su digna presidencia, se reitera de usted afectísimo amigo y saguro servidor, q. e. s. ni. J. Cruz Conde. Madrid, 5, de junio de 1930. NOTICIAS ECROLOGICAS Don Edelmiro Trillo Ha fallecido en Villagárcía de Arosa el ilustre magistrado D. Edelmiro Trillo y García Señorans. Era el finado uno de los mas altos prestigios de nuestra carrera judicial. Fue magistrado de la Sala primera del Tribunal Supremo hasta hace dos años, en que. se iubiló por haber cumplido la edad reglamentaria; pero esa jubilación no supuso para su espíritu incansable sino un cambio y, nueva modalidad en su constante trabajo. Actualmente desempeñaba los cargos de presidente de la Comisión directiva de los Tribunales de menores y presidente de la Comisión de Apelación de Tribunales para niños. Formaba parte también del Consejo Superior de Proteccióna la Infancia. La vida austera y ejemplar de D. Edelmiro Trillo, su elevadísima cultura jurídica, su alta mentalidad y la bondad extraordinaria de su carácter le hicieron merecedor del mayor respeto por parte de cuantos le conocieron y trataron, y muy especialmente por, la de sus compañeros de profesión, que justamente le consideraban como el más preclaro espejo de la Magistratura, y por los abogados y jurisconsultos, que pudieron apreciar en sus luminosas sentencias la interpretación sobria y exacta de las leyes en su aplicación a la realidad. A D. Edelmiro Trillo y a D. Avelino Montero Ríos y Villegas se debe en España la creación y organización de los Tribunales tutelares para niños, en los que tan amorosos trabajos hizo durante los últimos años de su vida. Era el finado el último discípulo que quedaba de D. Francisco Pi y Margall, y pueda decirse que había heredado de aquel ciudadano probo y jurisconsulto eminente la rectitud y serenidad de su carácter y la clarividencia de su cultura jurídica. España ha perdido un ciudadano ejemplar y la Magistratura uno Üe sus más hos- rosos orgullos. En el Extranjero i- u- 1.1. j j, i CARTA DE DON JOSÉ CRUZ CONDE AL ALCALDE DE SEVILLA La marquesa de Casa- Dávíla Ayer falleció en esta corte la señora; doña Rosa Julia de Osuna y Sancho- Dávila, marquesa de Casa- Dávila, dama ilustre que venía padeciendo una grave enfermedad. La marquesa de Casa- Dávila, personalidad muy estimada en nuestros Círculos aristocráticos, había nacido en Lima y era hija de los anteriores marqueses de Casa- Dávila. Esta ha emparentado por la línea paterna con los condes de Vistaflorida, y eran sus primas hermanas la condesa viuda de Casa Valencia y las fallecidas duquesa de Cánovas del Castillo y marquesa de Povar. Era la finada persona de exaltados sentimientos caritativos y extraordinarias virtudes. El cadáver de la marquesa de Casa- Dávila será trasladado a Barcelona, donde embarcará para Roma y recibirá- santa sepultura en el panteón de familia. Al sobrino e hijo adoptivo de la finada, marqués de Mcntealegre de Aulestia, así como al resto de su familia, enviamos el sincero testimonio de nuestro gésarge,