Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MARTES 24- DE SEPTIEMBRE DE 1929. EDICIÓN DE LA MAÑANA. W J 34. el caso de un acuerdo con la derecha, debía ofrece; mucho más. Paúl Reynaud, que en estos momentos se Unas supuestas conversaciones halla en América, no tardará seguramente en estas revelaciones, que francoalemanas. Le singe veiu por poner en claro agruparse bajo el título ahora podrían de Alrededor de una taza de té. París 23, 7 tarde. (Crónica telegráfica. En el teatro Des Artt se ha celebrado anoEn los centros políticos parisienses hay gran revuelo con motivo de unas revelaciones del che la primera reperesentación de la obra en ocho cuadros de Eugéne O Neill, titulada órgano de Stresemann, La Correspondencia ¡Nacional y Liberal de Berlín, a propósito de Le singe vela. O Neill está cinsiderado en ¡ciertos cambios de impresiones que dicen tu- Europa como uno de los maestros del teatro ¡víeron lugar recientemente entre un influ- norteamericano. Esta nueva obra es muy yente diputado francés, M. Paúl Reynaud, curiosa. La idea del dramaturgo va muy flue representa la segunda circunscripción lejos- O Neill se dedica a describir la evo de París, y algunas personalidades alemanas lución de los cerebros primitivos. Su héroe es un hombre fracasado, que no acepta su pertenecientes al partido nacionalista. Según las afirmaciones del órgano de Stre- suerte, sino que, al contrario, se imagina emann, reproducidas con gran complacen- que su papel tiene una importancia capital. Yank es fogonero a bordo de un transatcia por el periódico oficial socialista Le Po pulp- irs, Reynaud ha discutido con los repre- lántico, y pretende hacer ver a sus compasentantes de la derecha alemana algo pare- ñeros que al alimentar la caldera es elemencido a una entente general, destinada a per- to- principal del barco. De esta manera desmanecer secreta, entre los partidos modera- pierta una inmensa vanidad. Pero sucede dos francés y alemán, que tendría, entre que a bordo del navio viaja miss Douglas, otros efectos, según escribe Le Popidaire, joven mjllonaria, hija del rey del acero. Esta joven, muy pedante, desea conocer el de conceder a los nacionalistas germánicos tina revisión del Tratado de Versalles, y el las profundidades del transatlántico, y se qat Alemania se armase de nuevo. Al prin- hace conducir a las máquinas por los jóvecipio dice que actuó M. Kloenne, diputado nes oficiales de a bordo, y al llegar sorprennacional alemán. Para el acuerdo entre Fran- de a los fogoneros, que, desnudos de cintucia e Inglaterra, Kloenne tuvo una entrevis- ra para arriba, arrojan el carbón en las bota con el general Walsch. A continuación cas llenas de fuego. Yank ve de repente a ¡hubo una conversación en casa de Rechberg la visitante, que va vestida de blanco y cree con dos periodistas alemanes: Meden, redac- que es un fantasma. Permanece aterrado; tor de política exterior, en un periódico, de pero su cuerpo tatuado v su cara negra promatiz simpatizante con el Casco de Acero, ducen horror a la joven, que lanza un grito y Kriegh, colaborador de Hugenberg. Según y sale huyendo, no sin que Yank, que conparece, se le hicieron proposiciones por una sidera esta visita como un insulto personal, personalidad parlamentaria francesa, Pero, no le tire a la espalda su pala de carbón. ¿qué importancia podían tener proposiciones Te ha tomado por un mono -lé explica uno de sus desgraciados camaradas- Pero liechas a periodistas por un diputado? Veamos, sin embargo, otros detalles. Los personajes alemanes de que se trata han hablado. Kloenne afirma que no ha visto al general Walsch, ni ido a París en 1928, ni en 1929; es cierto que ha recibido la visita de políticos franceses, pero las conversaciones que ha tenido con ellos han sido puramente particulares, y nunca han revestido el carácter de transacciones francoalemanas. En cuanto a los dos periodistas, han recatado a la Agencia Wolff la conversación jque tuvieron a fin de abril pasado, no en fcásá de Rechberg, sino en su presencia en fcasa del general Von der Lippe, con el francés designado como el hombre de confianza enviado por Poincaré, y que era Paúl Rey- j Siaud, Poincaré tiene verdaderamente a Paúl Reynaud en la estimación que merece el talento del diputado por el segundo distrito de p a r í s pero en los centros políticos no se ¿ree que por ello pueda considerarse como el hombre de confianza del ex presidente, del Consejo. ¿Qué pasó, entonces, en casa del general Von der Lippe? Tomamos el té- -dicen los ¡periodistas Meden y Kriegh- y hablamos un rato. Paúl Reynaud esbozó un programa de acuerdo francpalemán, a propósito de las I sensación del año en radiol reparaciones, y propuso concesiones que ape Superior a iodo cuanto se. había hecho hasta hoy. Reproduce TODAS las notas nas equivalían a la décima parte del valor con ia naturalidad y purera del original. del plan Dawes, la restitución del pasillo de Conecte simplemente a la corriente y lo Dantzig. e hizo ofertas generosas en el tecomprobará. rreno militar. Hizo resaltar que aquello era sólo su punto de vista personal, y que no AUTO- ELECTRICIDAD se trataba de un ofrecimiento del Gobierno Barcelona: Calle de la Diputación, 234 Madrid: San Agustín, 3 francés. Valencia: Conde de Salvatierra, tí La finalidad, de los periodistas, alemanes Sevüia: (U. Blar. es) Trajano. 20 era darse cuenta, de las intenciones, del Gq- J Bilbao: (Beitrán Casado y- C. Henac, 9 tierno francés. El resultado de la entrevista fue francamente negativo, y así le contestaron a Paúl Reynaud, diciéndole que sus ofrecimientos eran insuficientes, pues Alemania necesitaba nuevos territorios, mesen en el- Este, fuesen en colonias. Reynaud de claró que el Gobierno francés no veía en el acuerdo con la izquierda alemana una política- exterior sólida y sabia; además, que, en FRANC 1 A él se revuelve y quiere vengarse. A su llegada a Nueva York espera a la mujer que le ha injuriado, y trata después de volar las fábricas de su padre, y furioso, de decepción en decepción, se vuelve loco y acaba por ir a buscar un mono, al que pone en libertad; pero el gorila encierra al hombre en su jaula. Yank no se extraña de esto y lo encuentra lógico; pues, ¿no es él le singevelu? La obra, un poco demasiado americana, ha tenido éxito, gracias sobre todo a la im- pecable interpretación de la compañía Pitoéff. -Ceña. La sesión de clausura dei Congreso de Prensa latina La Baule 23, 8 mañana. El VIII Congreso de Prensa latina, después de haber celebrado la sesión de apertura en el Ayuntamiento de Tours, bajo la presidencia hqtioraria del senador Rene Besnard, ex ministro y ex embajador de Francia en Roma, ha clausurado sus tareas en La Baule después de haber visitado los congresistas los históricos castillos del valle del Loira. En esta sesión, después de haber aprobado los congresistas, por aclamación, el rapport del secretario general, Sr. De Waleffe, éste resumió la obra de la Prensa latina, especialmente después de los Congresos de Madrid y la Habana. El Congreso confirmó en sus funciones de delegados de las diferentes naciones del Consejo Supremo de la Prensa latina, al senador Henri de Jouvenel, por Francia; al Sr. Francos Rodríguez, por España; al embajador De Castro, por Portugal; al Sr. Ugo Cietti. por Italia; al Sr. Popescu, por Rumania; al embajador Dantas, por Brasil; a D. Manuel Ugarte, por la Argentina; a D. Francisco García Calderón, por Perú, y a D. Antonio Caso, por Méjico y algunos países iberoamericanos. Entre otras deliberaciones de que el Congreso trató, merece anotarse el encargo que dio al secretario general de buscar la fór- muía que permita explicar a la Prensa latina la obra, cada vez más activa, que. desarrolla, así como la posibilidad de adquirir personalidad jurídica. Aprobó también una proposición del. Sr. Roquette. concerniente a buscar aclaraciones para informaciones, a veces incompletas o defectuosas, que sé refieren a la América latina. También se aprobó otro proyecto para lograr que la Oficina permanente de Prenfa latina, de París, encuentre los medios más. oportunos para participar el año próximo en la celebración de tres grandes centenarios latinos: la conquista de Argelia oor. los franceses, el nacimiento de Federico Mistral, uno de los más ilustres precursores del latinismo, y la independencia belga. Til Congreso envió telegramas de felicitación al presidente Machado por su reelección para el cargo más alto de! a unción y al Gobierno chileno con motivo de r, u fiesta nacional. El Congreso, cuyas tareas fueron presididas por el Sr. Dazcona, redactor- jefe de La Dé teche de Touraine, terminó sus trabajos dentro de una atmósfera de la mayor cordialidad, y con ese espíritu que el enador Besnard hab a ya mngistralmente definido en su discurso inaugura! de Tottrs, cuando afirmó la necesidad de desnr o l V a cjnfraíernidad latina, exponiendo que en esta organización definitiva de la paz pueían lograrse los mayores beneficios si los I ueblos latinos no son absorbido? o colonizados- por- otras. p. otenciaSi necesitándose que ntre ellos se establezca una amistad verdadera- que ponga alma contra alma Si los europeos- -añadió- -queremos ser latinos debemos nrorionérnoslo, para que el espíritu y el genio no queden sacrificados, Certa,