Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ILUSTRA- JJ ¿r 8 JÍ; 318. IÜ: 0 DE TEMA Á fas: tres- y doce -de la- farde- son normales, -Un -momento- -dramático, -El -Conde pues- dé- pasada Ja- tormenta. En- comunicación con- los. í ay. er salió, el dirigible de Tokio dé! os: marineros, que. agitaban sus gorras, M; as tres y: doce de la- tarde, de y, antes. de; poner rumbo hacia el; Este, eje. Los. preparativos eh- Los Angeles A bordo del Conde, de Zeppelin 23, 4 tar; 9 e. i (Radiograma; de nuestra. enviado espe- JiaSh) Hemos reanudado el vuelo. -Un raV aiQgrama avisó al doctor Hugo, Eckener yqui ias condiciones meteorológicas se ha: íbíá. n; modificado y que el tiempo abonanzaba y como todo estaba, dispuesto, se- efecDespués de pasada la tormenta tuíj; él desamarre y reanudamos la. segunda Las primeras horas: dé vuelo son. eí: a; pa; del viaje alrededor de! mundo. A bor. dp; del Cotide- de Zéppelvá 24 i n a- r n o r m a l e s i Mucii: simbs pillares de personas, con. dragada V hora; del Océano. Pacífico) RaA- bordodel Coñdé de Zeppelin 23, 6 tar gfegadas en el aeródromo de Kasumigaiara, diograma, dé nuestrp ehyiádo especial. -A aplaudieron y vitorearon á Alemania y. ai de. (Radiograma: de nuestro enviado- e pelas doce y ocho: minutos de esta madrugacíal) Poco después de salir del aeródromo da, hora ya, del. Océano Pacífico, íeKdírí ible -dirigible, tributándonos una despedida llena de Kasumigaura volábamos a 20 b. metros de. había Hepfapvi. 5 W; MÍpmetros iy- su í. posiciph tí entusiasmo v de emoción. era de ¿j. 5 dé latitud- Norte y 166o dé; -3 n- j Peáde, la aeronave contestamos en clamor altura sobre la costa japonesa, para- abandoiiarla con dirección francamente Este y gitud. Esté. Él periodista japonés ha: enviado aaánime: ¡Banzai Nipón! Y. el Conde de oblicuar, transcurridas dos hórás de viaje, ya seis palomas mensajeras, que lléyáii inf Zeppelin, remontándose a 300 metros de hacia el, Norte, en busca de la península: de p. p; altara, tomó rumbo hacia el Este, alejan: f o n o s i e ia hospitalaria capital del imperio Kamtschatkayde las islas Aléutienás. E l dirigible pide informes meteóroliSg- iEn estos momentos eí cielo se halla ligeeos a todos los buqués, principalmente: a de! Sol, Naciente. aiquejlos. que se encuentran hacia los; i (5o b, áe ramente cubierto, y la temperatura, es agra. En el momento de abandonar el aeródro i v í v JÉpo eran las tres, y doce minutos de! a tarde dable. Hacemos una velocidad normal, y á. longitud. El cielo se halla cubierto de ríübés. rn ó. a. (hora japonesa) equivalentes a las siete y bordo todo se halla establecido con el mismo D. Richard copyright para España) doce minutos de la tarde (hora europea) orden, a que estamos- acostumbrados, tos Tripulantes y pasajeros vamos satisfechi pasajeros vamos asomados en las ventanas simos, y reemprendemos con buen ánimo la del dirigible que ofrecen mayor facilidad Llegan a Tokio las palomas meñ yi, da a bordo. para ver y disfrutar del panorama que ofresaleras: del dirigible Ahora, al. iniciar la travesía del Pacihco, ce el. Océano P üñco. -joagtnn D. Rickard Tokío. 24. 2 madrugada. La primei f- a nuestro tema obligado- de conversación es (copyright para España) loma mensajera soltada desde el Conde de. calcular la velocidad a que hemos de rrarr dé un: char para desquitar. en lo posible las horas U n mornenio dramático E Con- Zeppelin ha; llegadp. a- la Redacción de, -que periódico de T o k i o y el despacho i- de retraso ocasionado por averías y mal de dé Zeppelin lucha COR; una es portadora anuncia que; el dirigible afiari- tiempo. -Joaquín: D. Richard (copyright ¿para España) fuerte tempestad dona la. costa, japofiesa- cerca del. puerto de Oginchama. (Copyi. ighr, para España. A bordo áelConde de Zeppelin. 2? 9 noche. (Radiograma- de: nuestro enviada, esDetalles de la salida A bordo del Conde de. Zeppelin 2, 5; tar- pecial. El primer momento dramático de Eí Gond; e de Zeppelín) -entra ere, nuestro viaje sobre el Pacífico se ha presen- comiinícaeión Jcon- l; o; s Estados ¿Be. (Radiograina de nuestro enviado espétado al alcanzara la tormenta que pasó ayer ¿cíal Allá van, con un, saludo en pleno sobré el aeródromo, de Kasumigaura. 7 r 1 U n i d o s i; i vuelo, algunos detalles de nuestra salida de El- atravesaf. la; zpna en qué reinaban- fuer- Nueva York 23, io, nóche. La- Reading, S Tokio. Poco antes de las tres de la tarde f (hora local) recibimos aviso de, que había tes vientos coriV direcciones opuestas presen- l. QiitwDad Co, de Filadelfia ha, conseg icío. taba grandes dificultades. Los. vientos fríos éstát feeer comünicacióa: por rádiótele ¿ra. cesado el fuerte viento Norte y de que, es- echaban él dirigibfé hacia abaj o y los vian- -fíai con el C; óiidé de Zeppeliris tres toras. í tuviéramos todos dispuestos para embarcar -tos cálidos Íelem jában lhaciá- árrib. a. v, La después de ría salida de Tokio, -y entonces, inmed; atame; tite. temperatura subió; rápidamente cuatro gra- En automóviles y en un tren especial) dos. Para eyi ari; los. posibres efectós. de ¡os señalaba conio posición la; dé; 38 de i ai ítud i Norte, 145 de longitud Este. (C fpyn (jM acudieron al; aeródromo de Kasumigaura rayos la paí- á España. i ¡algunos viajeros y miles de personas que na 5 dése. recogió dentro; derdirigible -aátela éstafción; radiotelégráfica deseaban, despedimos y presenciar la: salida -Habían Vtrakscu: rndo: tres horas desde. d e l dirigible i nuestra, salidá cuando estos hechos suc e- Los. Jñform 2 s: íftétéóroíógíc 0 s- s, b a Con grandes precauciones, jas fuerzas de. dieron. Elvyientq; sacudía fuertemente el. di- i la marinería sacaron: el dirigible del corigible. t- peró iodos- Ios pasajerosshan coa- tivos en Los Ángeles bertizo. se rvado su serenidad, sial interrumpirse ía comida, que precisamente se estaba- sirvien vj A l a s t r e s y cinco de la tarde todo estaba San 1 Francisco 23, 11 noclie. EJ Serví- do env, aquellos momentos. T distiuesto. para la. salida. g o liacbinu. Pero ya- pasó vía ¿oná peligrosa- y hemos ció Meteorológico- norteamericanoMas cpp E n menos de 1 u n a horavquedámos instala al í d o c t o r E c k e n e r que entrado ¡en otra, en la quei vientosf fáyorá- cioties meteprpiSgicás son. desfa voraples r en. idos los. viajeros, acomodados los víveres y bles aceleran nuestra aiaroha. Sin ettibarla correspondencia... á ján ap- Táí i. ciaiiiejite. Se señala M Conde de Zeppelin se. elevó- rapidísi- go, el mar y. el cielo siguen 6.l atosamente ob giros- y l lilamente, entre las aclamaciones eataslástá s por ligeros. rayos y. por las bombas, sas. que. son; arroj. adas. de vz. en, cuarído: des; cutoj- vuelos en, forma de lazo sobre el de la, a e r o n a v e A. ías seis de, la tarde, hora japonesa, voaeródromo. Al -perder de íVÍ ta? el -campo ae Kasumi lábamos; á la altura- de- Táira, iiayégaridb. dés, gaura -cónservámós en la retina la fuerte p. ués. sobre el jmar: abierto. TaÍÉa sé fiáila impresión ¿de millares, de banderas agitándo- -situado- en. la costa Oeste; del Jfapóh -pra vincia de Iwaki. -Joaquín p. Richard se, saludándonos, diciéndonos adiós. -Joá (copyright para. España) Richard copyright para España)