Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Flor blanca. L er. i m n o UJ -pia, t o r i e i: un butn tratado qufc -r J J I t ust de t- ilot, y, sobre todo, i r t ad ruadtó íl ifsu! t ido do ¿a. i- ir jr ¡u ouerd Lbiena bt putdf j x i orientar, porqu es fácil i l dar con r. j bueno y barato: l po- o espacio de que íoong o me ímpidp mucliis veces el poder iiar i- sah largas explicaciones. Con ¡ot 1 a o X conseguiría usted las dos cobas, y, desde luego, yo le puedo garantizar nuc, poniéndose tíii manos de un buen jadiologo, ni se apercibe u ted, ni hay consecuencia mala ninguna. Envíeme una dirección. Nada de eso: mvy bonita y muy clara- -Amargada: Yo no soy partidaria de esofc masajes, porque siempre lie visto que adolecen de eso mismo que uáted teme: en cambio con el eléctrico, no patea eso porque a la vez, aprieta de todos modos no perdería usted nada con escuchar autorizada opinión. Vea lo que le digo a la consultante anterior en lab última ¡ín as, v repítame tu consulta por si yo no recordara, dadas las infinitas cartas que recibo. -Mary Olpa: Únicamente con la electricidad: conozco varios casos en que lo han dado, y sin el menor perjuicio: sin embarco... como no son iguales todas las natuialezat, y yo no tengo elementos de juicio, sería, prudente consultara usted con su médico. Sí tiene usted constancia en mojarlas todas las noches con agua oxigenada dt, 20 volúmenes, seguramente le desaparecerían. La bella durmiente: Untarse aceite de couo y ponerse al sol. No lo creo, pero esa consulta sólo puede contestársela un oculista. Fricciónese todas las mañanas con el Ron Quina ñ o r e s de Campo. KI Humo de Sándalo en el tono azulado le ha de sentar maravillosamente a sus ojos verdes. Madrid: Fiándome de que sea verdad que le sobran algunos kilos, le aconsejo evite en Us comidas todo lo que sea fécula, grasa, guisados, leche, mucho pan, el beber durante las comidas, pasteles, dulces, mantequilla y el merendar por la tardes: en cambio, le conviene el pasear media hora después del almuerzo y por las mañanas hacer alguna gimnasia adecuada ¡Sí que es diflcilillo 1 ¿Y un encendedor de esos tan bonitos? ¿Unos pañuelos de los de moda, bordados por usted? ¿Pluma estilográfica? El beige, el gris y muchís mo el negro para todas las edades. -Una gallega que lo adora: Envíeme una dirección y trataré de complacerla. No es a causa de ia edad ni mucho menos; es una consecuencia lógica de la moda no se descuide y todas las mañanas haga ese ejercicio de gimnasia que es tan conocido, y que, indudablemente, acaba con el estómago y reduce mucho el vientre. -Ana Karenina: No crea usted que es mucha la desproporción: le hacen falta unos ocho kilos, y puesto aue usted tiene apetito, yo creo que observando las mismas horas para las comidas, procurando que éstas sean substanciosas, ricas en féculas, las carnes guisadas, las ostras, los pájaros fritos, la mantequilla, el tomar cerveza (si es que no tien nada en con ra aue se lo prohiba y el reposarlas tendida, pero sin dormirse, será más que suficiente para ganarlos sin tener que apelar a procedimientos máa enérgicos. l na de imeMo: Para las mejillas la finura de tono que da El Arrebol no es comparable mas que con el color natural y lo tiene usted en crema para los cutis grasos, y en pastel para los secos, y su aplicación no puede ser más sencilla. Me es imposible, pero yo creo que en una buena perfumería podrían hacerlo, porque no debe de taaber gran variedad es moda ese color, pero yo declaro que lo encuentro antiestético: la Urtud esté en el término medio Puede usted girar las 5,50 o enviarlas en sellos, y tendré mucho gusto en enviarle un ejemplar. Admiradora de Frivolina: Se trata de Pesí. ídrol ie magnesia en líquido; y, efectivamente, parece quo da resultado para lo que ha. pensado, pero co- no ué por ce, J U G O DE ROSAS Líquido gara los labios. presentación, ett estuche individual S pías. EM BREVE FLOR ALIA pondrá a la venia, una nueva creación para colorear las mejillas rápida v discretamente. Este producto de maquüiage será tan práctico como económico v llevará por nombre COLORETE COMPACTO AL JUGO DE ROSAS Su precio erá de 1,25 ptat. ¡a cajita, con mota. ARREBOL Crema- cartnín ideal para animar el cutís. La máa discreta it ptrmonent 37i t o envase económico, 2,50 ptat. sualidad que yo lo noté, de ahí que no me atreva a dar la receta como segura; gracias a que la d? embozada: ponga usted tantas gotas de una cosa como de la otra (mientras menos, mejor, poraue hay que hacerlo cada vez que se use) y, rápidamente empape un algodoncito y aplíquelo, poniéndose una poquita de vaselina al día siguiente si notara usted irritación. Si a usted le haoe tamben efecto, yo me alegraré mucho, pero tiene que tener constancia. Siendo de 20 volúmenes cualquier marca sirve Jíena desconsolada: Tratará de complacerla, pero le aconsejo varíe un poquito de letra, porque el ahijadito se va a ver negro para entenderla! -Admiraflora ferviente de la simpatiquísima Frivqlina: IY yo agradecidísima a tanta amabilidad! Para desarrollarlo no; para mantenerlo firme, sí; para lo primero quizá le fuera suficiente, dada su. edad, algún ejercicio adecuado quo usted misma podría buscar en un buen tratado de gimnasia por ser muy larga la explicación para dársela yo, y lo mismo digo sobre el otro ejercicio cjue desea. Indudablemente, y hasta puede usted suprimir el jabón a diario a pesar de que siendo su cutis graso no le sienta mal. La grasa (y el aceite es lo más inotensivo) es lo único que estimula el crecimiento, pero procure no bañar más que el exterior del párpado. Desde estas líneas me es imposible decírselo. ¿Ha notado usted que coincida con ello? ¿No será de algún catarrillo a la vista? Jarabe de pico; Es que Kl SudoraJ se recomienda sólito. No hay persona pulcra que lo haya usado una sola vez Que deje ya de ponérselo lo mismo en verano que en invierno. ¡Y hace muy bien su familia! Haga lo del limón unas noches, y otras, pásese el algodoncito a modo de fricción, mojado en el ljicor Hoffman y agua destilada a partes iguales... y no tiene usted necesidad de más. Habiéndose dado Tiente (que no otra cosa es ese producto) sólo el peluquero podría, tratar de complacerla: yo no sé de nada. Enamoradas de tres: Si ustedes creen que esa reserva es excesiva, pueden aflojar un poquitín para que ellos no se asusten; no olviden ustedes que la virtud es enemiga de los extremos. Lo natural es que sea él quien inicie el saludo; sin embargo... hay quien defiende la teoría de que debe de ser ella Están muy bien la una y la otra, y es letra bonita y legible. Contra el brillo, lociones de agua de alumbre; contra la rojez, si es el frío, como usted dice, la causa, lociones de agua bórica antes de salir a la calle. -Una sevillana de ojos grandes: Suele iniciarlo él, pero depende también de un sinfín de circunstancias, aue sólo puede apreciar la interesada. En todos los casos tiene la preferencia siempre la señora, a no ser que se trate de un anciano, o de una chiquilla y un caballero de edad. Completamente igual... Pero, ¿quién cree en semejantes bobadas? No, hija mía; no acepto por ningún estilo la correspondencia particular y el enviar sellos a ese solo objeto es gana de perderlos. To no los admito más que para enviar nombres de ahijados y cuando me piden mis confidencias. ¡Viva el Jago de Rosas! ¡Verdaderamente es triste! Es ese un procedimiento muy generalizado para cazar incautos, y lo peor del caso es que nadie escarmienta en cabeza ajena. Como se trata de una casa extranjera, lo mejor será que se resigne a perder esas pesetillas, pero permítame que la diga que usted obró de ligera, se confió demasiado pronto, v menos mal que en ese otro sólo ha perdido céntimos. Que se venda no; pero quizá pueda orientarla en algo útil. Déme una dirección y quedará complacida. -Celinda: Como no sea con los rayos violeta... con nada. El agua oxigenada lo que hace es decolorar, y, por lo tanto, el disimulo es más fácil. Existen mil fórmulas que auxilian a la naturaleza. Indiscutiblemente la Crema Flores del Campo: póngasela usted por las noches y extiéndasela bien, dándose un ligero masaje con las yemas de loa dedos, para que penetre en los poros; por las mañanas, después del natural aseo, lociónese con alcohol alcanforado. No hay más que el régimen de cernidas aue usted habrá oído mil veces. una morenita: Envíeme cualquier dirección y, si se me presenta ocasión, la complaceré con caucho gusto. FRIVOLESA.