Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
libro, que concluye en 1595, aparecen, en los folios 72, año 1578, y ID ano i Ss, En las Páginas Hispanoamericanas co- apellidos Valdivia, y más tarde, en 1596, rrespodientes al día 23 de Marzo último im- aparece un Pedro Gutiérrez de Valdivia, Embajada española poníamos a nuestros lectores del simpático contador de la Mesa Maestral, según se lee Cuando; se publiquen estas cuartillas habrá pugilato entablado entre dos pueblos de la en la partida bautismal de su hijo Juan. En presentado ya el actual ministro de España provincia de Badajoz, que se disputan el los siglos xvii y. XVIII son ya más comunes en Chile las cartas credenciales que le acre- honor de haber sido cuna del famoso con- los apellidos Valdivia. ditan: ante el Gobierno de la Moneda como quistador de Chile, Pedro de Valdivia, ofreComo se ve, desde el nacimiento de don embajador de España. Ha querido, al fin, el ciendo que ampliaríamos más aquella in- Pedro de Valdivia, ¿año de 1500? hasta la Gobierno español elevar la jerarquía de formación en el momento oportuno. aparición en Villanueya de los primeros nuestra: representación diplomática en este Posteriormente, El Bachiller Alcañices Valdivia, transcurren setenta y ocho, años, país. Cumple consignar el aplauso- por ello. recogía en su crónica los comentarios susci- por lo que resulta muy aventurado el afir. Hace mucho tiempo que yo lo había solí- tados. alrededor de este tema en la Prensa mar que allí nació el distinguido capitán de citado desde esta sección de A B C. En su chilena y aportaba datos de interés. quien nos ocupamos. El sacerdote Mena crea oportunidad expuse las razones en que me Parece ser que hace unos días, en Villa- que no pudo nacer en Villanueva de la Seapoyaba para pedirlo. Esas razones han he- nueva de la Serena, se ha inaugurado, sin rena, apelativo éste de Serena que llevan cho, desde, entonces, su camino hasta pro- que nosotros hayamos advertido que se le muchos pueblos de la comarca, y que pudo ducir el acontecimiento. proporcionara solemnidad alguna, la estatua dar lugar a confusiones, y estima que. tal España llega donde debió llegar antes que que acordó erigir al. bravo soldado español, vez el error de los historiadores que afiroteas potencias europeas le ganasen la de- y en cuyo monumento aparece. una leyenda maron que Valdivia nació en Villanueva. títiitera. Para que España no se retrasara que hace constar que dicho pueblo lo con- esté en que ese pueblo es el de más vecinda escribí yo, cuando era la ocasión, lo que sidera hijo del mismo y dando la fecha j rio pero ignoraban que en el. siglo xv se denominaba Aldeanueva de la Serena, de figura; en la colección de A B G. l j del año 1500 como el dé su nacimiento. Va a representarnos muy dignamente, 1 El sacerdote D. Vipénte Mena, alma de la Lares y de Magacela, no tomando el nomc. amo: cumple a nuestra significación histó- campaña a favor de Castúera, pueblo en el bre de Villanueva de la Serena hasta el rica, -política y diplomática, una personalidad que considera que es donde nació Valdivia, año ióoo, según consta en la obra Extreque tiene- en su haber títulos que le hacían y que, para demostrarlo con las mayores madura, del cronista extremeño Sr. Díaz. acreedor, al ascenso én su carrera. pruebas y los más claros indicios- -aunque Pérez, año 1887. Archivo de Campanario, pueblo; al que E j S r Méndez de Vigo, en efecto, es la hasta ahora no halló la prueba definitiva, expresión más exacta de lo que constituye que sería la partida dé bautismo del con- posteriormente también se señala conio proel pensamiento de nuestro Gobierno en las quistador, por nadie encontrada- prepara bable cuna de Valdivia: Comienza el pri orientaciones que alimentan la acción exte- la. publicación de un; libro, y aludido con ñier libro de. bautismos en i 514, y termina rior dé nuestra. Patria en el Nuevo Mundo, elogio por; nosotros, conocedores de sus pa- el 1544, apareciendo el apellido Valdivia 1 cientes trabajos de investigación, y. también desde el primer momento y perdurando hasque ella descubrió. El; insigne diplomático se distingue por por El Bachiller Alcañices, últimamente, ta el año 1554o. Ahora bien, el sacerdote sesu incansable actividad, por su espíritu brio- nos envía unas cuartillas con datos que con- ñor Mena afirma que está en condiciones de so, por su plena voluntad de servir los in- sideramos de mucha importancia, y. que nos asegurar que la cuna y origen de la familia tereses- de los connacionales decididamente, ofrece cómo un avance del contenido do- de Valdivia no era Campanario, como asegura el historiador chileno Sr. Toribio Meprobando con realidades que sus palabras no cumentar de su libro en proyecto. aon una vana fórmula. El Sr. Mena reconoce que existe gran dina, y sí Castúera, según consta en una líe aquí lo jue necesitan, fuera de la. tie- disparidad entre los historiadores al tratar ejecutoria de hidalguía- que obtuvo un Dierra nativa, quienes comen en parajes remo- de la naturaleza del conquistador extremeño, go de Valdivia en I. S 37, en la que se lee disparidad tanto. más acentuada cuanto: que j que todos los Valdivia proceden de Pedro tos el amargo pan de la emigración. El nuevo embajador tiene ante sus ojos los datos hasta, poco ha conocidos eran con- I Gutiérrez de Valdivia, abuejlo, -In duda, del un vasto programa que desarrollar. Hoy se fusos y no zanjaban de plano la cuestión, i conquistador, el que desde Castúera, y sien: fundan las mejores relaciones de los pueblos Para que se conozcan los. fundamentos- en do muy viejo, se trasladó a Campanario, eii la vulgaridad del toma y daca, substan- que apoyan. sus pretensiones los pueblos que donde murió en casa de su hijo, Diego Gu 1 cia de. los Tratados de comercio, y si hemos recaban para sí la gloria de ser cuna, de tiérrez de Valdivia. Tanto el padre de éste ié ajustar nuestros actos a esa moral, que! Valdivia, he aquí el resumen de lo hallado como el Diego que litiga la ejecutoria en. ha repletado las cajas de caudales de las ¡por el culto sacerdote en los archivos, dan- 537 s n de. Castúera, y nieto este último del primero citado. naciones poderosas, ya que ambicionamos do lugar, preferente a los parroquiales: ser considerados sus pares, la nueva situa- Archivo de Villanueya de la Serena: CoLa creencia del Sr. Medina de que Valmienza el primer libro de bautismos en el divia nació en Campanario, y que. doña ción creada favorecerá el propósito. Nuestra fe en el hombre despierto y pa- año- 1518 v termina en 1672. Este libro, re- María Ortiz de Gaete, mujer legítima de el cura propio triota que va a tener a su cargo tan altas gistrado minuciosamente por ningún, apelli- I Valdivia, era natural de Castúera y de tío; contiene y trascendentales funciones, es absoluta. de Campanario, en: los padres. de los bau- que a Valdivia, por tener en ésta su casa, se do Valdivia Pero es menester que cuente con el apoyó tizados ni enni Padrinos. En el: segundo le supiese oriundo de Castúera es inadmi. los sible, porque doña María Ortiz de Gaete, de- Madrid. Es ahí, en el sitio donde se dan en su testamento, fechado en Santiago, el 15 los rumbos y se define la conducta a seguir, de Diciembre de 1589, dice ser natural d e de donde han de surgir las iniciativas. la villa de Zalamea, en los reinos de EsAquí el terreno está bien preparado. Eí paña, hija legítima de Francisco Ortiz y atíibiente se considera. propicio. Chile desea de Leonor González, etc. En cuanto al tener la seguridad de la colocación de votestimonio de luán Pinel, y después de relúmenes crecientes de sus productos de exvolver el archivo de Zalamea, el Sr. Mena portación, así como nosotros apetecemos que dice que no tiene la menor importancia, y nuestros artículos reciban la solicitud tamque tampoco está corroborado, en parte, bién creciente de consumidores fijos. Hay, en el testamento de la mujer de Valdivia, por eso, campo donde actuar brillantemente, a- no ser que haya otro diferente al de 1589 llegando a una inteligencia perfecta. antes mencionado. La mujer de Valdivia es Espiritualmente se ha anticipado ya el de Zalamea, pero no su marido. Sr. Méndez de Vigo a fomentar el inter llegamos al archivo de Castúera: El Y cambio de los frutos mentales. Vendrán a primer libro de este archivo, con evidentes Chile ios hombres eminentes que hagan su señales de mutilación, comienza en el año excursión a la Argentina. Hace poco tuvi 1513 y termina en 1535. En 1516 aparece un ro os a Diez Cañedo. que dejó muy gratos Valdivia, Pedro, como padrino, y en años recuerdos. Tuvimos a Oiariaga, que fue essucesivos se repite el apellido, y como, cosa cuchado con atención. En otro orden de macuriosa figura como madrina, en algunas parnifestaciones, se espera una segunda visita tidas, la mujer de Valdivia y como pacié Martínez Sierra, y una primera de esos drino, Valdivia solamente, debiendo tener incomparables hermanos Alvarez Quintero, presente que este libro es muv poco expreqne gozan por estas lejanías eje. una popusivo en la redacción de partidas. laridad asombrosa. Tan asombrosa como merecida. Todo, pues, coopera al mayor éxito El sacerdote D. Vicente Mena se refiere de nuestro embajador. Todo permite creer a los historiadores. que hablan de Castuécjtie el porvenir será un bello paisaje, alum ra como cuna de Vafdivia. y en cuyos. de. por haces de luz solar. talles no podemos; detenernos. pero nos manifiesta que pbja en: sy d r uiia nota que EL BACHILLER ALCAÑICES. merece toda Tá iá tehcióií, Jy íqiis le ha. sido Valparaíso, Mayo, 1928. EL CONQUISTADOR D. PEDRO. DE VALDIVIA suministrada por D. Diego de Valdivia y úo ABC EN CHILE LA C U N A DE VALDIVIA