Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
EXE LA YILLA Y; GORTJ 3 RMACIONES Y. NOTICIAS DE MADRI D Madrid al día. El encanto de la Rosaleda. En honor del Sr. Láinez. Eí nuevo local del Colegio de Procuradores; Fallecimiento del señor Bécker. Homenaje al Sr. Sáenz. Muerte del Dr. Qsneros. Lecturas y conferencias. Noticias, reuniones y sociedades. Madrid al DíaFresco el domingo, y si se le llama frío no, lia- brá quien proteste la calificación, no impidió que el pueblo se. divirtiese efusiva y clominica. lmerite. La- deportiva, en las carreras de caballos, que resultaron muy animadas; y en el partido de balón de bilbaínos del Arenas y madrileños del Atlético, con fácil triunfo de los del Nervión. La taurófila; con una buena corrida en la plaza metropolitana, otra regular en la sufragánea de CarabancheJ y una novillada mediañeja en la de Tetuán. Hubo mitin de vecinos, porque el decreto sobre alquileres está para expirar, y los inquilinos, que solicitan su prórroga, andan soliviantados, con rumores de que si habrá prórroga; pero, pero con nuevos peros. El lunes amaneció también refrescante, y despertó al Madrid de los barrios bajos con el incendio de un almacén de maderas. Regresó de Córdoba el general presidente del Directorio, que, por la noche, salió para Barcelona acompañando a los Reyes. Se celebró el anunciado homenaje al docf tor Sáenz. No han sido muy graves los atropellos y accidentes de ambas jornadas, esta es la (verdad. En cambio, los hurtos, robos y raterías han dado mucho que hacer a policías y curiales. Fue muy sentida la muerte del ilustre doctor D. Juan Cisneros. Se desvaneció la última cabalgata de isidros. No hubo nuevos estrenos en los teatros. La noche, animada allí donde, además de un poco de fiesta, había otro poco de calefacción, aunque fuese natural; porque Mayo, florido y hermoso, es esta vez irascible e implacable con Madrid. -Aemecé, En honor del Sr. Lainez Ayer tarde, a las siete, honró con su visita el domicilio de la Asociación de la Prensa el periodista argentino, director de El Diario Español, de Buenos Aires, señor Láine? que estos días, como ya hemos dicho, es nuestro, huésped en Madrid. La ilimensa mayoría de los periodistas no tenían noticia de que esta visita se iba a efectuar, y por ello se vieron privados del gusto- de saludar al ilustre compañero. Le recibió la Juntad directiva- -excepto el Sr. Francos Rodríguez, por su estado ae salud- y el Sr. Blanco hizo la presentación del Sr. Láinez, encareciendo su figura periodística y. la importancia de su labor en aquel periódico tan. amigo de España. El ex ministro Sr. Argente habló para desear que los lazos entre España y la Argentina sean algo más. prácticos que líricos, y rogó al Sr. Láinez que, con los demás directores de lá; Prensa argentina, procuren hacer ambiente en tal sentido, para que se robustezca- la relación mercantil. El Srf Láinez leyó unas cuartillas. que gustosamente insertaríamos íntegras, a no ser por el agobio del espacio. Hizo constar que El Diario Español es verbo de España en Sud- América, y refirió cómo: fue fundado (primero como una hoja semanal) aquel gran periódico, que es hoy uno dé los más prestigiosos e importantes de la América latina. Y. dedicó frases de amabilísimo elogio a los periódicos españoles, -dedicando también palabras de admiración a; nuestra, literatura- y un voto de felicidad a nuestra Patria, y a D. Alfonso. XIII. Después se sirvió un lunch. Don Tirso Escudero dio anoche, en Lhardy, una comida en honor del ilustre periodista argentino. Con el anfitrión y el homenajeado sentáronse a la mesa- los señores marqués de Fontalba, Benavente, Arniches, Muñoz- Seca, Paso y Luca de Tena (J. I. La cena transcurrió en agradable charla, y, con la mayor cordialidad. El presidente deLTribunal Supremo, señor- Tomos, desc- er? ió- lá cortina que cubría la. artística dedicatoria, y a continuación habló, para explicar y justificar el acto, el procurador Sr. Monsalve. Habló después el decano, D. Francisco Antonio Alberca, quien enumeró elocuentemente los méritos dd Sr. Soto y sus trabajos y sacrificios en pro de! a clase á que perteneció durante toda su vida, y acto continuo, el decano del ilustre Colegio de Abogados, J) Juan de la Cierva, pronunció un discurso para enaltecer la memoria del hombre honrado, trabajador y justo, cuyo nombre quieren sus compañeros tener, siempre presente como modelo a quién imitar y estímulo en el cumplimiento de sus deberes. Habló el Sr. La Cierva de la importancia de la labor que los procuradores realizan, no ya cerca del cliente, sino en la administración de la justicia, y exhortó a mantenerse unidos y estrechar los lazos del compañerismo a. cuantos ejercen la Procura. Dio las gracias, en nombre de la familia del Sr. Soto, un sobrino de éste, y, por último hablaron los Sres. Pérez Rojo, del Colegio de Sevilla, decano del Colegio de Procuradores. de Valladolid, el Sr. Bendioho, en representación del de Barcelona, y, el Sr... Turón, éste para significar su gratitud por la placa que le dedican todos los Colegios de España, en agradecimiento porj sus trabajos durante la última Asamblea. Terminado el acto, se celebró un banquete en el hotel Ritz, al que asistieron casi todos los- procuradores de Madrid, y los Sres. La Cierva, Alonso Castrillo, decano y secretario del Colegio de Abogados, respectivamente; el presidente de la Sala tercera del Supremo, Sr. Marín de la Barcena; el teniente fiscal del Supremo, el señor Escosura, él presidente de la Audiencia, Sr. Santiusfe; el juez del distrito de Buenavista, decano de los de Madrid, Sí. Díaz Cañábate; el decano del Colegio Wotarial, el secretario de Gobierno de la Audienciay los secretarios Sres. Espinosa y: Molina Candelero y los abogados Sres. Sánchez Baylón- -letrado asesor del Colegio de Procuradores- -y Tercero (D. Manuel) A la fiesta religiosa asistieron el general Vallespinosa, el inspector general de Prisiones, subsecretario interino D. Fernando Cadalso y otras muchas distinguidas personas. Fallecimiento de D. Jerónimo Bécker Ayer tarde falleció en Madrid el ilustre escritor D. Jerónimo Bécfcer y González. El sábado, hallándose en la Presidencia, sufrió- un ataque de parálisis; trasladado a su domicilio, en la Academia de la Historia, Entre los más bellos lugares de Madrid de la que era bibliotecario, se acentuó la tenemos ese rincón de nuestro magnífico gravedad. El diagnóstico médico fue franParque del Retiro, llamado la Rosaleda. camente pesimista, y, por desgracia, se ha En estos días primaverales la policromía, cumplido. Ja gracia y la fragancia se nos muestran El Sr. Bécker- -que había nacido en espléndidas en esa maravilla del arte de 1857, en Salamanca- apenas terminados la jardinería, en que es maestro el jardinero mayor del Ayuntamiento D. Cecilio El Colegio de Procuradores de esta corte sus- estudios universitarios, se consagró al ¡Rodríguez. Muy pocas ciudades del- mundo, celebró ayer el traslado de sus locales al periodismo, en cuyas filas se destacó bien por su pueden mostrar paraje donde el ciudadano nuevo edificio de la Audiencia con una misa pronto cultura. ecuanimidad, y, sobre todo, encuentre regalo tan grato a su- alma. solemne en honor de sa Patrona, Nuestra por su Escribió en El Globo, cuando este perióToda la infinita, gama de la rosa se abrió Señora de la Asunción, en la parroquia de dico era de Castelar; pero la tendencia del ¡lozana al conjuro de los cuidados inteli- Santa Bárbara. Predicó el orador sagrado y profesor de Sr. laBécker en política estaba mucho más gentes de quien en pocos años hizo del a deredha. Dirigió luego La Regencia y Retiro y del Parque del Oeste, por no ci- la Real Academia de Jurisprudencia don El Clamor; figuró en el periódico de Cánotar todas sus obras; frondosos vergeles que Diego Tortosa, quien, como siempre, delei- vas, El Nacional, y, por último, figuró muno son superados en ninguna capital ex tó a sus- oyentes con las galas de su elo- chos anos- -hasta hace pocos- -en la. redaccuente verbo. tranjera. ción de La Época, de la que fue redactorTerminada la fiesta, religiosa, a la que jefe. Pero su laboriosidad y aplicación aún Madrid, que hace justicia a los hambres que se preocupan y trabajan por su em- asistió numerosísimo, público, trasladáronse le prestaban margen para trabajos de más bellecimiento, sabe a quién debe gratitud los procuradores a uno de ios salones que solidez, y desde su puesto del Cuerpo de Aren lá planta, baja s e les han destinado, y chiveros dedicó muchas vigilias a la invespor una labor que culmina en ese rincón lleno de poesía, llamándole Rosaleda. Nos- en el cual, vienen actuando hace poco tierii- tigación histórica. otros estamos seguros cíe interpretar el po, para proceder al descubrimiento de- la De ella han sido fruto numerosas obras: sentir del pueblo madrileño felicitando al lapida que el Colegio dedica al que fijé su- La tradición política- española, Bodas. reales decano, D, Luis. -Soto jardinero, mayor. en España, Historia de. MwBte. cos, España El Encanto de la Rosaleda El Ntcevo Local del Colegio de Procuradores