Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
WA- DR 1 D DIA 13 DE AGOSTO DE 1919. NUMERO SUELTO 5 CENTS. Ig g tf FUNDADO EN EL AÑO 1905 POR D. TORCÜATO LUCA DE TENA A BC DjARlO ILUSTRA. DO. AÑO DECIMOQUINTO. N. 5 J 59 g, 5 CENTS. EL BANQUETE I E LOS TRADICIONALISTAS EN ARCHANDA EL SR. VÁZQUEZ DE MELLA (x) CON LOS CONCURRENTES AL BANQUETE EN QUE PRONUNCIO ÜN ELOCUENTE DISCURSO. (FOTO ESPIGÓ) LA CUESTIÓN CATALANA DESDE EL P U N TO DE VI ST A ESPAÑOL Con este título acaba de publicar un inferesante libro él ilustre escritor Salvador Cañáis. Es un estudio serio, objetivo, do mentado, imparcial, del origen, evolución y estado presante del catalanismo como fi- rganización política y como fuerza sentimental. Es de notar, ante todo, ¡en la obra de Cana s una predisposición simpática hacia d regionalismo, que se traduce principalmente en su coincidencia con el- pensamiento éú Sr. Maura, y en los elogios que le dedica con motivo de su proyecto de régi sen local; pero que alcanza un grad! o de serenidad y de altruismo casi heroico cuando relatando los episodios de la campaña e ieetoral de 1907 y, el empuje formidable áe Solidaridad catalana, de cuyo apasionado encono contra los candidatos monárquicos fuá Cañáis una de. las primaras victimas, escri 1 lo siguiente: Esto de ahora, muy hermoso. Si cuando en algún pueblo roe gritaban, vueltos de espaldas los hombres, cara a cara las mujeres y los niños, ¡Visca Catalunya! ¡Mari Cañáis! me daban ganas de mezc 1 arme con ellos y gritar lo mismo, olvidado de mí y de mi política y de los míos... ¡Era 1 fuego que prendía en las mieses e invadía el bosque, y ganaba la montaña, v trepaba a la altura para alumbrarlo todo con el resplandor siniestro de hoguera justiciera en que se consumiera hasta el recuerdo de cuatro siglos de errores y de crímenes... Aun sin esta inclinación favorable al catalanismo, sería el libro de Cañáis merecedor de la gratitud del público de Cataluna, pues aun euando la conclusión que el lector saca no puede ser muy favorable a la Lliga Regionalista, hay en esta, obra una escogida y escrupulosa información, en la que la sobriedad del comentario realza la importancia objetiva, de los datos, de los hechos, de los documentos, copiados ooji esmerada escrupulosidad y presentados con la técnica severa del historiador y con el arte v atractivo del periodista (400, más XVI páginas de texto jugoso y de brillante prosa) La mavor prueba de amor que, puede darse a una cosa es estudiarla. En nuestra lengua clásica, aficionarse a una persona y amarla son sinónimos, y aficionados llamamos también a los amateur s da los franceses. Quien ha cultivado como Cañáis el estudio de los problemas de Cataluña no necesita más título para justificar su amor a ella. Lo que hay es que la pasión política suele ver las cosas de otro modo, y prefiere la adhesión rutinaria de tantas gentes ociosas, que por no estudiar los problemas dicen amén a todas las soluciones, a la crítica imparcial, que no le presta a aceptar ningún género de infalibilidades v somete a revisión, a compulsa, a expurgo y análisis todas las ideas y todos los hechos pues si al agitador y- al propagandista les basta con herir los sentimientos y soliviantar las pasiones, e gobernante ha de obrar con juicio, con s erenidad y con reflexión, para no comprometer a su país con reformas impremeditadas o con. -soluciones prematuras. El libro de Cañáis recuerda (pág. 314) una frase muy significativa pronunciada por Ildefonso Suñol (que siendo mucho más cata anista que Cambó, despertó fn Madrid mayores simpatías) al discutirse el proyecto del Sr. Maura. Este proyecto- -decía aquel grande y m v