Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. SÁBADO ¡4 DE DIC 1 EMERE DE 191 EDICIÓN 1. PAG. 6. El lugar adecuado para tratar de estas Iá salvación en la Providencia; sin esfuerzo! Vital Aza fue el ídolo de Lara. Durante i años y. años, el cartel de la bombonera de enfermedades es el Círculo de la Unión 1 alguno personal. D. CándiSo se mantuvo casi- exclusivamen- Mercantil, pues aquí se hallan representa Cuando yo hablo del optimismo, me r e te con obras suyas. Fueron los años de los das todas las regiones, y es, además, la fiero al que supone la confianza en el propio grandes llenos, de los éxitos formidables, genuina representación de la clase media, esfuerzo. Cánovas hizo un tremendo d a ñ a de cartel halagador de no hay billetes que significa el común senti de esa socie- á España con su pesimismo, que determino El padrón municipal, El sombrero de copa, dad española. aquella política de aislamiento que nos llevé Robo en despoblado, La rebotica, El osa Los pueblos pueden encontrarse en dos de 1 a mano á la guerra del 98. muerto, Zaragüeta, La praviana, El sueño En nuestra- vida social se nota una grari momentos: uño de iniciación y otro de dorado, Las codornices fueron triunfos es- prosecución de sus aspiraciones. disparidad entre la accipn política y J a truendosos. Difícilmente se encontrará en Ocurre á los pueblos lo mismo que acción privada. Desconfía aquélla de ésta tre- todos los autores españoles otro cuyas y ésta recela á su vez de aquélla. Ho es, obras se hayan representado más veces, en acontece á los turistas, que cuando van por pues, de extrañar que en este ambiesíe de más teatros y por más compañías. No hay caminos conocidos se entregan al chauf- desconfianza se ahogue toda iniciativa Sion- ti villorrio en España ni una población feur; pero hay un momento en el recorri- rada. en toda la América latina donde él nombre do en que es. preciso elegir ruta, y- enton- Ved el caso de un juez español, por, tes el chauffeur deja el volante, y guían de Vital Aza no sea popular. ejemplo, que sabe positivamente que su sen... La enumeración total dé la labor fecun- los viajeros. tencia, aun siendo justa, ha de ser acogida dísima, de Vital Aza sería, interminable, De igual modo hay momentos en que con ese sentimiento de desconfianza que lo a, démás de imposible de retener en la me- eí gobernante marcha y; abedéce el pueblo; domina todo. Ved también el caso- de núes- moria. No hay más remedio, sin embargo, pero otras veces éste escoge el camino, y que recordar San Sebastián, mártir, El Rey al gobernante ¿to- le queda más Tecurso que tro Ejército, y comparadlo con la confianza omnímoda que en el suyo depositan el iaque rabió, La marquesita, Villa Tula, Su acatar la voluntad de la nación. dadano francés ó el alemán. Excelencia, Venta de Bañosr Lasaia de ar Hay factores de- concentración, de intea Hay varias formas de pesimismo: Una mas, El afinador. Sus últimas obras fueron sificación de vida política, y á la vez síntoCiencias exactas y Francfort. Después de- mas que pueden ser de disgregación y de es la de los revolucionarios, que no estimas posible un mejoramiento social sino peí, leste juguete, estrenado con. gran éxito en destrucción si los Estados no los tienen medio de la revolución. Otra es la de los Lara, Vital Aza se retiró de la escena, en. ¡e n u e n t a -retraídos, y consiste n una modalidad éú parte obligado por el quebrantamiento de Uno jsu salud, en parte convencido tal vez de vemos áde ellos es el factor étnico, y asi egoísmo, que merece nuestra más acerba Inglaterra conceder el Homme condenación; y, por último, tra forma áel nue su género había pasado ya. r Como poeta festivo, además de las innu- rule á Irlanda, y la oímos hablar de la po- pesimismo es la de los anarquistas, quiesibilidad de conceder á Escocia autonomía, nes desconfiando del presente y del futuro merables composiciones desperdigadas en en consideración á ese elemento étnico. sólo albergan odio en su, corazón. los periódicos, publicó algunos libros Todo Otro factor es l a constitución, organi Contra todas estas formas del pesimisais ert, broma, Básatelas, Ni fñ ni fit, Pamplinas y Phtíarquillo, uña colección de bio- zación y actuación de los grandes Esta- hay que luchar, marchando á su encuentro dos, y otro, la acción del proletariado. To- en una actuación fecunda. grafías festivas de personajes célebres. dos estos factores coinciden y determinan A, vosotros, comerciantes, que alguna Personalmente, Vitaí Aza era un hom- un cambio completo en la organización y vez os llamáis- clase neutra, os digo que estructura de los pueblos. ber afabilísimo, correcto, muy culto, exdebéis rechazar tal calificativo, consMe- En estos momentos de crisis tmiversal, traordinariamente simpático. -La noticia de rándolo como el mayor y más sangriento; ¿cuál- es la situación de España? su muerte ha de producir eri Madrid Un de los ultrajes. Porque a an país como el J sentimiento muy general y muy grande de La situación de España, á mi juicio, es nuestro, tan necesitado de- actividad, ser, diferente según el punto de vista desde sincero dolor. clase neutra equivale á ser soldado de la donde se la considere, y así se ve el diverEsta tarde, á las tres, tendrá lugar la reserva en un pueblo que; precisa, que to conducción del cadáver, desde Ja casa mor- so concepto qué merece á los extranjeros dos sus- soldados estén en filas. y á los españoles. tuoria, Libertad, 23, á la estación del Nor Y ahora, para terminar, me. permite, Para los primeros, todo es optimismo, te, para ser trasladado á Mieres. recomendaros que si algún día os sentíg, y, en cambio, para los segundos, todo es pe- optimistas no lo xicultéis, no lo calléis, sino simism. o. que, por el. centrarip, lo: pregonéis. Gritad: LA PEREZA Y EE PESIMISMO Ven los primeros objetivamente, -y eri vuestro optimismo- y vaéstrá- íé para- que ¡nosotros encuentran elementos indicadores de este modo, al oir la. masa nuestros gri de gran prosperidad inmediata. Ven que tos, crea que somos los más, y venga sulauestra agricultura, nuestra industria y gestionada y llena de- entusiasmo á aumennuestro comercio van adquiriendo un des- tar las filas en un movimiento salvador, arrollo cada vez. mayor; estudian al cotiAnoche, á las diez, como estaba anunzación de nuestros valores, y ven que núes- (Grandes aplausos. A las once y media terminó el Sr. Cante fcíado, dio el Sr. Cambó una conferencia en tros fondos del Estado son los únicos d- e b ó su disertación, por la que recibió entu- 3 el Círculo de la Unión Mercantil, desarroEuropa que no han bajado en este movisiastas felicitaciones. llando el tema La pereza y el pesimismo miento de descenso, producido légicameníe pn relación con la política española por la emigración á América de los granLa concurrencia, numerosísima, saludó LÍBEOS Y EEVISTAS. des capitales. con una cariñosa ovación al Sr. Cambó, Ven que España tiene un Rey activo, ingüe fue presentado por el Sr. Zurano. teligente, con fe en su país, y, naturalmenC menzó el conferenciante hablando de te pensando, dicen: Un pueblo que reúne jsu significación en la política regionalistá EL APÓSTOL SOCIAL todas estas circunstancias, ¿cómo no ha de de Cataluña, y manifestó que al encargarle lograr una inmediata grandeza? El culto secretario de la Liga Nacional el Círculo de la Unión- Mercantil la confede Defensa del Clero, D. Federico Santa- i, evidente, los ojos rencia, dudó si debía desarrollar un tema de Es españoles no obstantej que á porvenir maría, ha reunido en este volumen todosr los no se presenta el político ú otro cualqtiiera. los detalles ejemplares y educadores de Iaf Qué somos los- Esto- -dijo el orador- -fue á raíz del vil tan halagüeño. ¡pocos pocos así somos, optimistas! Y los que nos vida de un gran apóstol, de quien su bió- s asesinato del Sr. Canalejas, y en aquellos preguntamos al ver el pesimismo que nos grafo dice que es un santo del sigl xx ¿momentos de depresión leí en A B C un circunda si nuestro optimismo no será un del celosísimo coadjutor D. Jssé María brillante artículo del- excelente periodista producto Roguero, que vivió en Chamberí haciendo Santos Oliver, titulado El acto del Rey damento. de visiones desprovistas de funel bien de sus feligreses, y murió en olar de -que era un grito de fe, en el que el articusantidad, llorado per caantos le conocieron lista enlazaba el pesimisms ambiente con la E s e pesimismo q u e n o s a g o b i a n o e s o b- y se edificaron con sus palabras y su? característica de fe que nuestro Monarca jetivo, sino subjetivo, y nace de que los es- obras. pone en todos sus actés, especialmente en pañoles no tienen fe en la patria, porque Documentado seatid es aquella ocasión, asistiendo al entierro de su ni siquiera la tienen en sí mismos. ¿Cuál de Sr. Santamaría, yque ofrece el trabajo de) hondas cnseí las des tendencias es la que tiene razón? primer ministro. fianzas. Dijo el insigne Cánovas del Castillo ea Aquel artículo predicaba el ptimismo REGENERACÍONA bomo salvación de España, y fue el que me un discurso que prenunció el año 71 que Es una nevelita, unos frezos de Ja vida era preciso considerar el optimismo como idió la norma- de esta conferencia. La pereza y el pesimismo no s ki dos un- peligra y el pesimismo como una pru- árabe, dialogadas con. flúHéz y donasara, enfermedades localizadas en ésta ó aquélla dente cautela; pero- es que la Idea que aquel que colsica á sos autores entre los literatos región de España, sino que constituyen el estadista tenía del optimismo era el equi- dignos de ser leídas. Befe y Maximiliano Raída, h 3 a, scrlta ¿iJfaílaBbra vocado. 4 l J Í ambiente, de toda la sociedad gsgañoía. CONFERENCIA DEL -SR. CAMBO BIBLIOGRAFÍA