Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A: B. eúJU NES 3. DE O C T U B R E D E 1910. -EDICIÓN. i- J PAG: S. FIESTA DE ANOCHE Fue mi c ntccimiento la, inauguración, del Hotel Ritz, cuya instalación responde á una apremiante necesidad para evitar él retraimiento de tomistas notado en Madrid y producir los consiguientes beneficios que ía. mayor anuencia de forasteros lia de reportar, no; sólo á Madrid, sino al país en general. Comprendiéndolo así y considerando el asunto de importancia y hasta como obra de patriotismo, se formó en Madrid la Sociedad Hotel Ritz, cuyo objeto es dotar las principales capitales de España de buenos hoteles sistema Ritz. Aunque, en realidad, el acto de la inauguración se celebró por la noche, antc de hablar de ella debemos dar cuenta á nuestros lectores de la visita regia, verificada por ía tarde. El Consejo de administración había invitado á la familia Real al acto de la inau. guración, y con objeto de que pudiera examinar mejor el hotel se indicó las cinco y media de la tarde. Efectivamente, á esa hora llegaban al hotel los Reyes, Reina madre é Infantes, siendo recibidos por el presidente del Consejo y ios ministros Sres. Merino, García Prieto, Calbetón y Burell, estos dete últimos con sus señoras; gobernador civil, Sr. Méndez Alanis, los señores del Consejo de administración en pleno y marqués de Comillas, con sus señoras. Pasaron al comedor ías Reales personas, tomando el té con que fueron obsequiadas, que, por su exquisitez, mereció sus plácemes, y continuación recorrieron todas las á habitaciones, salones, dormitorios, cocinas, Etcétera, etc. y en todas ellas, tanto la fanilia Real como los ministros y demás personalidades que íes acompañaban, admira ron el lujo y confort derrochados y. celeDraron grandemente todos los servicios, ha; iendo de ellos grandes alabanzas. Mientras duró la visita, la orquesta de tzig- anes, que ejecutó la Marcha: Real y la 3 e Infantes á la entrada y salida de las reales personas, estuvo tocando preciosas composiciones, teniendo su director, el insigne Boldi, la satisfacción de oir de las augustas personas palabras de felicitación. El nuevo Hotel, situado en uno de os mejores y más céntricos sitios, en el aseo del Prado (Plaza ds Cánovas) con fachadas á la plaza da la Lealtad y calle Je Felipe IV, ocupa 30.000 pies cuadraJos, sin contar el jardín, arrsxdado al Ayua amiento, y miden sus fachadas 130 metros irreales. Resulta un hermoso edificio, y su ¡mplazamiento es el más adecuado por la sroximidad á la Bolsa, Bando de España, Congreso de los Diputados, casa de Correos, Real Academia Española, Museo de Reproducciones, Retiro y Museo del Praio. Los planos son de M. Charles Me- wes, arquitecto francés, considerado como verdadero especialista en materia de hoteles f autor de los Hoteles Ritz de París y Londres, este último, alojamiento ds Su Majestad el Rey D. Alfonso XIII en mui o s de sus viajes á aquella capital. Los trabajos se han llevado á cabo bajo ía dirección del notable arquitecto español D. Luis de Landecho, eficazmente secuniado por su compañero D. Lorenzo Gallego. El edificio es de piedra, ladrillo y acero, f han ejectóado la obra los contratistas de ídací ¿d D. Tomás Torres, albañiíería, paFimdSjkgs hidráulicos y revocos: la Sociedad jmeño y Compañía, intradós metálicos; ios Sres. Arroyo y Gallego, carpin cria de taller. Les Sres. Rodríguez é Hi- jo- han sido- los. encargados de toda la obra ele pintura, y D. Pedro Estanuy, d- e la decoración escultórica. Consta el Hotel de nueve pisos: uno subterráneo, otro semisubterráneo, planta baja y seis superiores, y en cuantos tuvimos el gusto de visitarle anoche produjo la mejor impresión el cuidado y prolijidad con que están provistos y atendidos todos los detalles y exigencias de la vida en un hotel de primer, orden. La entrada principal, situada en la plaza de la Lealtad, tiene tres grandes puertas que, por un pórtico de carruajes, dan acr ceso al hall, severamente decorado y alumbrado. En el mismo hall hay elegantes instalaciones para venta de flores, fotografías y periódicos. A la derecha se encuentran los salones de descanso, y el comedor, que es una de las salas más hermosas y suntuosas del nuevo Hotel. Ocupa casi todo el frente de la fachada de la plaza de Cánovas, con una amplitud y altura de techos extraordinarias, y tiene cinco grandes huecos, para que de todos los lados se pueda disfrutar la perspectiva que por ese sitio ofrece el salón del Prado. Una gran puerta central da acceso á la terraza, construida en el jardín de la plaza de Cánovas, con un frente de 40 metros, en la que se servirán coiridas, tes, etcétera, habiéndose colocado á todo lo largo de la fachada un inmenso toldo, qus cubrirá la terraza, preservándola del sol y la lluvia. Tres escaleras de piedra sirven de bajada al jardín, cercado por una verja. En el centro de la planta baja, entre el hall y la entrada de la calle de Felipe IV, se halla el Jardín de Invierna, verdadera novedad en los hoteles de Madrid. Está situado en el gran patio central, dividido en dos planos de diferente altura, unidos por una escalinata de piedra, y adornado con profusión de palmeras y- macetas diversas. Al fondo existe una preciosa estatua sobre macizo de césped y flores. La gran alfombra que cubre este jardín procede de la Real Fábrica de Tapices, y el mobiliario, gran parte de junco esmaltado, es de la casa Perret et Vibert, de París. El- j ardía está cubierto por una gran montera de cristales, por la cual correrá constantemente, durante los meses de verano, una capa de agua que preservará del calor. La iluminación la constituyen aparatos de gran potencia, ocultos por cristales, y una serie da appliques, expresamente construidos por la casa Bagues Fréres, de París, según dibujos de M. Mewes. Asimismo, con entrada especial, exista una gran sala de fiestas, con salones accesorios para recibir, tocadores y cuanto puede ser necesario para que su servicio se verifique independientemente del resto deí Hotel. Esta sala se destina á bailes, banquetes, recepciones y actos análogos, y sa pondrá á disposición de las personas que desden utilizarla. También en la planta baja está el salón de lectura, grande y ricamente, amueblado; el restaurant y el fumoir, preciosa habitación estilo holandés. Los cinco pisos destinados á habitaciones de viajeros suman un total de 180 cuartos y salones, con unos 80 cuartos de baño, provistos de tocadores, W. C. y todos los servicios necesarios. El acceso á todos los pisos se verifica per ía escalera principal, y por dos ascensores eléctricos, procedentes de la Casa Sti. e cr, de Milán, instalados, asi como los montacargas y monta. plato? por D. Jacobo Schncldei; de. Madrid. En cada piso hay departamentos compuestos de salón, dos dormitorios y dos cuartos de baño, W. C. Estos departamentos, con entrada particular, están situados en los dos ángulos que forma el edificio; en la plaza de Cánovas, ó sea en el sitio de mejores vistas del Hotel. Todas las haí- ííá cibnes destinadas á viajeros están cubiertas de lujosa alfombra, suministrada por la casa Braquenié, de París. La calefacción de estos pisos se efectúa por vapor á baja pre. sión, y la de la planta baja por aire caliente, y ha sido insta lada por ía Sociedad anónima española Korting. En cada piso hay una central telefónica para. servicio interior y exterior, y en los cuartos de viajeros, además de la lámpara eléctrica, fija y pendiente del techo, existen lámparas portátiles de bronce construidas por los Sres. Herráinz y Compañía, de Madrid, de un sistema nuevo sumamente práctico. El mobiliario de las habitaciones, lo mismo que el del reste del Hotel, es de un gusto depurado. Ha sido hecho por la tan conocida casa de esta corte Lissárraga y. Sobrinos, y enaltece á la industria madrileña. Todas ellas tienen grandes armarios de pared revestidos de espejos, que, como los de ios salones y cuartos de baüo, se han ccmx rado á los Sucesores de Pereantón, de Madrid. En cada planta se encuentran cuartos de menores proporciones, pero de iguales comodidades, con muebles de roble mate, de estilo inglés, hechos por el conocido ebanista D. Evaristo Jiménez, á cu O cargo ha estado también todo el mobiliario de la ropería, offices de pisosr cocinas y demás servicios interiores. La ropa blanca, de cama y mesa, de hilo, procede de la afamada casa de Irlanda Ro- binson S. Cleaver. Los cubrecamas, edredones y la obra de- tapicería, han sido confeccionados por los Sres. Rodríguez Hermanos, de Madrid, y las mantas, por los se- ñores Casaña y Compañía, de Falencia. En los sótanos están instaladas las cocinas, verdadera maravilla en su género, dotadas do todos los perfeccionamientos modernos. Las cámaras frigoríficas, bodegas y íJe- más dependencias, todo atendido con el mis- mo esmero nue él resto del Hotel; El Champagne, en gran parte, ha sido suministrado or la casa Lanson, Pére et Fils, y el. Jerez, por la casa de Ricardo Va! derrama. En suma, todos los servicios forman ttni conjunto que responde á ía característica de los Hoteles Ritz, que es la comodidad y el buen servicio, para hacer que los via- jeros se encuentren en ellos como en su! propia casa, y hallando en los hoteles que; constituyen esta especialidad todo lo que la persona más exigente y acostumbrada! á Vivir bien puede apetecer en cuanto. á CON rnodidades y lujo. A Todo el servicio de comedor es escogidí- i simo y merece mención especial; La vajilla! de plata inglesa, estilo Luis XVI, se compone de más de 15.000 piezas, y ha sido; construida expresamente por la casa Tha Goldsmiths Silversrniths C. Ld. deLondres. La vajilla corriente de porcelana de igual estüo Luis XVI, procede de la- fá brjea Haviland, de Limoges, y consta de más de 20.000 piezas. De este orden, respecto á lujo y elegait cia, son todos los demás servicios del Hotel, de los que no hacemos hoy una minuciosa! y detallada relación por falta de espacio debiendo sólo citar, en cuanto á detalles pri- morosos, las carpetas y cajas de papel y ¡sobres que hay en todos los cuartos y en! los salones de uso general, hechas de piel por la fábrica de D. Enrique Loewe, da. Madrid, y provistas de excelentes papeles ingleses, suministrados por ía casa Raoul, Péant, de esta corte. También hay en el Hotel peluquería para señoras y caballeros, servicio de intérpre.