Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. VIERNES n D E M A R Z O D E 1910. E D I C I Ó N i, B P A G 1 1 ojos de atrayente misterio, con la ingenuidad de su nubil gracia Pero ¡ay! que cuando más dichoso se conte JUVENTUD Con e ste sidera el príncipe, en plena aventura de su amor, la razón de Estado le reclama, y el príncipe, con pena, dolorosamente, con el na española los distinguidos periodistas presagio de su infelicidad, abandona el riSres. Costa y Jordá la comedia en cinco ac- sueño rincón de sus delicias y vuelve á la tos Vieja Heidelberg, del poeta dramático ale- corte para encargarse de los negocios de mán Guillermo Meyer. Estado. Esta obra, estrenada en Berlín, en NoMás el príncipe, á 103 dos años de ausenviembre de 1901, ha recorrido victoriosa- cia, siente la nostalgia de sus felices meses mente todos los grandes teatros europeos. de Heidelberg, y vuelve á la vieja ciudad En Londres, donde lleva muy cerca de mil para saturarse nuevamente de alegría y de representaciones, se dispopen á connietno- amor. ar éxito tan extraordinario. En París ha Carlos Enrique sufre una profunda de ogrado también un triunfo excepcional. cepción ¿Qué tiene esta comedia de nuevo, de oriYa no son sus amigos los gue conoció, ya ginal, de interesante, para que así sea cele- no es la hospedería movimiento y simpátibrada por públisos de tan diversos gustos y ca algazara; jlos ¡estudiantes le reciben cetemperamentos? remoniosos y corteses, y uno de ellos le proPues tiene el gran secreto de emocionar- nuncia un discurso. nos, de llegar á lo más hondo de nuestro No; no es nada de aqsello lo que el príncorazón, de evocar, de iltsminar maestros cipe amó y vivió y lo que ahora buscaba. recuerdos con los resplandores de una ra- Se resigna á partir porque sa. desilusión es diante y fuerte juventud, de volvernos á completa. Sójo Catalina le ama como enpasados ensueños, de colocarnos otra vez tonces; es la única q- f. e no ha variado; pero frente al alegre objetivo de las ilusiones que conociendo lo imposible de sus esperanzas por un momento aliviaron la peregrinación y de su amor, en una patética escena, le de nuestra vida. En estas ráfagas da poesía anuncia su matrimonio con i joven de Viey de juventud que orean esta bella comedia na, ya que el príncipe no podrá nunca ser hallamos todos, q ién más, quién menos, un suyo, porque l a misma egoísta razón de Esapacible remanso para solear nuestro espí- tado qae le priv. ó de ¡a jayentud y de la feritu, y refrescamos una vez más la vieja lec- licidad le obliga también á casarse con una ción de que en el m ndo es inútil volver á princesa quejamás conoció. Y los dos enaponer en pie muchas cosas que pasaron, que morados se despiden para siempre, dejánen vano pretendemos ante un momento de donos una emotiva sensación de tristeza. excitación engañosa tornar á lo que t é; reL, a comedia caasó en el público muy buen vivir, en una palabra, fraternas amistades, efecto, levantándose el telón al final de los afectos expansivos, madrigales de amor. actos dos y tres veces. He aquí la desoladora ironía que pasa L, a comedia se estrenó en el beneficio de sobria é intensamente por la comedia de Merceditas Pérez- de Vargas, la linda y eleMeyer, al ladoj de idílicas, serenas y apaci- gante actriz que en poco tiempo ha logrado bles escenas de un amor todo luz y candor, conquistar tm primer puesto en el teatro de que nos trae al recuerdo el sentimiento de la Comedia. plácida ternura que resplandece en El amiI, a figwra de Catalina, toda ingenuidad y go Fñtz. ternura, no podía acomodarse mejor que en El joven príncipe Carlos Enrique, deseo- un temperamento de tan sensible percepso de respirar el aire libre de sus pueblos, ción artística como el de Mercedes Pérez de ponerse en contacto cou la vida tal y de Vargas avalorado por el encanto persocomo es, nna b ena mañana abandona el nal de í a innata elegancia y distinción. palacio donde vive, entre el fastidio y la Fue para la joven actriz una noche mementira de una servil adulación, y en com- morable en su carrera artística. A los aplaupañía de su ayuda de cámara y del doctor sos del público, unieron su estimación y Fusterer se dirige á la vieja Heidelberg, en simpatía amigos y admiradores, envia cuya gloriosa Universidad ha de cursar un Merceditas Pérez de Vargas considerable año de estudios. número de artísticos y ricos regalos. El ayuda de cámara no halla digno alojaMe falta tiempo para detallar la interpremiento para su señor en toda la ciudad, tación, que en conjunto fue discreta, espepues caanto ve le parece poco para el prín- cialmente por parte de los Sres. Vilches, cipe y... para él, hecho á la vida cómoda y Rivero, que un poco menos envarado haregalada de palacio. bría comunicado al personaje una más sim. Pero el príncipe, que no pone mucha pática espontaneidad, pero que de todos atención en las consideracioues respetuo- modos acusa en el joven actor un gran prosas que le hace su ayuda de cámara, se ha- greso; González, que entendió muy bien Jla muy á gusto en la vieja hospedería don- el estudiante conde de Detley, y Zorrilla, lie ha entrado, una alegre y riente casa, Ei Sr. Insúa, en su pequeño papel, deUlesde la que se domina el panorama esplén- mostró que posee afortunadas condiciones dido del valle del Nekar y el derruido cas- para el teatro. tillo de Heidelberg, cañoneado furiosamenL, a obra ha sido puesta eu escena de modo te por los franceses en 1869. En aquella hos- irreprochable. pedería on viven en alegre compadraje banEl decorado, de Vilomara y Junyent, de das de estudiantes de Prusia, Sajonia, Vie- gran efecto y elegantemente pintado, espena; de estudiantes reñidores, galantes y cialmente la antecámara y el gabinete del poetas, mezcla de bardos y mosqueteros, príncipe. que han erigido en reina de su corte y en En suma, una comedia muy interesante dama de nobles divisas universitarias á y delicada, que debe verse y admirarse. la gentil y graciosa Catalina, la muchacha de Ja hospedería. ¿Qué mejor aprendizaje, ni qué más sefliu- INFORMES TAURINOS ora tentación para el príncipe? C e pueden considerar fracasadas las ges- Carlos Enrique, ante aquella explosión tiones para la contrata de Machaquito 3 e alegría y de vida, que tanto contrasta con en Madrid, confirmándose los temores pe ¡a frialdad y tristeza, de su corte, decide simistas que apuntábamos en la edición de quedarse entre sus buenos amigos los es- ayer mañana. tudiantes: será uno de ellos; con ellos choSi á última hora no viene un amigable ará fraternalmente su schok de cerveza, ri- componedor que lo arregle, no toreará el fará canciones y conocerá también el amor; diestro cordobés en las corridas que organi; 1 amor que ya le brinda Catalina con sus ce el Sr. Mosauera. LOS ESTRENOS SS Al tratar del ajuste se lamentó el empresario del abuso que representan las escrituras abiertas, por virtud de las cuales puede darse el caso de que un espada caiga herido al comenzar ¡a temporada y tenga nque pagarle la Empresa todas las corridas del año. Dijo que no estaba dispuesto á aceptar de nadie una escritura en tales condiciones. El diestro cordobés, dando un paso para poderse entender y tendiendo á evitar el abuso que de tales escrituras puede derivarse, propuso al empresario que para en el caso de que ocurriera un percance que resulte ruinoso para los intereses de la 3 mpresa se fijara un número determinado de corridas, en las que si por consecuencia de un accidente no pudiera trabajar, tendría el derecho á la substitución. No aceptó el empresario, quien ofreció á Rafael pagarle por corrida siete mil pesetas cuando torease con dos espadas, y ocho ó nueve mil cuando sólo trabajase con uno; pero á esto no accedió el de Córdoba; al contrario, dijo que no tenía inconveniente en cobrar algo menos de lo que cobró el último año que trabajó en esta plaza con las condiciones expuestas, pero no q uería eu modo alguno aumentar sus honorarios. Así las cosas, dijo el Sr. Mosquera que estudiaría el asunto y contestaría. La contestación ha sido negativa, insistiendo en todo lo que le había manifestado de palabra. En resumen, que había un paso dado para llegar á un acuerdo; pero falta otrp pasito, que no habría sido difícil, v muchc menos imposible. Mañana marchará Machaco á Villalba, donde estará hasta que salga para inaugurar la temporada el 27 en San Sebastián. p i próximo domingo se verificaré tufa co rrida de novillos, en la que se lidiaráo seis toros (desecho de tienta y cerrado) d? la ganadería de Gama, de Obidos PortU; gal) por Infante, Dominguín y Cortijanó de Valencia, nuevo en esta plaza. L, a corrida empezará á las tres y medí? en punto. POR TELÉGRAFO, TELEFONO Y CABLE EXTRANJERO Y ESPAÑA ALEMANIA t as minas del Ríf p l ministro de Negocios Extranjeros, vos Schoen, ha informado esta tarde ante la Comisión de Presupuestos del Reichstag acerca del asunto Manessmann, declarando que el Gobierno español presidido por. el Sr. Moret había participado al Gabinete de Berlín que estaba conforme con el contenido del L ibro Amarillo en todos los puntof referentes á la cuestión minera. Míster von Schoen añadió que escaba ai; puesto á consultar confidencialmente á los hermanos Manessmann acerca de los puntos principales de discusión de la lev de Minas. El Gobierno imperial- -termino diciendo- -seguirá defendiendo los intereses y derechos alemanes dentro de los límites que se fijan los convenios interaacionai es y la fidelidad á los tratados convenidos. BERLÍN, IO, 8 N. AUSTRIA Alcalde faílecidc ÍENA, IOj 4 T f a noticia del fallecimiento del alcalde, ss ñor L, ueger, ha causado en Viesa g e neral sentimiento. Muchas casas particulares ostentan colgaduras y banderas negras. La Cámara de