Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C DOMINGO 20 DE FEBRERO DE 1930. EDICIÓN w PAü, 7, es personalmente mío, 110 del partido liberal. Inteirogado luego el Sr. Montero respecto de su actitud, contestó: -Acepto cuanto dije ayer. No he de sumarme á ningñ- n grupo beligerante, en caso de que llegara á haberlos. Hoy mismo he dicho al Sr. Moret que si para conseguir el Staanteniíciento de la paz era necesario mi alejamiento temporal ó absoluto de la política, estaba diapuesto á hacer este sacrificio. -Añadió el Sr. Montero que él no hará nunca guerra al Gobierno porque éste pertenece al partido liberal. Procurará, por lo tanto, no crearle la menor dificultad, manteniendo neutralidad abseluta y guardando completo silencio. v También se preguntó al Sr. Montero acerCa de la actitud y del pensamiento del señor Moret, y el ex presidente del Senado contestó que autorizadamente no podía decir tfada. -Sin embargo- -añadió, -mi impresión personal es que el Sr. Moret no se dejará arrastrar tampeco por las infíueneias belicosas. Creo que Moret procurará mantenerse inactivo, al menos pot ahora, esperando que el tiempo llegue á dar la favorable solución de concordia á que se aspira. ¿El Sr. Montero, por su parte, abriga esperanzas de que, no obstante la situación Éreada, se llegará á lograr aquella solución para bien del país y del partido liberal. h i a animación política que durante estos días ha habido decreció mucho durante el de ayer. L, os amigos del Gobierno afirmaban que el nombramiento de los senadoíes vitalicios es la señal evidente de que femy pronto serán disueltas las Cortes. í Esta impresión era compartida por polínicos pertenecientes á todos los partidos. EL PRESIDENTE Anunció que el viernes ó sábado harán su entrada en Madrid las fuerzas de Húsares de la Princesa. Y dio cuenta de un telegrama de nuestro ministro en Tánger quitando importancia al suceso ocurrido en las cercanías de Casablanca. LA TRATA DE BLANCAS conocíaos, porque el Sr. Cobián se abstiene de satisfacer la curiosidad reporteril hasta tanto que el decreto esté en condiciones de enviarlo á la Gaceta. I LA DISOLUCIÓN p o r la mañana estuvo el Sr. Canalejas en el palacio de la infanta doña Isabel. Concurrieron también á la residencia de S. A. el Sr. Dato, el ministro de Gracia y Justicia, el Sr. Jordán de Uríes Cabello y la condesa de Aguilar de Inestrillas. El Sr. Azcárate no pudo asistir por sus atenciones de cátedra. Tal reunión ha tenido por objeto tratar de la organización del Congreso de la Trata de blancas que se ha de celebrar esta primavera en Madrid, y al cual la infanta dispensa entusiasta acogida. A él asistirán representantes extranjeros de mundial renombre. Dicho. Congreso tendrá singular importancia y coincidirá con la inauguración del primer establecimiento de corrección de jóvenes en San Fernando de Jarauia. -Como á mediados de Mayo- -dijo el señor Canalejas- -será la apertura del Congreso de las Ciencias en Valencia, el acto inaugural de este otro Congreso se verificará á fines del mismo mes. No podría ser más adelante porque entonces tendremos bastante con las tareas del Parlamento. Quieren los organizadores que yo pronuncie el discurso de inauguración, y el ministro de Gracia y Justicia el de clausura. Ce confirma- -preguntaba ayer un teportet á un ministro- -que el presidente llevará mañana á Sevilla el decreto de disolución de Cortes? -No sé- -contestó el ministro. -En ei Consejo en que se trató de este asunto dimos todos al presidente un amplio voto de confianza para que en el momento que juzgase oportuno sometiese el decreto á la firma de S. M. Si el Sr. Canalejas cree llegado ya ese momento, crean ustedes que no demorará su firma. Para ello no habrá menester convocarnos nuevamente á Cqs? sejo. FIRMA DEL REÍ íp uanto al pleito del Sr. Moret y de los es jr ministros liberales, el señor presidente del Consejo se limitó á decii: -No sé aada del asunto palpitante ó que quieren hacer palpitar. No he visto á toadie, ai nadie sae lia vuelto á hablar de tal cosa. -Mañana- -añadió- -marcharé á Sevilla; no esta noche, porque debo estar aquí ma ana, con motivo de la manifestación anunciada. llevaré á la íinna de S. M. el decreto ds indulto y otfos de importancia. No estaré allí más que las horas indispensables para despachar y almorzar coa S. M. YSL saben ustedes á qué ha- obedecido el cambio de fecha del viaje del Rey: el recibimiento solemne que se ha de hacer á los Húsares, que quería presenciar S. M. y no siendo éste hasta fines de la semana próxima, he disuadid al Rey de que en pocos üías viniese dos veces á Madrid. ¡Buenos están los tiempos para ello, cuando no faltaría quien creyese que venía á vigilarnos ó á despedirnos! El Monarca llegará á esta corte el vierEes ó el sábado próximo. Presidirá un Consejo de ministros y recibirá á los Húsares No sabe aún el presidente si S. -M. doña Victoria acompañará en este viaje al Rey s Para ultimar detalles relacionados con tal recibimiento, conferenció ayer mañana el presidente áel Consejo con el ministro déla Guerra. A noche dijo el presidente álos periodistas que Isafña íeldo las declaraciones del Sr. Montero Sfos- -que en otro lugar publicamos- -y qríe las consideraba muy verídicas. s. -Yo dije- -añadió el Bt Cau lejas- -que quiero la paz, pero sin menoscabo de mi dignidad política. Confirmó el presidente que hoy saldrá para Sevilla, lleyando el decreto de indulto. i os decretos firmados por S. M. y reci bidos ayer en la Presidencia del Consejo son: Los de nombramientos de los Sres, Wey ler (D. Fernando) y Corral para los Gobier- 1 nos de Zaragoza y León. Y el Sr. Moreno Churruea para Tarragona. El del reglamento por que ha de regirst la Escuela especial dé Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos. Y otros nombrando vocal del Real Conse jo de Sanidad al doctor D. Antonio Muñoz, y presidente de la comisión de Tratados de comercio, por dimisión del Sr. Sííges, al director de Aduanas D. José Valdés. V V 1 MAS SENADORES C e da por cierto que, como nosotros antici- J As- EL PRESIDENTE EH LA DIPUTACIÓN panios, las dos vacantes de senadores A yer tarde, á las tres y media, visitó el vitalicios que resta por proveer serán ocu presidente del Consejo la Diputación padas por el obispo de Madrid- Alcalá, don v provincial. José María Salvador y Barrera, y por el Acompañaban al Sr. Canalejas el gober- ilustre escultor Mariano Benlliure. nador, el alcalde y el senador Sr. Herrero. DIMiSJÜtf Recibido el jefe del Gobierno por todos c 1 presidente del Consejo de Estado, selos diputados, visitó las distintas dependen ñor roizard, ha presentado la dimicias de la casa. Después examinó detenidamente los pla- sión, que ha sido aceptada. L A S DECLARACIONES DE MORET nos del nuevo Hospicio, informándose de los detalles técnicos del proyecto. nterrogado el presidente del Consejo acer- En este momento llegó á la Diputación el ca de si tenía noticias oficiales délas ministro de la Gobernación. declaraciones que el limes, de I mdresJ El Sr. Canalejas quiso conocer el estado atribuye al Sr. Moret, haciendo cargos chi- j económico de la Diputación, proporcionán- rísimos para la Corona, al punto de decir dole los datos necesarios el presidente de la que no ha procedido constiíucionaltnente Corporación, Sr. Pérez Calvo. ni democráticamente, dijo que, en efecto, Ofreció el Sr. Canalejas que á la mayor tiene confirmación oficial; pero que se resisbrevedad pagará el Estado á la Diputación te á creerlas, por no creer capaz á un polílos I I millones que la adeuda, y se convino tico tan leal al Rey y de tanto talento como en principio en que la Corporación haría el Sr. Moret de hacer las afirmaciones qu una rebaja del 20 por ioo de dicha cantidad. The limes le atribuye. Con esta suma podría la Diputación recoEsperemos á que llegue el número en que ger los títulos de la Deuda provincial que han sido publicadas- -añadió- -y á que el están en circulación y que rentan un interés Sr. Moret las ratifique ó rectifique, para del 6 por ioo. Además construirá, según el saber á qué atenernos; pero mientras tanto, presidente de la Corporación ha ofrecido al yo me abstengo de toda apreciación. del Consejo, una escuela modelo de Artes y Moret no puede decir de mí- -terminó- -Oficios. que yo soy un pabellón que cubre la merEl Sr. Canalejas ofreció visitar el miércocancía reaccionaria, y mucho menos que el les por la mañana el Hospital Provincial. Rey no ha procedido constitucionalmente, Y con el obligado golpe de fotografía ter- porque ni lo uno ni lo otro es exacto, y Mominó la visita. ret es demasiado serio para emplear inEL DECRETO DE HACIENDA exactitudes para conmigo y demasiado monárquico para usar de irreverencias con la nformes oficiosos tíBS perraiíén asegurar que el decreto de Hacienda de especial Corona. A propósito de. esas declaraciones corne interés que había de ser sometido á la firma ron ayer los más absurdos rumores, supodel Rey afecta á los depósitos indistintos y niéndole en una actitud que no es verosícajas reservadas. historia del Sr. Moret. v Con él se atiende á las reclamaciones in- mil dad a lalas Además, numerables que tanto los Bancos como lo- tero Ríos sobremanifestaciones del Sr. Mon que particulares han formulado contra la dispo- seguirá el hasta la prob able conducta libeaquí jefe del partido sición que el Sr. Alvarado dictara, y se pro- ral hacen creer que aquellos rumores no tiecura remediar los graves daños que aque- nen el menor fundamento. lla resolución produjera, hasta el extremo ELSR. P 3 GNATELU de ser más de doscientos Í S millones que en pocos días fueron retíranos de los BanJpn una conferencia que celebráronlos secos nacionales y colocados en el extranjero. ñores Canalejas y Dato quedó enterado éste de que dentro de pocos díat, tan I,o s detalles del decreto no son todavía I I