Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CABLE, TELÉGRAFO V TELÉFONO W t w DE TODO EL MUNDO, POR CORREO, CABLE, TELÉGRAFO 4 Y TELEFONO LA FIESTA DE SAN ANTÓN EN BARCELONA TRADICIONAL BENDICIÓN DE CABALLERÍAS EN LA PUERTA DE LAS RUINAS DEL COLEGIO- CONVENTO DE LOS PADRES ESCOLAPIOS, UNO DE LOS QUE FUERON INCENDIADOS POR LAS TURBAS EN JULIO DEL AÑO ULTIMO. Fot. Ballell DE NUESTRO ENVIADO ESPECIAL A 8 CEN BERLÍN p O K S E CHE SI Por si no teníamos FORSE CHS NO bastante con Rosíand en esta temporada, tsaltó y vino D Annunzio. El grande hombre italiano ¿asentido celos del 1 grande hombre francés, y ceuno no podía improvisar una comedia para hacer la competencia á Chantecler, ha enjaretado una novela. mos. Y digo que constará porque hasta ahora á Berlín no ha llegado más que el primero, un lujoso volumen de 240 páginas, cada una de las cuales aparece adornada con un marco enrevesado en el que se lee difícilmente el título de la novela: Forse che si, lorie che no... La Prensa italiana quiere rivalizar con la francesa y está dando á D Annunzio cada bombo que enciende el pelo... La publicación de estas dosciontas cuarenta páginas, á juzgar por la opinión periodística italiana, constituye el acontecimiento más importante del año: ün acontecimiento mundial ¡Bendito sea Dios! ¡Los estragos que están haciendo en el mundo del arte la redamey Í j osse fotográfica! La nueva novela de Ga? Forse che si, forse che- no constará de dos to- briel D Annunzio es una bnllantemajadería, suntuosamente decorada, eso sí, pero que sólo á fuerza de reclamos hábiles podrá encontrar colocación en el mercado... Y, sin einbargo, es muy interesante, sobre todo para los que sigan atentamente el movimiento literario, porque en forse che si, forse che no comienza el momento psicológico de la decadencia de este genial escritor. Jamás en la obra de un poeta, de un dramaturgo ó de un novelista se ha podido advertir tan claramente el instante en que el vigpr intelectual empezó á debilitarse... Los que hayáis leído las obras de D Annunzio, leed ahora la nueva novela que acaba de publicar... Los amores de Isabella Sughizami y Paolo Tarsis no interesan; las figuras de Vana y Aldo son las mismas figuras borrosas é incoloras que hemos conocido en otras novelas y comedias del autor. Isabella, quequiere ser un tipo de mujer complicada, es una criatura que con media docena de duchas se hubiera curado de la fatal manía de decir tonteirías, Hay en la novela de D Annunzio, eomo no podía por menos, unos amores uions- truosos: los de Aldo. Hay una caída en aeroplano, con su muisrte instantánea, para que se vea que el autor es un espíritu modern sly le que busca novisísirnos lugares de acción... ¡Más nuevo que la atmósfera! Hay hasta ahora un detalle que retrata de cuerpo entero al autor, y que constituye por sí solo la novedad literaria de la temporada: la autocitq. Gabriel D Annunzio pone en boca de uno de sus personajes las siguientes palabras: ¿Te acuerdas de aquella deliciosa fábula de Gabriel D Annunzio? ¡Ya se cita á sí mismo! ¡El semidiós italiano cree que el mundo entero está pendiente délo que él escribe! ¡Hay obligación de saberse de memoria todo lo que D Annun zio produce! ¡Oh, no! No se puede decir que D Annunzio sea un mal literato... Es, por el contrario, un hombre de entendimiento, un escritor culto, un poeta de mérito... ¡pero es tonto de la cabeza! p l primer tomo de la nóvela Forse che si. íorse che no comienza con las palabras: ¡Forse! ¡Qtiiza! -Es un diálogo entre Paolo é Isabella, que caminan en automóvil haciendo frases trascendentales. El tomo terY un poquito más abajo se lee: Fin del tomo I. ¿Qué les ha parecido á ustedes la novedad? Así es como, sobre poco más ó menos, concluyen los folletines del PetH Journal. Sin duda Gabriel D Annunzio ha mina con esta frase: Pero como adivinó sobre la hermosa boca un gesto de pena, añadió...