Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
B C. DOMINGO Í DE ENERO DE 1910. EDICIÓN f. PAG. 5. ttü taller áe modista en el que la aprovechada criatura era aprendiza. Por lo visto, quería aprender demasiado, Por la noche, lleno general en todos los teatros, como apetitivo para emprender la ascensión de la clásica Jy penosa cuesta de lanero... Espíritu cultivado, publicó dos libros vados á casa del juez por una señora qtta muy interesantes acerca de sus viajes por ocultaba su rostro con un velo. El cura Williers se decía descendiente ue el Asia Menor. nobilísimas familias. Entre sus apellidos aseguraba poseer los de PIsle Adam, la Cerda y Buckingham. INFORMACIÓN POLÍTICA EL GENERAL WEYLER DE NUESTRO ENVIADO ESPECIAL De manera cierta y positiva sabemos que ao Ha salido de Madrid ningún médico español ni extranjero para ver en Sanlúcar ó en Granada á S. M. ei Rey, cuya salud es afortunadamente inmejorable. Carecen, pues, de fundamento los rumores qae lian circulado por ahí y que recogen algunos periódicos antidinásticos. I a nota del día fue ayer la presencia del general Weyler en Madrid. Llegó anteanoche. Estuvo por la mañana en el ministerio de la Guerra conferenciando eon el general Laque. Seguidamente visitó al Sr. Moret. Después conferenciaron el ministro de la Guerra y el Presidente. Hoy marchará á Barcelona, donde es necesaria su presencia mañana, porque los elementos anarquistas de la ciudad condal El presidente del Consejo, Sr. Moret, es- proyectan celebrar varios mítines para pretuvoayer en Palacio para felicitar á Sus parar una huelga general con el fin de conMajestades las Reinas doña Victoria y doña seguir una amnistía para los procesados y María Cristina coa motivo de la entrada condenados por los sucesos de la semana de año. trágica. Los ministres y gran número de personaPropónese estar en Madrid el miércoles lidades de la aristocracia, de ía política y No sabemos si, como decía anoche en e! del 1 jtrcito acudieron durante el día á Pa Real un personaje político, y liberal poi lacio para inscribirse en las listas colocadas más señas, para poner las botas en el balen la antecámara de SS. MM. cón ese día, que es víspera de Reyes, á verTambién se cubrieron de nombres las lis- si éstos le traen el tercer entorchado. tas puestas en lab habitaciones de los prínNAVARRO REVERTER ENFERMO cipes Leopoldo y Mauricio de Battenberg. 1 ex ministro Sr. Navarro Reverter su 1 Ambos pasearon por la Casa de Campo y frió los alrededores de El Pardo con su augus- primeros el viernes un colapso, que en los momentos alarmó mucho á su fata hermana la Rema doña Victoria. milia. El médico de cabecera, doctor Benítez, 5 El próximo día 6, festividad de los SanMadmaveitia y Martínez cele tos Reyes, habrá Capilla pública en Pala- los doctores consulta, en la que parece se re cio, á las once, y por la tarde se verificará braron una la dolencia podía revestir caconoció que la acostumbrada recepción militar. racteres de gravedad si se repetía el ataque Estuvo en Palacio ayer el duque de Za- dentro de las veinticuatro horas siguientes primero. ragoza, que vestía el honroso uniforme de al En el día de ayer el ilustre enfermo ha cabo del regimiento del Rey, en el que ha mejorado notablemente, habiendo desapaservido durante ia campaña de Melilla. Sobie el uniforme ostentaba la medalla recido el peligro, cosa que muy de veras de 010 de la Coronación y el rojo lazo con celebramos. la llave de los grandes de España. El duque ofreció sus respetos á las Reinas FELIGRESES ALARMADOS doña Victoria y doña Cristina. El duque de Zaragoza, después de rela- UN PÁRROCO tar algunas escenas de la campaña, dio las gracias á doña Victoria por haber nombraQUE DESAPARECE do dama á su esposa; nombramiento del POR TELÉGRAFO cual dimos oportuna cuenta. PARÍS, 1, 10 M. i os feligreses de Irancy están consterna dos. Su párroco, el abate Villiers, no NOTA TRISTE aparece por ninguna parte desde hace tres semanas. MUERTE El ama del cura, una virtuosa señorita de setenta años, cuenta todo el mundo, con DE LORD PERCY voz entrecortada porálos sollozos, que el POR TELÉGRAFO buen párroco partió el 6 de Diciembre para PARI 3, I I N. n un hotel próximo á la estación del París, anunciándola que regresaría al poco Norte ¿a fallecido, á los treinta y ocho tiempo. Pero desde aquel día el digno Sacerdote años, lord Percy. Era hijo de! duque de Northumberland y no ha vuelto ni enviado noticias de su perhabía llegado el viernes último á la capital sona. Inquieta por su inexplicable tardanza francesa acompañado por su hermana y su hermano, que se proponían pasar allí la- -dice el ama lloriqueando- -escribí con fe- a cha 16 al dueño del hotel donde suele hosfiesta del i. de año. En el tren que los condujo desde Calais, pedarse en París el señor cura. El fondista lord Percy se sintió ya enfermo, declarán- me contestó que el huésped acababa de dose á poco una pleuresía que se fue agra- marcharse, y que por cierto parecía estar vando hasta terminar con la vida del ilus- algo enfermo. No he vuelto á saber de él. En mi opinión, el señor cura ha sido asesitre enferme. Por una triste coincidencia se ha sabido nado La desaparición del abate v 1111 ers ha imque al mismo tiempo que su hijo fallecía, el duque de Northumberland se ponía en- presionado profundamente al vecindario de toda la comarca, donde era muy conocido y fermo. Lord Peroy fue elegido diputado conser- respetado. El párroco ae Irancy ata natural del país vador por Kenssington en 1895, teniendo veinticuatro años de edad, y desde entonces de Aveyron. Tenia cuarenta años, y era un no ha dejado de representar dicha circuns- sacerdote ejemplar. Se hizo famoso por haber recobrado el cripción londinense en la Cámara délos Comunes. Fue subsecretario de Estado y era valioso relicario y los magníficos encajes roun hombre de grandes prestigios dentro del bados en su iglesia parroquial. Mediante sus gestiones, los artísticos objetos fueron llepartido conservador, DE PALACIO A B C EN BRUSELAS De paso para Berlín, he querido detenerme CJI Bruselas. La capital belga está siendo estos días fuente inagotable de actualidades palpitantes... Y al desembarcar en la estación del Norte y poner los pies en el bulevar Ausprach, lo primero que llega á mis oídos es el grito alegre de los vendedores ambulantes: ¡Compren ustedes... ¡Compren ustede el último retrato de la baronesa Vaughan, ¡Diez céntimos! Hace un frío espantoso, y el agua menudita que cae, persistente y monótona, es puro hielo... A los cinco minutos de estar en la calle nos miramos en un espejo al pasar, y parece que nos hemos rebozado ec az- iicar- piedra La linda capital de los belgas está llena, de banderas adornadas con lazos de crespón. Ayer celebróse el entierro del Soberano muerto. Hoy se conmemora la entrada solemne del Soberano que le sucede, el cual renuncia á llamarse Alberto I. No quiere ser más que el rey Alberto Creí encontrar al pueblo beiga mas emocionado. Una cosa es que en el extranjero murmuremos de la flaca naturaleza del rey Leopoldo, y otra que sus subditos reconocieran lo que deben á los talentos, energías y perseverancias del Monarca que desaparece. Pero no es así... Alaban sin reservas la gestión regia, mas no dan señales de consternación ni los ahoga la pena ante la pérdida irreparable que acaban de experimentar... Pregunto a unos y á otros... Los corresponsales extranjeros que aquí han llegado como enviados especiales de sus diarios respectivos me aseguran que la multitud presenció ayer el entierro del Monarca con curiosidad... En cambio ha llegado la princesa Luisa, después de haber corrido cien aventuras que escandalizaron á las Cortes europeas, y á consecuencia de las cuales el Rey, su padre, la desterró y maldijo... y Bruselas entera se echó á la calle para ovacionar á la correlona y despilfarradora Alteza s gritándola con entusiasmo: ¡Viva Luisal ¡Viva nuestra Princesa! ¡La psicología de los pueblos es una cosa complicadísima! SE 3 S HORAS EN BRUSELAS E E 2 as naciones son como los hombres, que unos tienen suerte y otros no la tienen. ¿Por qué? No se sabe. Hay naciones á las que persigue la desventura, y otras, afortunadas con exceso. Naciones hemos visto que idolatraron á sus Reyes sin que ellos hicieran nada por merecerlo, sino al contrario, y naciones vemos que miran fríamente y sin cariño á sus Monarcas mientras éstos las enriquecen, engrandeciéndolas, Bélgica es de estas últimas. El primer rey, Leopoldo I, fue el verdadero constructor del Reino. Su hijo, el Soberano que acaba de morir, estimulado ante la obra que había realizado el padre, quiso dejar en la historia de su país algo más que un nombre seguido de ua número romano, como tantos Monarcas que en el mundo han sido. Y ahora se presenta el rey Alberto, el nuevo Rey, joven, animoso, emprendedor, lleno de arranques y energías, y su reinadp promete ser fecundo en iniciativas saluda bles. ¡Y todavía se quejarán los belgas! No; no se puede dudar que hay pueblos que üe mea mucha suerte.