Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
¿A B C. MARTES So DE NOVIEMBRE DE 1909. EDICIÓN PAG. 10. matando con Capita ganado de la hacienda del Chorro, que resultó bueno. 1 El de Bilbao fue aplaudido, y Capita cumplió Cocherlto toreó en el Estado de Saltillo, españolismo. ¡Ese si! Cuando niño, mis padres y tais maestros tne enseñaron á amar á la patria. Más tarde, mi carrera rae obligó á vivir muchos años lejos de ellas ¡y los que han vivido ó viven expatriados saben cuánto aumenta ese amor á través de una fronteR l sevillano José Claro toreó en (Drizaba, ra ó del Atlántico! Aceptado, pues, ese hon llevando de sobresaliente á Hipólito roso elogio, voy á contestar á las preguntas Carrasco, quien mató los dos toros últimos. que me hace. Cuando comenzó la campaña y presencié El valiente sevillano escuchó muchos aplausos en la lidia de los toros de Nopa- la partida de tantos soldados, mirando á unos y á otros, pensé: ¡Cuáles de éstos no lapan. volverán, ó volverán inútiles, como aquellos l icente Segura 3 Manolete lidiaron reses pobrecitos que cuando yo era niño veía pe de Piedras Negras en la plaza de dir limosna por las calles de Cádiz: unos, eos; otros, cojos; muchos ciegos, con Puebla. Los dos estuvieron valientes, y, según los uniformes algunos, y todos inválidos de las guerras de África, carlista ó de Cuba! Cablegramas, escucharon aplausos. De este pensamiento surgió mi iniciativa, y á mis compañeros me dirigí solicitando su auxilio en favor de algunos de aquellos soldados que yo vi partir alegres para la guerra y que volvieran de ella condenados á arrastrar una triste vida por consecuencia f Ateneo. inutilidad. Sé que el Reunida bajo la presidencia del señor de su acogerá á todos los Cuerpo de Inváque Labra, la sección de Ciencias Históricas del lidos reglamento del mismo y de acuerdo el comprendiAteneo de Madrid, de acuerdo con la gene- con en el cuadro de inutilidades lo soliciten; dos ral del mismo, ha acordado que las confe- tengo motivos para poder afirmarlo; no se rencias sobre Historia Política contemporá- verá, pues, por las calles cojos, ni mancos, nea española referente al año 1810 comien- ni ciegos procedentes de esta gnerra; pero, cen el próximo jueves, á las seis y media de ¿y tísicos, cardíacos y víctimas de otras enla tarde, en el gran salón de actos, con tri- frrmedades mortales contraídas en la cambuna pública. La primera conferencia la dará el Sr. La- paña, no los habrá? Y los que desde que tora, para exponer el plan del curso y hacer fueron heridos hasta que expiraron, ¿no fueY entre inun resumen délos hechos salientes de 1809, ron también inválidos? ¿nohabrálos que que alguno como antecedente inmediato de los hechos gresen en esteCuerpo, el Estado le conceademás del vitalicio que de 1810. merecedor de En los jueves de las semanas sucesivas de seatres preguntas mayor beneficio? En encontrarán ustedes ¡se darán las siguientes conferencias: Señor estas contestación á las suyas, y el Estado cum ¡Arzadún, sobre los guerrilleros de la gue- pliendo con sus deberes, y los artistas con ¡rra de la Independencia; Salvador (don tribuyendo á mejorar la triste suerte de alAmos) Las dos regencias Aramburu gunos (ya que de todos es cosa superior á (don Félix) Arguelles y el cardenal Inhabrán atendido ¡guanzo Barcia (D. Agusto) La intimi- sus fuerzas) una balasolícitamentela vida en á los que si no les quitó dad hispanc- lusitana en la guerra de la In- un momento, les condenó en cambio á modependencia López Muñoz (D. Antonio) Quinto, poeta, político y periodista Elo- rir lentamente, arrastrando una vida tristísima, seguramente hubieran preferido rrieta (D. Tomás) El derecho público en perderque el campo de batalla, en las Cortes de Cádiz Labra, Mejía y los Y termino esta ya larga carta, aceptando diputados americanos Hiuojosa (D. Eduar do) Napoleón I en el Concordato y en el con muchísimo gusto ia cooperación que Código civil Azcárate (D. Gumersindo) me ofrece y reiterándole el agradecimiento I La obra legislativa y política de José Bo- de este mal artista, pero buen español, que Jáaparte Méndez Bejarano, Los afrance- besa su mano, Salvador Viniegra. 28- 11- 909. sados Zabala (D. Pío) La Junta Central íArantave (D. Alfonso de) La política europea de 1810 Además daráu conferencias, cuyo tema todavía no está determinado, los señores Ortega y Gasset, Alíñela, PacheDE NUESTRO CORRESPONSAL co, Leiva, Comenge y otros profesores. MEULUt, tg, g N. La Directiva de la sección determinará de A causa del fuerte temporal de Levante rjn momento á otro cuándo y cómo han de comenzar los debates (miércoles por la no- no ha llegado hoy correo. El día está lluvioso, haciendo penosísima che) sobre el tema Política tradicional de la marcha de la división reforzada, que lleEspaña en África gó esta tarde desde Nador. p s t a noche, á las nueve, dará en el Ateneo Acampó en las explanadas de Rostrogor, una conferencia M. R. Odin sobre el do y Cabrerizas. tema Viajes y aventuras de la vuelta al Los cabileños de Beni- Buifrur y de Benimundo á pie que dicho señor ha verificado. Sidel, sometidos con motivo de la ocupaDescribirá su viaje de San Petersburgo á ción de Atlaten, siguen haciendo vivas proMadrid por Finlandia, Suecia, Dinamarca, testas de fidelidad, diciendo que se han con Alemania, Holanda, Bélgica, Francia y Es- vencido délas ventajas que para ellos tiene paña. la protección de la bandera española y que tienen en ella completa confianza. Dicen que los jefes de la harca los engañaron, asegurándoles que España era una nación débil que carecía de mehallas y que por lo tanto sería muy fácil echarlos de Melilla y de toda África. eñor D. M. Loetaur. De no alentarles constantemente los jefes Muy distinguido señor mío: Con el mayor gusto 3 eo en A B C de hoy la carta que en este engaño, se hubieran sometido mudirige á su ilustre director, relacionada con cho antes. Añadieron que rehuían negociar con Elmi iniciativa á favor de los inútiles de la guerra, y agradeciéndole mucho los elogios Bachir porque era descubrir las miras inteque me dedica, sin merecerlos, acepto de resadas de los jefes de la harca; pero que de el os solamente uno: e 1 que se refiere á mi todos modos hubieran preferido someterse ACADEMIAS Y CENTROS al Maghzen antes que á España para ocultar su derrota. Valiéndome de un interprete interrogué á varios de los jefes acerca de la sublevación de algunas regiones en favor de Mu ley- el- Kebir, hermano del Sultán. Todos me dijeron que la sublevación no encontrará eco en el Rif, porque todas las cabilas están cansadas de lucha y sola desean una vida tranquila y apacible. Aconséjeles que imitaran el ejemplo de los quebdaníes, que estaban satisfechísimos de la protección española, y me contestaron que con el tiempo harán lo propio. Parece que la enfermedad del Bachir acusa bastante gravedad. Visítale el médico militar Sr. Andújar. Asegúrase que muy en breve llegará el ministro de Fomento, Sr. Gasset, para visitar personalmente las obras de Mar Chica, el faro de Tres Forcas y demás construcciones. MELllXAj 2 CJ, i O N. A demás de la división reforzada han re gresado á la plaza el segundo regimiento montado de Artillería, varias bate rías de montaña, las compañías de Ingenieros y los regimientos de Caballería de María Cristina y de Lanceros de la Reina. En la meseta de Atlaten se presentaron al general Morales muchos moros de BeniBuifrur, que se sometieron, sacrificando reses en la forma acostumbrada. Mañana se someterán más al jeíe del destacamento del Cerro Cónico. Los jefes de las fracciones sometidas han manifestado que están dispuestos á luchar al lado de las tropas contra los intransigentes que queden é intenten causarles perjuicios en sus vidas y bienes. TUR. D LA AGENCIA FABRA MEULLA, 2 Jj 12 N. 1 os moros de Ulad Setud, que hasta ahora hacían vida nóraada, han comenzado y á edificar poblados, en los que proyectan instalarse definitivamente cuando se haya restablecido la paz. Los de Beni- Sidel y Beni- Buifrur empezarán dentro de poco á entregar sus fusilas, poniendo en cambio sus vidas y haciendas al amparo de las armas españolas para el caso de ser atacados por los fanáticos que aun quedan El Mizzian sigue entre los cabileños áe Alhucemas predicando la guerra, pero hasta ahora sin resultado práctico alguno. TELEGRAMA OFICIAL Comandante en jefe á ministro Guerra: Hoy visité las posiciones de Tauima y Zeluán, que encontré en excelente estado; en la segunda se ha construido una carretera que conduce desde la alcazaba á la posición más elevada de Buguensein, donde se ha establecido una batería Saint- Chamond. En la alcazaba se encuentran ya casi terminadas las obras de defensa y se han mejorado mucho sus condiciones higiénicas, debiéndose todo ello en gran parte al celo é inteligencia desplegados por el general Alfau, jefe de las fuerzas destacadas allí, que ha sido secundado muy eficazmente por todos los elementos que tiene á sus órdenes. Se me han presentado en Zeluán moros S de Beni- Buifrur solicitando regresar á sus casas con familia y ganados. Han vuelto á esta plaza el regimiento de Burgos, un escuadrón de Alfonso XIII y una compañía de Ingenieros, con el general Brualla, y mañana regresarán también d regimiento Caballería de la Rema y la primera división, con su jefe, el general Muñoz Cobos; quedarán, pues, las fuerzas, hasta que se terminen los atrincheramientos qae se están constr ivondo en las últi POR LOS INVÁLIDOS DE LA GUERRA S ikiü nniíi inri! murar u n m n ra imnrciiminrnri