Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C VIERNES 5 DE NOVIEMBRE DE 190 c, EDICIÓN 1. PAG. i 3. SeSor presidente, señores jurados, os lo juro por lo más sagrado que hay para mí en el mando, por mi hija, ¡soy inocente! Su exaltación es enorme. El presidente intenta calmarla. ¡Pero cómo queréis que me ealmel- -grita Meg cada cz más excitada! ¡Cómo queréis que escuche idamente vuestras acusaciones de ue he sido yo quien ha asesinado á mi madre y á mi marido! No, no, no puedo, es imposible... Os interrumpiré, os eortaré la palabra á cada momento. El estado de excitación de la acusada es tal, que el presidente acuerda suspender la audiencia y dar por terminada la sesión. -El público abandona la sala como si saliera de un mitin, hablando en alta voz, cojnentando los incidentes del juicio. Se discute apasionadamente. Las opiniones están divididas. Sin embargo, se ve de nn modo claro que la procesada pierde simpatías. Es indiscutible que el resultado de la audiencia de hoy ha sido desfavorable para cMeg La presencia inesperada del espontáneo cómplice causó al principio enorme sensación; gero bien pronto se comprendió que se trataba de un desequilibrado ó de uno Je esos imbéciles que padecían fiebre de notoriedad. De todos modos, el interés del público ere ce de día en día, CADENAS. LA CAMPANA DE MELILLÁ DEJ NUESTROS CORRESPONSALES NOTICIAS DE LA PLAZA MEL 1 LLA, 4 5 T DE ALHUCEMAS AUtECBMAS, 4 6 T. INFORMES TAURINOS I? no de estos días comenzara en el térmi no de Rioseco (Valladolid) la tienta de becerros y baoerras de la ganadería del marqués de Villagoáio. a Prensa llegada de Méjico trae detalles de la cogida que el día 10 de Octubre sufrió en San Luis de Potosí el diestro norteamericano Harper B. Lee. Verdaderamente ha sido uno de los percances más graves que le pueden ocurrir á n diestro en la plaza. Fue al poner un par de banderillas á su segundo toro, que era ás la Laguna del Blanquillo. Entró paso á paso, con ceñido cuarteo obre el lado derecho, no pudiéndose marchar al cortar el toro el terreno por dicko lado. Le empitonó la res por la ingle derecha al mismo tiempo de clavar el diestro el par. Se levantó y quiso clavar otro, pero fue llevado á la fuerza á la enfermería, donde se le apreció una cornada de doce centímetros y se víó que sufría una mutilación horrorosa, que ocasionó abundantísima hemorragia. Conducido á un consultorio particular, Subió mucho la temperatura del paciente, y más tarde descendió hasta 34 grados, por lo que se temió un funesto desenlace. Se celebró junta de médicos y se le hizo una importante cura, eon la que parece que se le salvó de la muerte, pues el jueves siguiente, ¡ue es hasta donde alcanzan las noticias recibidas, su estado era relativaineute satisfactorio. Hace más de doce años que en la misma plaza de San Luis de Potosí sufrió el diestro español Villita una cornada con análogas consecuencias que la de Harper B. Lee. L HToda la noche ha estado lloviendo copio sámente. Esta mañana, después dé un furioso aguacero, el viento se llevó las nubes y el cielo quedó despejado. Pero los caminos han quedado en un estado tal que ha sido imposible ultimar el racionamiento de Zelaám ni traer la artillaría que ha sido relevada. A la una de la tarde regresó de Nador el regimiento de Saboya. Ha quedado acampado en Cabrerizas. A las dos de la tarde se efectuó la colocación de la lápida en la tumba del general Pintas, asistiendo al acto la viwda, un hermano, todos los generales ue había en la plaza, comisiones de todos los Cuerpos y el comandante Bouquereaux. Dícese que á raíz de la conferencia ¡ue en las inmediaciones de zoco El Hach celebró El Bachir con los jefes de la harca, y en la que estaban representados los beni- buifrur, el caid Miz- zian convocó á sus amigos á una junta, que se celebró en Taxuda, y á la cual asistieron los más caracterizados caídes y cabos de cabila. Eu ella se acordó no hacer fuego contra las tropas españolas hasta que regrese El Schaldy con los cincuenta amigos que le acompt- üan en su viaje á Fez. Los cabileños creen que El Schaldy no volverá hasta el lunes ó jueves de la próxima semana, y si las órdenes que traiga coincidiesen con las del Bachir, la terminación de la guerra sería un hecho, conformándose los moros con las condiciones que les impusieran los españoles. El Mizian hizo saber á los cabos de las cabilas que quien disparase un solo tiro contra los españoles sin ser atacado sería multado con cincuenta duros, perdería el fusil y sería encadenado. De todo ello procede la tranquilidad que reina actualmente. Aunque con al gana dificultad, ha terminado el desembarque del material del hospital móvil que trajo el Menorquín. Ha embarcado con dirección á España nuestro compañero Alfonso R. Santa María. En vista del mal tiempo, los emisarios de Muley Hafid han suspendido el viaje que proyectaban realizar á Zeluán. MEL 1 LLA, 4 I I N. ontinúan los moros sin hostilizar. Desde la plaza se los ve perfectamente ocupados en remediar los desperfectos que han causado los temporales. Llegó el cañonero Doña Maña de Molina, comunicó con la plaza y contmaé sa crucero por la costa. También pasó á la vista, prooeáeute del Peñón y con rumbo á Melilla, el acorazado Carlos V. NOTICIAS DIVERSAS TELEGRÁFICAS BURGOS, 4 7 N. 1- B an salido para Melilla dos baterías del 1 te- roer regimiento montado de Artillería, con material Saint- Chamond. Van mandadas por los capitanes D. Federico Gil y D. Ángel Palacios. En la estación fueron despedidos por las autoridades y corporaciones, siendo obsequiados los soldados expedicionarios con tabaco y dinero. ALiYiemAj 3 j 2 N 1- 1 oy han sido dados de alta en este hospital de sangre los siguientes heridos: Cazadores de Cataluña, Gregorio Antón Benito, natural de Fuertearmengol (Soria) Cazadores de Arapiles, José Cerdeira Fernández, de Madrid; regimiento de Alfonso XII, Salvador Folgado Rodrigo, de Valencia; ifi mixto de Ingenieros, Saturnino Mandado Alvarez, de Baños de Montemayor (Cáceres) Cazadores de Tarifa, José García Puertos, de Torreón (Granada) Administración Militar, Isabelo Alvarez Alvaro, de Avila; Cazadores de Segorbe, Claudio Chamorro Gasquet, de N artillar de Per- la (Badajoz) regimiento de León, Federico Sardina Morales, de Badajoz; Cazadores de Baibastro, Casimiro del Pozo Fraile, de Sal vatierra (Salamanca) 1l LAS BAJAS DE LA VALENCIA, 4 1 0 N pjl general Marina ha obsequiado á última hora de la tarde con un té al esmandante Bougueraif. Asistieron á la fiesta la esposa y Ja hija del general en jefe, el infante D. Carlos, que acababa de regresar de Nador, y los jefes del Estado Mayor de la plaza y de los Cuerpos del ejército de operaciones. El comandante Bouguerau regresa esta noche á Oran á bordo de un barco francés. El temporal ha ocasionado grandes destrozos en el ferrocarril de la bocana. Ha regresado de Zeluán el batallón de Cazadores de Segorbe. En esta última posición quedarán definitivamente instaladas dos baterías de montaña y una ñia Saint Chamond, y cuatro en Nador. 1 En Zeluán hay aprovisionadas 100.000 raciones. A los seit. 8. es í tógi íifes de profesión Los convoyes se harán de hoy en adelany íátosffiitci. iií ttos sse eavíera á, la SSe- te cada cuatro días. flsaecióM ie A S fotografías soteire algún A Nador seguirán haciéndose diariamenasiiusío i e imíerés y e jíaEyitatiíe atíiaalídad s e l e s als nasá i I SK PESETAS te, pero sólo por Mar Chica. Continúa, la tranquilidad en todas las popou caeia pvneba pie pnfoliqneEsnwi. siciones. AI pie te caiía ibí g; vafi se Eín el Hospital de la Cruz Roja han falle cido Vicente Percero, soldado del Príncipe, y Raimundo RodrígueZj del a. montado de Artillería ALV. E SAp 4 I 1 TERESA procedentes de Melilla, han llegado hoy á este puerto, á bordo del Velarde, los soldados siguientes: Regimiento del Rey: Pabl i,o ¿ano, euferni de paludismo; Rafael Corral, de bronquitis, y Manuel Gómez, de paludismo. Regimiento de Infantería del Príncipe, númer 3: Manuel Priego Castro, ron paludismo; José Várela Vila, paludismo; Diinas Ceático Viena, reumatismo; Aquilino Cuesta Ca illa, paladismo: Isidoro González, gastritis; Modesto López García, bronquitis, y Antonio López Fernándee, reumatismo Cazadores de Cataluña: Emiíío Biderall Santane, Bronquitis, y AntoaioBíasn Oríes a gastritis. Regimiento de Burgos: Rafael González y Arturo, reumatismo; Eloreueio Cabrera, ídem; Saturnino Provecho, palud. sno, y Venancio Hueza Humanos, gastritis Regimiento de Guipú ¿coa Angei Rina Ovieco. i i- anot,