Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES 20 DE OCTUBRE DE 1909. EDICIÓN i. 8 PAG. 8; anunciaba que iba á ser breve; protestaba por adelantado de que su ánimo no era inferir agravios, satisfacer un deseo de venganza, molestar á personas. No, hablaba en cumplimiento de un deber y acudiendo á las repetidas alusiones del jefe liberal. El Sr. Cierva iba haciendo menudamente la historia de lo ocurrido en Barcelona; de cuando en cuaudo se detenía y se inclinaba sobre el pupitre para coger un papel; luego, lentamente, sin apresurarse, se ponía los lentes y leía el documento. Continuaba después hablando. De los bancos republicanos ó liberales partía una interrupción. Hacía una pausa el orador; echaba el cuerpo hacia adelante para escuchar mejor, y á seguida, sin alterarse, con voz tranquila, reposada, recogía la alusión y reanudaba el hilo de su discurso. Algunos diputados conservadores abandonaban los escaños. Una voz gritaba: ¡3 e jiarcha la mayoría! El Sr. Cierva proseguía dando menudos detalles- y leyendo papeles. En las oposiciones había un signo de cansancio. El orador, volviéndose hacia los diputados próximos, decía en voz baja: Ya se animarán Se ha ido animando, en efecto, el salón. Se hablaba de la Prensa. Algunos diputados periodistas acudían apresuradamente á los escaños. El Sr. Cierva hablaba irónicamente, sarcásticamente, de la Prensa, que bajo la censura se excusaba con la censura de su silencio ante las campañas difamatorias del extranjero, y que luego, sin censura, ha continuado en el mismo silencio. Estaban ya completamente llenos los escaños y los alrededores del estrado presidencial. Ahora el orador hablaba de periódicos que, habiendo recibido un despacho en el cual se consignaba que el número de- concurrentes á una- manifestación en París había sido el de 12.000, los había convertido en 120.000. Resonaba una ex plosión de carcajadas y de rumores en los bancos ministeriales. Luego el orador citaba el texto de otro periódico en que, hablando de la represión en Barcelona, se decía que habían sido fusilados docenas y docenas y que de España salían para Fer dando Poo cuerdas de deportados. Las interrupciones couan á cada momento la palabra del Sr. Cierva; el orador, inmóvil, tranquilo, espera que la algazara pase. Luego, con el mismo tono de reposo y de placidez, prosigue en su argumentación. ¿Vhora el Sr. Cierva ha cogido del voluminoso rimero un papel, se ha puesto los lentes y ha comenzado á leer. Son instrucciones del ministro de la Guerra al gobernador de la plaza de Melilla. Se dice en ellas que se debe tener mucho cuidado con los periodistas; se habla de sus mentiras y exageraciones se recomienda una censura severa y se termina diciendo que no se deben permitir ataques al Gobierno ó á sus delegados. En la Cámara se produce un movimiento de profundo interés. ¿Cuándo han sido dictadas estas disposiciones? El orador termina su lectura; luego, lentamente, sin dar importancia, aparentemente, á lo leído, añade: Palabras del general López Domínguez, ministro de la Guerra, al general Margallo. Suena un ruidoso y largo aplauso en los escaños ministeriales. El orador, impertérrito, sigue desenvolviendo su argumentación. Se trata de una acusación en regla, minueiosa, contra cierta parte de la Prensa. Como por encanto, el residenciado se ha convertido en acusador. El discurso del ministro de la Gobernación merece ser leído, no en extractos, sino íntegramente. Cuando el orador ha terminado, una larga y ruidosa ovación ha parti do de la mayoría conservadora. Todos los diputados ministeriales han desfilado ante el banco azul y hau ido estrechando la mano del ministro. AZOR 1 N, LA CAMPAÑA DE MELJLLA DE NUESTROS C O R R E S P O N S A I- E I S TELEGRAMAS OFICIALES BULLA, 18, I I N. oy ha transcurrido el día sin novedad. tíl Car os V salió esta mañana y ha bombardeado posiciones visibles que el enemigo tiene en alturas próximas á cabo Negn, y el Osado los poblados de las inmediaciones de cabo Abdano, regresando al puerto esta tarde. En Nador, á última hora tarde ayer y durante noche, enemigo hecho fuego con intensidad sobre campamentos y altaras dicho punto, siendo rechazado enérgicamente por fuerzas servicio, resultando cinco individuos tropa heridos y dos contusos. Anoche á las doce, en inmediaciones campamento batallón Tarifa, al ir un cabo recorrer centinelas sonó un disparo, resultando éste herido, y efectuado en el acto un reconocimiento no se encontró á nadie; se supone que disparo sería hecho por algún enemigo oculto barranco próximo. En operación efectuada ayer por fuerzas primera división, según noticias recibidas y observación hecha desde el globo, se calculan en trescientas las bajas causadas ai enemigo. MEL 1 LLA, 19, I M A yer tarde, á 1 a ñora d i la aguada en Ze luán, se presentó numeroso enemigo atacando fuerzas protección por distintas partes aprovechando condiciones terreno. Ordenó general Tovar saliera coronel de Pavía con cuatro escuadrones apoyados por batallones Segorbe, Arapiles y una. batería Schneider al mando general Alfau, tomando, el de todas las fuerzas S. A. el infante don Canos. Enemigo fue completamente dispersado y rechazado con bastantes bajas, siendo las nuestras un sargento, muerto, y comandante de Pavía y diez tropa, heridos. MELILLA, I 3 mouu penosísimo. Los trabajos de descarga en los muelles han tenido que ser suspendidos, y lo propio ha ocurr do con las obras du los ferrocarriles mineros. El vaporcito auxiliar de la Transatlántica ha tenido que zarpar con rumbo á Chafanuas. Seguimos, y con hoy van dos uias, sin correo. Esta mañana se han celeoraao en la igle sia solemnes funerales por el eterno descanso del capitán Sr. Rodríguez Salgado. BOMBARDEO EN TTSS FORCAS p l crucero Oarlos Vbombardeó amache las posiciones visibles del enemigo en las alturas de Cabo Negrí. El Osado hizo lo mismo con los poblado de Cabo Udene. El bombardeo tuyo por objeto castigar los rífenos que habían tiroteado los vapores Sevilla y Alonso Pinzón cuando pasaban ante a ensenada de los Charranes. Los disparos del Carlos? y del Osada causaron enormes destrozos en los grupos enemigos. Se les vio perfectamente huir y refugiarse en la mezquita, en donde permanecieron más de una hora, sabedores de que el general Marina tiene dada orden de que se respeten estos edificios. Los buques, en efecto, suspendieron el fuego, y cuando los vieron salir volvieron á disparar, causándoles muchas bajas. En el campamento ocupado por el bata llón de Tarifa hubo anoche algún movimiento y tiroteo, resultando un- cabo herido, Se sabe que la harca ha recibido grandes refuerzos de las cabilas del interior, calculándose que el enemigo cuenta hoy con más de 10.000 hombres, todos concentrados en Beni- Buifrur. Según cálculos necnos desde el gloDo, el enemigo sufrió ayer más de 300 bajas. SANTAMA. ÍÜA- ÜAR- CAK T res madrugada enemigo ha hos i izado campamento general Orozco, en Nador, y en espeual reducto y monte Arbox, con nutrido fuego, que ha durado hasta amanecer y que ha siao contestado enérgicamente bajo una lluvia torrencial, rechazando al enemigo, el que nos causó dos heridos tropa de Saboya. Como coasecueucia combate ayer en Valúan, de que di conocimiento esta mañaua, en regimieuto de Pavía ha habido cuatro caballos muertos y seis heridos; en Lusitania; dos caballos heridos, y cuatro en Alfonso XII; en las demás posiciones no ocurre novedad. Continúa lluvia con bastante fuerza, lo que dificulta mucho movimiento convoyes y abastecimiento fuerza. Tuestros compañeros Santamaría y Gar Car, -en una conferencia telegráfica fechada ayer en Melilla á las cinco y quince de la tarde, nos dicen lo siguiente: Continúael telegrama anterior referente á Nador. Tur envió hoy dos conferencias. Como á la hora de cerrar la edición no hemos recibido aún la primera á que nuestros compañeros se refieren, tenemos que limitarnos á dar las siguientes noticias en- la forma incongruente que verá el lector. T os compañías Sel segundo batallón de 1 regimiento de Wad Ras salieron á proteger el frente izquierdo más avanzado de este reducto, donde estáa instalados e) parque aerostático, ¡a sección teleoráfica y la ambulancia de la Cruz Roja. Convencidos los moros tras ligero tirotee de la imposibilidad de realizar su intento dirigieron nuevamente el fuego contra los soldados del Rey y de León y la segunda loma, protegidos por las sombras de la noche y favorecidos por las chumberas oróximas. Algunos grupos llevaron su osadía al ex tremo de avanzar hasta cien pasos de las mismas faldas de la loma. El fuego que los soldados les hicieron pot descargas cerradas debieron causarles muchísimas bajas, pues más tarde, cuando el tiroteo había cesado, se vio muchos moros que, provistos de luces, iban buscando eii tre las chumberas, y; retirándolos, uuuew NADOn, ICJ. CONTRA LOMAS DE NADOR EL DÍA DE AYCR MELJLLA, 19, í T. pista lloviendo desde media noche. Empe zó la lluvia débilmente y se fue acen tuando á medida que llegaba el día, hasta convertirse ya de madrugada en torrenciales aguaceros, que impulsados por violentísimas ráfagas de aire convirtieron las calles en lodazales y los campamentos en lagunas. El del barrio de Triana especialmente, donde están instalados los Húsares de la Princesa, está hecho un verdadero fangal. l,o s caballos se hallan á la intemperie. Los caminos estáa intransitables. E! servicio de convoyes se hace por, esta causa de sosjmltos. ülinilfUMiíinrui iiBmirannKiíinriinFiiininimimiiimimir